miércoles 22.01.2020
DEFENSA DE LA SANIDAD PúBLICA

Listas de espera para acudir a tu médico de cabecera o pediatra

Por primera vez los tiempos de espera en atención primaria superan la semana e incluso los 10 y 15 días.

Listas de espera para acudir a tu médico de cabecera o pediatra

No se puede sustituir a un médico por una máquina

Los recortes en la sanidad pública y la reducción de personal han agravado la situación de la atención sanitaria en época estival. El Foro de Médicos de Atención Primaria ya alertó de ello el pasado mes de julio cuando calificó de “alarmante” la reducción del número de sustituciones médicas durante el verano, hasta tal punto que por primera vez ya hay listas de espera en atención primaria: médicos de familia, pediatras, enfermería.

Así lo advierte en declaraciones a este periódico Manuel Martín, de la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública. “Estamos teniendo serios problemas con los recortes de plantilla, las listas de espera crecen y en atención primaria sobrepasan en ocasiones la semana y hasta los 10-15 días”, denuncia.

Desde 2008 a 2013 se han reducido las plantillas en 53.000 efectivos en toda España, entre los que se cuentan las jubilaciones forzosas de personal facultativo y sanitario a los 65 años sin reponer las vacantes creadas y despidos del personal interino.

En una sentencia pionera del pasado mes de julio, el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana anuló le Plan de Ordenación de Recursos Humanos de las Instituciones Sanitarias de la Consejería de Sanidad después de que el mismo tribunal anulara la orden de jubilación forzosa del personal sanitario.

La FADSP considera que la sentencia del Tribunal “pone en cuestión la políticas de recortes de recursos humanos del Gobierno de Valencia pero también las del Ministerio de Sanidad y de las Comunidades Autónomas que buscan reducir gasto a costa de la atención de los ciudadanos/as y de los derechos de profesionales”.

A juicio de esta asociación, “la incoherencia de la política de personal de las administraciones sanitarias y su incapacidad manifiesta para legislar (cegada por su interés en reducir personal a toda costa), además de lesionar legítimos derechos profesionales, están generando un gran problema al sistema sanitario que deberá hacer frente a grandes gastos para compensar a los sanitarios afectados por las jubilaciones obligatorias forzosas realizadas ilegalmente”.

Y es que la estrategia de jubilaciones anticipadas sin reposición de las vacantes generadas, “no solo no rejuvenecerán las plantillas del personal sanitario, sino que está dejando sin plazas a los nuevos especialistas formados por el sistema”, que ante la ausencia de oportunidades de trabajo están volviendo a emigrar a otros países (encantados de contratar a un personal con uno de los mejores niveles de formación del mundo).

A esto se une, según la FADSP que las jubilaciones obligatorias a los 65 años del personal médico está beneficiando de manera indirecta al sector privado. Muchos centros sanitarios privados están contratando, a bajo precio a los profesionales jubilados anticipadamente que cuentan con una gran experiencia y conocimientos adquiridos en el sector público.

Esta situación, a juicio de Manuel Martín, “va a ser una de las patas más frágiles del sistema y donde se está viendo una reducción de la calidad asistencial al paciente”, y añade: “No se puede sustituir a un médico por una máquina”.

Listas de espera para acudir a tu médico de cabecera o pediatra
Comentarios