lunes 20/9/21
¿Tienes la imagen de tu abuela haciendo punto?

Cinco inesperados beneficios de hacer punto para la salud

El punto es una de las grandes aficiones de las personas jubiladas, aunque también se ve en otras más jóvenes.

tejer-a-mano-500x282

¿Tienes la imagen de tu abuela haciendo punto, concentrada y sentada en un gran sillón?

El punto es una de las grandes aficiones de las personas jubiladas, aunque también se ve en otras más jóvenes. Lo primero que se puede venir a la mente es que sirve para estar entretenido, pero tiene otros beneficios para la salud.

Se trata de un gran ejercicio que te ayuda a estar concentrado, disfrutar del silencio y escuchar. Piensa en cuando estas en este tipo de situaciones sin estimulación mental: en la sala de espera del médico, esperando el autobús o descansando del trabajo. La mayoría de las veces se pasan comprobando las redes sociales, leyendo noticias o comiendo. Sin embargo, de esas formas no te liberas de la rutina y puede seguir teniendo preocupaciones.

Al contrario, al hacer punto necesitas concentrar la atención en el momento presente y evitas las preocupaciones o rumiaciones mentales. Este tipo de actividades funcionan de una forma similar a la meditación, la cual ha demostrado aumentar la materia gris en el cerebro y estimular la respuesta de relajación.

Es más, las actividades manuales finalizan en un resultado tangible y a menudo en productos útiles que hacen que mejore la autoestima.

 ¿Cuáles son los beneficios específicos de hacer punto?

1- Alivia síntomas de la ansiedad, estrés y depresión

Un estudio llevado a cabo en la Universidad de British Columbia en 2009 sugiere que hacer punto podría beneficiar a los pacientes con trastornos de la alimentación al reducir sus preocupaciones ansiosas sobre comer y perder peso. Las 39 mujeres participantes con anorexia aprendieron a hacer punto y el 74% de ellas dijo que la actividad disminuyó sus miedos y permitió que dejaran de pensar sobre sus problemas.

Carrie Barron, un psiquiatra del Colegio de Médicos de Columbia, también comenta que las artes y los trabajos manuales son buenas para aliviar la ansiedad y la depresión.

Parece que la naturaleza rítmica y matemática de actividades como el punto hacen que la mente se sienta absorbida de una forma saludable, proveyendo un escape a pensamientos estresantes.

De acuerdo a una encuesta llevada a cabo por la revista British Journal of Occupational Therapy, el estado de ánimo de las personas mejoró notablemente tras hacer punto. De los 3500 participantes que encuestaron, el 34% reportó sentirse feliz antes de hacer punto y el 23% triste. Tras hacer punto, solo el 1% seguía estando triste y el 81% describió sus sentimientos como “algo feliz” a “muy feliz”.

2- Previene el deterioro cerebral

Más interesante es una investigación que sugiere que las actividades manuales como hacer punto o el crochet pueden ayudar a enlentecer el deterioro cerebral asociado a la edad. En el estudio llevado a cabo en 2011 por el investigador Yonas E. Geda de la Mayo Clinic, se entrevistó a una muestra de 1321 personas de 70 a 89 años. Encontró que los que hacían actividades manuales como el punto o el crochet tenían menores probabilidades de desarrollar deterioro cognitivo o pérdida de memoria.

Un estudio de 2007 estudió las bases neurológicas de actividades como el punto. Encontraron que hacer este tipo de ejercicios estimula la mente, enlentece el deterioro cognitivo y reduce el efecto de enfermedades relacionadas con el estrés. Los que leían periódicos, revistas o tocaron música no mostraron resultados similares. Los investigadores especulan que las actividades manuales promueven el desarrollo de conexiones neuronales en el cerebro que ayudan a mantener la salud cognitiva.

3- Puede prevenir la artritis y la tendinitis

De acuerdo a Alton Barron, cirujano ortopédico, hacer punto puede prevenir la artritis y la tendinitis.

Barron dijo:

“Hacer punto puede ser muy bueno para ejercitar los dedos, manos y brazos. Mover las articulaciones de los dedos hace que la sangre fluya y hace que se mantengan bien hidratados, reduciendo el riesgo de la artritis.”

4- Ayuda a vivir el presente

No hay estudios o estadísticas que prueben este beneficio, pero lo fundamental de este tipo de actividades es que permiten concentrarse en el presente. Tienes que estar atento para hacerlas correctamente.

Cuando comienzas, de un momento a otro tus pensamientos desaparecen, tu mente empieza a dejar de pensar y comienzas a concentrarte simplemente en lo que haces en ese momento. Este es uno de los motivos por los que hacer punto ayuda a reducir el estrés y la ansiedad.

Como dice el eminente psicólogo Mihaly Csikzentmihaly:

“Crear es beneficioso por un número de razones, una es que te permite estar totalmente inmerso en el presente hasta un grado que tus preocupaciones se desvanecen”.

Este estado de presencia es lo que permite la felicidad de acuerdo a Mihaly Csikzentmihalyi.

5- Controla el dolor crónico

Un estudio del Hospital Royal United en Bath (Inglaterra), reveló que las personas que sufren dolor crónico pueden beneficiarse de hacer punto de varias maneras.

En primer lugar, las cualidades meditativas de hacer una actividad rítmica ayuda a la liberación de serotonina, lo cuál causa felicidad, tranquilidad y felicidad. En segundo lugar, si se hace socialmente, aquellos que han estado aislados socialmente por falta de movilidad pueden desarrollar una red de apoyo social.

Finalmente, el sentimiento de logro ayuda a desarrollar nuevas identidades personales separadas del dolor crónico, que antes controlaba cada momento.

Cinco inesperados beneficios de hacer punto para la salud
Comentarios