martes 31.03.2020

¿Y si los comedores escolares fueran así?

¿Imaginas a tu hija o hijo comiendo en un entorno amigable y menos ruidoso? Conoce esta propuesta que aspira a transformar los comedores de varios colegios del centro de Madrid.

¿Y si los comedores escolares fueran así?

"Comedores arte-sanos" es el nombre de esta propuesta de transformación de los comedores de nueve colegios del distrito Centro de Madrid, que concurre en la convocatoria de presupuestos participativos 2018 del Ayuntamiento.  Su objetivo es mejorar el entorno de los comedores a partir de cuatro claves: confort acústico, embellecimiento del espacio, valores sociales y salud. "El alumnado realiza una actividad fundamental del horario lectivo, como es la comida, en un entorno que muchas veces es poco adecuado; lo que proponemos es transformarlo, uniendo en una sola idea criterios estéticos y conceptos de vida saludable", señala la arquitecta Patricia Leal, integrante de la Asociación de Familias del Alumnado (AFA) del CEIP Nuestra Señora de La Paloma; "del mismo modo que en el aula se hace el aprendizaje, las zonas comunes, como patios, comedores, pasillos o salones de actos, también son espacios educativos y pueden ir evolucionando para que todo el colegio sea espacio de aprendizaje, siempre teniendo en cuenta que, al final, cualquier cambio depende de las direcciones de los centros y de las administraciones municipal y autonómica".

comedoresARTE-SANOS

Así quedaría el comedor del CEIP La Paloma, en caso de llevarse a cabo la idea (Fotos: Paula Lupiáñez)

Uniendo el desarrollo de talleres de creación colectiva -para alumnos, familias y profesorado- con una intervención técnica en techos y superficies, se pretende introducir luz, color y elementos naturales, fomentando una nutrición saludable y la transversalidad en el currículo escolar. Para Leal, "desde la escuela infantil al bachillerato se va perdiendo confortabilidad en los centros educativos, se despersonaliza el espacio; lo que queremos es fomentar la participación, meter el arte en la educación, despertar la sensibilidad del alumnado y del resto de participantes en la comunidad educativa". El reto es convertir los comedores en lugares más confortables y menos ruidosos, conjugando arte y salud.

Las autoras de la idea participaron el año pasado en Red de Patios, consistente en la transformación de los patios de los CEIP Santa María y Nuestra Señora de La Paloma, con la positiva implicación tanto de la comunidad educativa de ambos colegios como de la Junta de Centro: "Estamos convencidas de que cambiando el entorno cambian las dinámicas; en el caso de los patios hemos comprobado que, en apenas seis meses, los comportamientos ya son distintos, el alumnado se relaciona de otra manera en los recreos y se han reducido los conflictos", añade Leal.

 

1.MIX-PATIO

El patio del CEIP La Paloma, antes y después de la intervención llevada a cabo el año pasado

Para Paula Lupiáñez, diseñadora gráfica y también integrante de la AFA, "sería algo así como ir de picnic, hacer del momento de la comida algo especial, contar a los chicos y a las chicas que de alguna manera estamos en medio de la naturaleza y nos la comemos, hacer pedagogía".

"Decide Madrid" tiene un monto global de 30 millones de euros, de los que 2.474.105 van para el distrito centro. El presupuesto estimado para la ejecución de la idea en los nueve colegios públicos de esta zona de la capital es de 63.000 euros (7.000 euros por colegio". Puedes apoyar esta propuesta de "Comedores arte-sanos" pinchando y votando aquí.

¿Y si los comedores escolares fueran así?
Comentarios