#TEMP
miércoles. 10.08.2022
MUJER Y TECNOLOGÍA

Fuga de talento femenino en las empresas TIC en España

El 70% de las empresas TIC españolas no tiene tecnólogas en su plantillas.

Mujeres TIC

Las mujeres representan el 56% de las matriculaciones universitarias y el 60% de las egresadas también son féminas.

Sin embargo, solo un 13% son egresadas en informática y un ínfimo 0,5% son expertas en Inteligencia Artificial, una de las ramas más demandadas en el mercado laboral.

El porcentaje de mujeres en el conjunto de las especialidades técnicas no llega ni al 20%.

Así lo refleja el informe de UGT ‘Mujer y Tecnología 2022’ que pone de manifiesto "el desequilibrio de género en el empleo tecnológico en España" y confirma "la dificultad del tejido empresarial para construir una oferta atractiva para las tecnólogas".

de la universidad al mundo laboral
DE LA UNIVERSIDAD AL MUNDO LABORAL. FUGA DE TALENTO FEMENINO

INFRARREPRESENTACIÓN Y DISCRIMINACIÓN

El estudio muestra con datos la elevada infrarrepresentación y la discriminación que sufren las mujeres en este ámbito.

> solo una de cada tres firmas españolas tiene una tecnóloga en su plantilla;

> solo un 6% de las empresas puede presumir de paridad en sus puestos tecnológicos;

> el 11% de estas compañías tiene menos de un 20% de mujeres especialistas en TIC entre sus recursos humanos.

Gráfico informe UGT 'Mujer y Tecnología'
Gráfico informe UGT 'Mujer y Tecnología'

BRECHA SALARIAL

La brecha salarial de género en los puestos TIC sigue siendo alta pese a que descendió dos puntos en 2020 (último año disponible) pasando del 19% al 16,61%.

A las tecnólogas, en su primer empleo, se les ofrece un salario menor que a los hombres. Por ejemplo, para los salarios superiores a 2.500 euros, se le ofrece a un 11,2% de féminas por un 20,6% de hombres. En el extremo opuesto: el número de ingenieras con un salario inferior a 700 euros en su primer empleo es más de un 6% superior al de hombres (+26,8% vs. 20,6%).

BAJA PRESENCIA EN PUESTOS DIRECTIVOS

La infrarrepresentación de las mujeres en puestos TIC también viene marcada por su baja presencia en puestos directivos. Se ofrece un primer empleo de Dirección a hombres mucho más que a mujeres, dejando para las mujeres trabajos de “contables, administrativos o de oficina”, señala el informe.

El sindicato resalta que “las empresas reservan para las ingenieras las peores opciones: contratos a tiempo parcial, de prácticas, formación o becaría o temporal”. En el ámbito de la informática, los contratos de carácter fijo son un 7% más para el caso de los varones.

“Con estas cifras, no es de extrañar que un elevadísimo porcentaje de mujeres afirmen sufrir discriminación por género y que abandonen antes, de media, la carrera profesional”, denuncia el sindicato.

SIN IGUALDAD DE OPORTUNIDADES

El estudio recoge que el 27% de las jóvenes investigadoras han sufrido discriminación por género (y más de un 8% acoso sexual) y casi un 40% de las mujeres en puesto TIC declaran haber sufrido discriminación en el último año.

Además, para un 86% de las jóvenes tecnólogas, los permisos por cuidados son una complicación para desarrollar su carrera que perjudica más a las mujeres (llamativamente, un 60% de los hombres también lo considera así).

También se confirma que un 63% de las mujeres del sector tecnológico cree que el ecosistema tech está fallando a la hora de brindar igualdad de oportunidades. Una opinión compartida por el 42% de los hombres.

UGT RECLAMA UN PLAN INTEGRAL DE POLÍTICAS PÚBLICAS

Frente a estos datos, la vicesecretaria general de UGT, Cristina Antoñanzas, ha reiterado la necesidad de poner en marcha medidas para equilibrar la presencia de hombres y mujeres en el mundo tecnológico como “incluir en todas las negociaciones colectivas la situación real de las mujeres en los puestos relacionados con la tecnología para el cierre inmediato de la brecha salarial y permitir una verdadera corresponsabilidad y conciliación de la vida personal y laboral, tales como el teletrabajo, flexibilidad horaria o permisos igualitarios y de idéntica duración”.

“También hay que implementar acciones positivas para equilibrar la proporción de hombres y mujeres reformando los procesos de selección, haciéndolos atractivos y desterrando cualquier viso de discriminación por género y, en el ámbito de la formación profesional, impulsar la formación específica para que las mujeres equiparen sus capacidades digitales con sus compañeros varones y eliminar la percepción negativa hacia el cambio tecnológico”.

Por último, Antoñanzas ha resaltado que “se debe elaborar un plan integral de políticas públicas que acaben con este desequilibrio en el ámbito de la tecnología, como parte integrante de un gran Plan Transversal de Igualdad, que abarque a todos los sectores económicos, industriales y sociales, y que contenga las siguientes medidas”.

Fuga de talento femenino en las empresas TIC en España