sábado. 15.06.2024
acto_libro_espelosin
De izq. a dcha.: Eduardo Mangada, Juan Barranco, Jesús Espelosín, Alex de la Iglesia y Luis del Val.

Si eres de Madrid seguro que habrás oído hablar de la Operación Chamartín. La que se ha bautizado varias veces como la más importante operación urbanística de la capital forma ya parte de la memoria colectiva de la ciudad. Pero es una memoria líquida o gaseosa, sin cimientos; sabemos que está ahí, pero nadie sabe muy bien lo que es, cómo es o si acaso es o será.

De ‘Operación Chamartín’, pasando por ‘Prolongación de la Castellana’, ‘Castellana Norte’, ‘Madrid Puerta Norte’, a ‘Madrid Nuevo Norte’ El ingeniero y exconcejal Jesús Espelosín nos trae una nueva entrega de la serie: ‘Tercera década de una historia en el metaverso’. Se trata de su segundo libro sobre lo que se ha convertido en todo un culebrón urbanístico que lleva metido en la rueda del ratón treinta años, engordando la burbuja de la especulación inmobiliaria y convirtiéndose en un completo activo financiero.

El libro de Espelosín se presentó esta semana en Madrid en un acto en el que el autor quiso contar con un periodista (Luis del Val), un director de cine (Alex de la Iglesia), un exalcalde de Madrid (Juan Barranco) y un arquitecto (Eduardo Mangada) para intentar poner un poco de luz a esta historia y hacerlo con humor, claro, porque la misma tiene cierta guasa.

Para retrotraernos debemos acudir al primer volumen de Espelosín, publicado en 2013 bajo el título ‘Operación Chamartín. Historia de una realidad virtual’. Año 1993. Dos actores principales: RENFE y DUCCH S.A, propiedad del BBVA. La primera, que necesitaba liquidez para cuadrar sus cuentas, adjudica, en un “ominoso concurso público”, según lo califica el autor, la adquisición de suelo público para construir un nuevo barrio diseñado por el arquitecto Ricardo Bofill. En esos momentos la capacidad edificatoria era de 187.358 metros cuadrados. Pero, atención, veinte años después, en 2013, el suelo se multiplicó por diez hasta alcanzar 1,8 millones de metros cuadrados de aprovechamiento urbanístico en manos del BBVA. Diez años después, en 2023, todo sigue igual: ni RENFE ha recibido un solo euro, ni se ha puesto un solo ladrillo. Por el camino, modificaciones de contratos, de leyes y recalificaciones del suelo, siempre a favor de BBVA y de la ahora empresa que gestiona, que no es DUCH, sino CMNN S.A.

libro_jesus_espelosin
Portada del libro. 

Treinta años han pasado y la Operación ha sido bendecida por varios papas y ha tenido unos cuantos y sonados bautizos. Solo hay que hacer un repaso por el trabajo documental que hace Espelosín de prensa y documentos oficiales para este segundo libro. Un recopilatorio que se expuso de forma resumida en el acto, en paneles de bocadillos, lo que el autor llama ‘momentos estelares’. titulares de prensa desde 1995 hasta ahora y que se repiten sistemáticamente en una especie de déjà vu: acuerdo institucional… arranca la operación Chamartín... luz verde… arranca la nueva city… ya está en marcha… se viste (definitivamente) de largo… día 1…

Treinta años con la misma cantinela. Anuncios, promesas y unos últimos apuntes de prensa: “Las grúas no llegarán a Madrid Nuevo Norte hasta 2026”. Vaya, quién lo iba a decir. Y no solo, por el camino los compromisos habituales de nuestros responsables públicos en cuanto a inversión y empleo. Hay muchos, de todos los colores políticos. Sus nombres y apellidos forman parte de la página 7 del libro, ‘reconocimiento y agradecimiento’ que el autor cita con mucha sorna. Quizá porque ninguno de ellos ha hecho nada por mejorar/adecuar/ las líneas de un proyecto ciertamente dudoso en muchos aspectos y que por ello precisamente ha llegado a los tribunales. Ministros, presidentes autonómicos, alcaldes, otros tantos responsables (vean, vean, ahí los tienen en el libro) subidos también a esa rueda del ratón.

Para el arquitecto Eduardo Mangada es un “atentado urbanístico”, una “triste herencia” y una “pésima hipoteca”. Para el exalcalde Juan Barranco se trata de una operación que “nació mal y se ha desarrollado peor”, además de retraer a la hacienda pública hasta 100 millones de euros en IBI, que no se ha pagado, según recordó.

Para el autor Jesús Espelosín esto es una historia sin fin que superará en tiempo a la obra de El Escorial. Dispuesto está a publicar una tercera entrega dentro de diez años y, mientras tanto, quizá se anime el cineasta Alex de la Iglesia y nos haga un remake de ‘El día de la bestia’, pero ya no con las Torres Kio de protagonistas. Todo se andará. Desde luego para guion tiene, y mucho.

¿Quieres hacerte con un ejemplar? Pincha aquí.

paneles_libro_chamartin
Panel para la presentación del libro.

NOTA. Tanto Eduardo Mangada, como Jesús Gago como el propio Jesús Espelosín y otros colaboradores como Félix Arias llevan años ilustrándonos en las páginas de Nuevatribuna sobre la Operación Chamartín.

Operación Chamartín: da para un libro (si no dos) y hasta para una película