jueves 04.06.2020

¿Porque Podemos le llama "pacto a la valenciana" si no lo es?

En el Consell de la Generalitat Valenciana no hay ningún componente de Podemos sino sólo del PSOE y Compromís. 

Tras las elecciones del 20-D no hay día que no aparezca en los medios alguna alusión al llamado «pacto a la valenciana», referente icónico de un pacto de izquierdas del que todos han escuchado hablar pero pocos saben en que consiste.

En las negociaciones postelectorales, Podemos ha transmitido que sólo hay dos opciones de gobernabilidad para evitar unas nuevas elecciones: la llamada gran coalición (PP-PSOE-Ciudadanos) o bien un pacto de progreso (PSOE-Podemos, IU-UP y Compromís) que la formación morada ha popularizado con el nombre de «pacto a la valenciana», denominación inadecuada que induce a la confusión siendo que en el Consell de la Generalitat Valenciana no hay ningún componente de Podemos sino sólo del PSOE y Compromís. 

Si rebobinamos a finales de mayo de 2015, nos encontramos con que, tras las elecciones autonómicas, el secretario general de Podemos en la Comunitat Valenciana, Antonio Montiel, declaró que su partido nunca formaría parte «ni directa ni indirectamente» del nuevo Consell. Y así fue, de tal modo que la presidencia de la Generalitat fue para el PSOE (Ximo Puig), la vicepresidencia para Compromís (Mónica Oltra) y en el reparto de las diez consellerías, Podemos renunció a las dos que podrían haberle correspondido. 

Dijo también Montiel que «tenemos claro que facilitaremos un gobierno de progreso, porque no podemos permitir, ni por acción ni por omisión, que se produzca una situación que favorezca al PP», aunque insistía en que Podemos no formaría parte del gobierno. Es decir, la actitud de Montiel en nada coincidía con las aspiraciones  (no dudo que legítimas) que meses después manifestaría Pablo Iglesias cuando, mientras pedía un pacto a la valenciana como el suscrito por Ximo Puig, Mónica Oltra y Antonio Montiel, hacía una libre interpretación del mismo y exigía como condición una vicepresidencia de Gobierno y varios ministerios.

Nada de esto tendría importancia si no fuera porque, fuera de la Comunitat Valenciana, existe la falsa creencia de que Generalitat Valenciana gobierna un tripartito con Podemos como segunda fuerza política, al dar por sentado —craso error— que Compromís es una formación minoritario —como sucede a nivel nacional en el Congreso de los Diputados— cuando esto no es así, ni de lejos, en Valencia.

Otro dato que Podemos nunca saca a relucir es que al «pacto a la valenciana» no se llegó por unanimidad, pues de los 13 diputados que Podemos tiene en las Cortes Valencianas (Compromís tiene 19 y el PSPV-PSOE 23) cinco votaron «no» a la investidura del candidato socialista a la presidencia y solo ocho dieron el «sí».

Si a esto sumamos que Podemos tiende a hacer propios los éxitos de su partidos satélites —también llamados confluencias—, se entiende que cuando dijo que su «referente» en Valencia era Mónica Oltra (sin mencionar, incomprensiblemente, a Antonio Montiel), inducía a pensar que Compromís es lo mismo que Podemos cuando sólo es un socio más de la amalgama de candidaturas conjuntas que la formación aglutina sin que por ello le pertenezcan.

Reconduciendo la exposición al tema principal del artículo, se puede colegir que la única similitud entre el «pacto a la valenciana», del que tanto habla Podemos, y el que en verdad gobierna en la Comunidad Valenciana, es que en ambos se produce una coalición entre la segunda y la tercera fuerza política, dejando fuera al primer partido en votos, o sea al Partido Popular. Todo lo demás es confundir y maquillar la realidad al mitificar el verdadero «pacto a la valenciana» a fuerza de presentarlo como lo que no es, porque, digámoslo claramente, Podemos no forma parte del Gobierno de la Comunidad Valenciana. 

A título personal, tras casi un año de gobierno, quiero dejar constancia de que me siento muy satisfecho con la coalición PSPV-PSOE y Compromís, un ejemplo de cómo se debe gobernar que en nada se parece a los dos largos y tediosos decenios que hemos sufrido los valencianos con el gobierno popular.

¿Porque Podemos le llama "pacto a la valenciana" si no lo es?