domingo 21.07.2019

Encuentra los mejores créditos sin intereses sin moverte de casa

Internet te abre las puertas a un mundo lleno de ofertas y propuestas de lo más interesantes.

Encuentra los mejores créditos sin intereses sin moverte de casa

A la hora de afrontar un gasto de urgencia, o cualquier coste que no se hubiera tenido en cuenta a la hora de calcular los gastos de un mes, lo habitual es buscar una solución que sirva para poner remedio rápidamente y que reduzca cualquier posible gasto adicional al mínimo. Lo más normal es buscar opciones entre los muchos préstamos sin intereses que existen.

Hay quienes acuden a propuestas muy habituales, como son los prestamos sin intereses entre particulares; pero también los hay que saben muy bien que la red de redes tiene muchas soluciones que hacerles. Acudir a un buen comparador de prestamos suele ser el primer movimiento que estas personas realizan y, si no sabías de su existencia, va siendo hora de que empieces a plantearte el recurrir a ellos.

¿Por qué? Porque son portales web que reúnen lo mejor del mercado, repasando todas las opciones de los bancos y las entidades financieras para asegurarse de que encuentres aquello que realmente encaja con lo que necesitas para la situación en la que estás.

En este caso, por ejemplo, nos estamos centrando en estos créditos sin intereses ni gastos añadidos, y es algo que puedes encontrar sin ninguna clase de problema gracias a estos portales en línea. Son una solución rápida, cómoda y tremendamente útil, son la mejor forma de encontrar las propuestas más interesantes sin tener que moverte siquiera del sofá de tu casa.

Consigue tu primer préstamo gratis sin intereses a través de internet

Puede que no lo supieras, pero ahora te lo vamos a aclarar. En internet, si buscas créditos rápidos, es muy posible que encuentres entidades financieras que te ofrezcan un primer crédito gratis, esto es, sin ninguna clase de comisión ni gasto adicional. Pides una cantidad de dinero a devolver en un plazo determinado y solo tendrás que pagar ese dinero, ni un céntimo más.

Es algo bastante interesante, puesto que la mayoría de compañías que te ofrecen esta clase de productos económicos suelen acompañarlos de unos gastos bastante elevados. Hay casos en los que la entidad bancaria o financiera de turno puede exigir una comisión de hasta el 10%, porcentaje que se traduce en un pago mucho más elevado de lo que se debería hacer en primera instancia.

Pero no es nada problemático, puesto que solo hay que bucear un poquito en las tres uves dobles para dar con esas empresas que sí se comprometen a darte algo sin tener que pagar de más. De hecho, muchas de ellas cuentan con esas ofertas que dan los préstamos gratuitos, sin nada de cargos extra.

Son atractivas, por supuesto, pero también hay que tener en cuenta algunos factores importantes. El primero de ellos es el límite de dinero, y es que es habitual que limiten el total de importe a solicitar con un máximo de 300 euros. El solicitante debe quedarse con esa opción sin optar a más, siempre y cuando no quiera pagar ese porcentaje adicional.

El otro factor es el tiempo. Cualquier persona que pida un crédito en línea sabrá que puede ajustar el plazo de devolución en función de lo que considere adecuado. No obstante, con estos préstamos gratuitos esa opción queda descartada y, generalmente, todo se limita a un máximo de 30 días para devolver el importe solicitado.

Afortunadamente, estas entidades son algo más flexibles que las habituales y, en el caso de no poder cumplir con el plazo establecido, dan un tiempo de gracia adicional para que se pueda proseguir y terminar de formalizar los pagos correspondientes.

De hecho, la flexibilidad es otro de los factores que suele acompañar a estos préstamos en línea sin costes. Tanto es así, que las personas con ASNEF también pueden pedirlos sin tener que sacrificar demasiado, de hecho, la única diferencia con el trámite sin ASNEF está en aportar un documento que corrobore que se cuenta con dinero para afrontar el crédito, algo que se puede resolver con una sencilla nómina.

Si quieres, internet puede ofrecerte esos créditos gratuitos y sin intereses a una velocidad pasmosa. En cuestión de minutos puedes recibir en tu cuenta ese dinero que necesitas para un pago de última hora, y todo de forma que no haya peligro alguno para tu cuenta bancaria, siempre a través de plataformas fiables y compañías prestigiosas.

Algo que puedes hacer desde el mismo salón de tu casa, desde la comodidad del sofá y sin tener que preocuparte por nada. La red de redes está repleta de cada vez más soluciones interesantes, y estas no hacen más que demostrar que las cosas pueden cambiar mucho, que ya no hay que pararse a esperar en una oficina, ni aportar toneladas de documentos para conseguir un préstamo.