domingo 1/8/21

Guerra de cifras en cuanto a las víctimas saharauis y marroquíes

Marruecos asegura que no hay víctimas civiles mientras que ha distribuido la imagen de un supuesto agente de seguridad abatido por los saharauis. El Frente Polisario confirma la muerte de un joven, aunque otras fuentes hablan de 12 y hasta veinte muertos como consecuencia de la represión marroquí.
NUEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS - 8.11.2010

Las informaciones en torno al número de fallecidos y heridos en los enfrentamientos que las Fuerzas de Seguridad marroquíes y activistas saharauis tras desmantelarse el campamento de protesta a las afueras de El Aaiún son confusas, y resulta prácticamente imposible aportar una cifra que no sea cuestionada por una u otra fuente.

"Un saharaui de toda confianza ha visto cómo subían siete cuerpos de saharauis a un camión en el campamento", informaba Raquel del Castillo, portavoz de la organización prosaharaui Thawra, siete horas después de que comenzaran los enfrentamientos a las afueras de El Aaiún.

Fuentes de la delegación del Gobierno marroquí en El Aaiún corregían esa cifra poco después, indicando que en la operación de desalojo se produjeron "dos muertos y 70 heridos, cuatro en estado grave" en el lado de las Fuerzas de Seguridad, mientras que en el lado de "los manifestantes" se produjeron cuatro heridos y 65 detenciones.

Sin embargo, Brahim Ahmed, vecino de El Aaiún, informó en declaraciones a Europa Press de que al menos 16 militares y 12 policías marroquíes habrían muerto en los disturbios posteriores al desalojo. La cifra de fallecidos en los saharauis seguía, no obstante, siendo confusa. "Hay un adolescente de 14 años muerto por disparos del Ejército. Tenía un orificio de bala en la cara", explicaba Ahmed.

En esa misma línea, fuentes del Frente Polisario, cifraban las bajas saharauis entre siete y doce, aportando incluso nombres concretos de los mismos. Pese a ello, el Polisario sólo confirmó la muerte de un joven de 26 años, Babi Mahmud el Gargar, a través de un comunicado del Ministerio de Información de la autoproclamada República Árabe Saharaui Democrática. Más adelante, fuentes saharauis han llegado a cifrar en veinte los muertos civiles.

Unas informaciones que desmentía la delegación del Gobierno marroquí en El Aaiún, considerándola "pura propaganda" y afirmando que los nombres aportados por el Polisario "son completamente ficticios y no existen".

REPRESIÓN "BESTIAL" ANTE LA INDIFERENCIA INTERNACIONAL

Sin embargo, el abogado saharaui Hamdi Sidhamed, del grupo de observadores del Observatorio de Derechos Humanos del Colegio de Abogados de Badajoz, confirmaba a la agencia Europa Press que "sí que ha habido una fuerte represión, con quizás muertos y heridos" y que esto "es algo de todos los días", ya que "la represión la tortura y el abuso" de las fuerzas marroquíes son "constantes" en los campamentos. Este letrado ha censurado el comportamiento de la Organización de Naciones Unidas a la hora de mediar en el conflicto del Sahara Occidental, dado que, en su opinión, se trata de un organismo "de turistas" que de momento "no han tenido mucho resultado postergando todos los días su misión", en referencia a las conversaciones previstas entre hoy y mañana en Nueva York entre el Frente Polisario y Marruecos.

Por su parte, el abogado pacense Martín Rodríguez, que estuvo junto a otros 17 observadores internacionales el pasado viernes en el juicio de Casablanca contra siete activistas saharauis, donde se agredió a periodistas y se retuvo de modo "ilegal" a los observadores, ha tildado de represión "bestial" y "prácticamente un auténtico genocidio" la fuerza que Marruecos ejerce sobre la población saharaui. Ha apuntado que, con anterioriedad, el pasado día 5 de noviembre durante una misión de observación comprobaron en voz de "víctimas contra las que se practican violaciones de derechos humanos" que había movimientos por parte marroquí, puesto que "estaban bajando hasta El Aaiún numerosas fuerzas y cuerpos de seguridad del estado" alauita, contingente en el que figurarían helicópteros, vehículos policiales y militares e "incluso un montón de ambulancias".

Martín Rodríguez ha explicado que ya les pareció extraño observar que el pasado sábado 6 de noviembre, con motivo del 35 Aniversario de la Marcha Verde, el Rey de Marruecos no se trasladara hasta El Aaiún, como suele ocurrir cada año por estas fechas para dar su discurso. "Podemos entender que ya se estaba preparando el desmantelamiento del campamento", ha revelado. "Cerca del Aaiún siempre va a ser mucho más grave lo que pase allí que lo que nosotros observamos en juicios como el del otro día, pese a que lesionase y conculcasen derechos de saharauis y de los propios observadores", ha añadido

Guerra de cifras en cuanto a las víctimas saharauis y marroquíes
Comentarios