martes. 05.03.2024
ave

En los dos últimos años, el número de viajeros en tren en el trayecto A Coruña-Madrid ha experimentado un crecimiento 18 veces mayor que el de desplazamientos en avión. Si bien en cifras absolutas los viajeros de aerolíneas siguen siendo muchos más en esa línea (532.294), aunque el crecimiento experimentado desde 2012 es sólo del 3,4%. En el mismo periodo, la conexión entre ambas ciudades por red ferroviaria ha crecido de 68.300 viajeros a 112.700 observando un aumento del  65% para dicho periodo.

Estos datos se explican gracias a la presencia de servicios de ferrocarril más eficazes como el Alvia y el Ave en la ciudad coruñesa, un hecho que también justifica que la ruta Santiago-A Coruña sea la que más ha crecido en España entre 2008 y 2013. Un trayecto que ha visto prácticamente duplicado su número de pasajeros, incrementando sus registros hasta en un 90%. Y es que el tiempo que separa a las dos urbes se ha reducido hasta los 28 minutos. Y es que a pesar de existir numerosas compañías aéreas, los trayectos por vía ferroviaria, cada vez más breves, se están adaptando perfectamente a las exigencias del siglo XXI.

En términos globales, las cifras en España hablan por sí solas. Pese a que el avión sigue siendo un transporte de referencia para aquellos que se mueven por el interior del país (29,2 millones de usuarios), su crecimiento fue insulso si lo comparamos con el de usuarios de tren de media y larga distancia, en los que se incluye el AVE. Hasta en un 15,9% creció la demanda para desplazarse a través de la vía férrea.

Aunque para confirmar su resistencia y plantar batalla al tren siempre quedará la propuesta de Iberia. Luis Gallego, presidente ejecutivo de la compañía, ha declarado que el puente aéreo entre Madrid y Barcelona, que cubre el recorrido con conexiones cada hora, no va a desaparecer. La propuesta es hoy en día deficitaria, pero la fórmula para rentabilizarla de nuevo será pasarla a filiales como Iberia Express o Air Nostrum.

La propuesta ferroviaria está en alza