miércoles. 17.04.2024

La xenofobia de Vic llega a Madrid

El ayuntamiento madrileño de Torrejón de Ardoz, es otro de los municipios que aplica la ‘política Vic’. Desde hace casi un año no permite a los ‘sin papeles’ empadronarse. Sus inmigrantes están sin sanidad y sus hijos no pueden acceder a la escuela. Sin embargo el alcalde presume de reducir el número de inmigrantes y de cumplir la Ley.
NUEVATRIBUNA.ES - 14.01.2010

Las predicciones de algunas asociaciones de inmigrantes se han cumplido. La iniciativa del Ayuntamiento de Vic (Barcelona) de no empadronar a los ‘sin papeles’ de la ciudad se extiende a otro ayuntamiento, en este caso de la Comunidad de Madrid.

Hace casi un año que el ayuntamiento de Torrejón de Ardoz (gobernado por el PP) lleva a cabo la misma práctica. Fue en octubre de 2008 cuando modificaron las normas de empadronamiento. Requisitos más estrictos para reducir el número de inmigrantes en el ayuntamiento.

Los inmigrantes que intentan empadronarse en Torrejón deben acreditar que viven en un mínimo de 20 metros cuadrados útiles por persona a la hora de compartir un piso, si no hay grado de parentesco o este es lejano. No podrán censarse aquellos extranjeros no comunitarios en los que su pasaporte figure un visado de turista. “Tanto Vic como Torrejón de Ardoz vulneran la Ley”, explicó a nuevatribuna.es el coordinador de Extranjería del Colegio de Abogados de Madrid, Marcelo Belgrano.

No poder empadronarse supone que una persona no pueda acceder a la sanidad pública o que los menores no puedan optar a una Educación. Según Izquierda Unida de Torrejón de Ardoz, esta falta de servicios la llevan padeciendo un año los ‘sin papeles’ de la ciudad.

La coalición además critica cómo el equipo de gobierno del Consistorio se jacta de haber conseguido reducir hasta en un 57% las altas en el padrón municipal. Pero según IU, no es que se esté reduciendo el número de inmigrantes sino que “se les está condenando a la más absoluta clandestinidad”, ha señalado José Fernández, coordinador de IU en Torrejón.

Izquierda Unida ha denunciado el caso ante el Defensor del Pueblo y el Defensor del Menor, por los problemas de escolarización que estas normas están provocando. Ayer remitieron una carta a la vicepresidenta, María Teresa Fernández de la Vega, recordando que lo que ocurre en este municipio madrileño es tanto o más grave que lo de Vic.

El ayuntamiento de Torrejón señala que el único objetivo de su normativa es mejorar la convivencia en el municipio y evitar la proliferación de pisos patera. Niegan cualquier intencionalidad xenófoba en la medida y consideran que están habilitados para adoptar esas decisiones. Sin embargo una de las propuestas fundamentales del programa electoral del PP en Torrejón era “limitar la inmigración en el municipio”.

La xenofobia de Vic llega a Madrid
Comentarios