#TEMP
jueves. 18.08.2022

Prostitución en tiempos de pandemia. La invisibilidad de este sector de la población

Este tema del ejercicio de la prostitución en tiempos de pandemia es complejo, escurridizo y con frecuencia se mira para otro lado, provocando la invisibilidad de este sector de la población. Esto ha llevado a la estigmatización, la violencia y abandono de la mayoría de este colectivo, que generalmente mal subsiste con el ejercicio de su trabajo en la esfera de la sexualidad marginal,

Debido a las recomendaciones de la OMS, se plantearon en los distintos países cuarentenas, restricciones de movilidad etc. Esto afecta al ejercicio de determinadas actividades laborales que se hacen fuera de casa, como es la prostitución, en especial la que pertenece a un nivel más bajo.

En un trabajo de campo realizado en Colombia por una voluntaria, con las monjas adoratrices, que intentan acercar a las prostitutas a una vida normalizada, ofreciéndoles empleos alternativos, se concluye que, aunque la pandemia por Covid 19 reimpulsó los debates acerca de la prostitución, no generó efectos positivos sobre esta población y fue más estigmatizada por la pandemia. Hasta tal punto llegaron los debates en este país, que se pensó si el virus de la Covid 19 era un “aliado” para lograr el objetivo de erradicar la prostitución. 

En un estudio realizado en Argentina, en la Universidad de Córdoba, se entrevista a trabajadoras sexuales, en tres momentos, al principio de la pandemia, a los dos meses   y a los seis meses en 2020. Durante el período estudiado, se observó la reagudización de los problemas ya existentes, como la situación de vulnerabilidad económica, la represión y un mayor intervencionismo policial. Ante esta difícil situación para este sector, se desarrollaron distintas estrategias colectivas y solidarias, haciendo visible los problemas por los que atravesaban, a través de las redes sociales para colectas solidarias. Otras estrategias se basaron en el trabajo de acompañamiento y apoyo a través de delegadas para ayudas a este grupo social, llevando alimentos a estas mujeres.

En un estudio hecho en el Salvador, se refleja que el trabajo sexual ha sido afectado especialmente por las medidas tomas por el gobierno para contener la pandemia del Covid 19, dado que, en esta forma de trabajar el contacto físico directo supone un alto riesgo de contagio, lo que impactó de forma directa y particular en estas mujeres. Además, en este país con la llegada de la pandemia, los recursos públicos, en gran pate se dedicaron a los enfermos con Covid 19, lo que hizo que disminuyeran los recursos para para otras áreas de la salud, entre ellas la salud de la esfera sexual y reproductiva. En este estudio se propone crear un marco legal, que permitiría a estas mujeres unas mínimas garantías de acceso a una protección social, en especial el acceso a los servicios de salud.

En un estudio hecho en las Islas Canarias, por Médicos del Mundo Canarias, las mujeres prostitutas y los transexuales tienen un mayor riesgo de enfrentarse a diferentes tipos de discriminación en esta pandemia, como no ser tenidas en cuenta a la hora de planificar circuitos de atención sanitaria, acceso a los test de detección u otras medidas de protección durante la pandemia y especialmente en los períodos de cuarentena. Estos colectivos, especialmente vulnerables, están mayoritariamente representados por mujeres inmigrantes y racializadas. 

Dada la realidad de que las trabajadoras sexuales están en nuestra sociedad, y que en esta situación de pandemia Covid 19, son una población especialmente vulnerable y de muy difícil seguimiento, en caso de infección por esta pandemia, con el riesgo de trasmisión a los usuarios de sus servicios, lo que conlleva a un problema importante de salud pública, sería un momento de reflexión para la posible toma de medidas de la Administración, que eviten el negacionismo y la invisibilidad de este sector social.

Prostitución en tiempos de pandemia. La invisibilidad de este sector de la población