miércoles 08.07.2020
memoria histórica

Los refugios antiaereos, instrumento de lucha contra la especulación

En febrero del 2007, hará ¡diez años! que publique mis primeros artículos sobre el Hospital de Carabineros y su Refugio antiaéreo en varias revistas.

A lo largo de esos años he investigado en el tema, dando lugar a una comunicación presentada a un Congreso en la Universitat Autónoma de Barcelona en el año 2011 (protegiendo el refugio antiaéreo de la Residencia de Estudiantes, protegeremos a la republicana junta para ampliación de estudios) siendo posteriormente, difundida en la propia web de la Comunidad Autónoma de Madrid (dirección de Universidades) y en varias web, incluida Wikipedia.

Empiezo a estar decepcionada del Ayuntamiento progresista de Madrid, pues hace un año, me aseguraron, tras mandarles la documentación al Teniente de Alcalde, concejal de Chamartín, (distrito al que pertenece el Refugio), que se interesarían en el tema del Hospital y de su Bunker, pero no he recibido ninguna noticia al respecto.

La Comunidad de Madrid, (CAM), en el año 2013 aprobó una nueva Ley 3/2013, sobre Patrimonio Histórico. Entre sus novedades destaca la protección expresa de las fortificaciones de la Guerra Civil Española (GCE)

La Ley define los bienes que integran el patrimonio histórico de la CAM en su artículo 2-1: “los bienes materiales e inmateriales ubicados en su territorio a los que se le reconozca un interés histórico… arqueológico….. “

En su artículo 16-1, indica que los: …”Ayuntamientos están obligados a recoger en sus catálogos de bienes y espacios protegidos tanto los bienes incluidos en el Catalogo Geográfico de Bienes inmuebles dela Patrimonio Histórico de la CAM…”

Finalmente, la Disposición transitoria primera indica: “… Que los ayuntamientos deberán completar o formas sus catálogos de bienes espacios protegidos en los términos establecidos en el artículo 16 en el plazo máximo de un año. Hasta que se produzca la aprobación de dichos catálogos, quedan sujetos al régimen de protección previsto los siguientes bienes… c) fortificaciones…

Con esta nueva legislación, ya están protegidos vestigios arqueológicos, como los refugios antiaéreos de la GCE, y por supuesto el del Hospital de Carabineros.

Leí hace poco que se ha derribado el Taller de Precisión de Artillería, para construir pisos de lujo, pero que al encontrarse un refugio antiaéreo debajo, no les ha quedado más remedio que, en base a la Ley 3/2013 de la CAM, enviar a los técnicos del Ayuntamiento de Madrid que lo están revisando, quedando protegido por patrimonio de la CAM, e impidiendo hacer los cimientos para esos pisos, por el momento.

La misma actuación, pido para el Refugio del Hospital de Carabineros, frente al cual estaba mi abuelo, el Dr. Luis Calandre Ibáñez, subdelegado de la Junta Para Ampliación de Estudios, y en donde se curó a cientos de milicianos de una epidemia de malaria, desatada en los frentes de Madrid. Al finalizar la guerra, fue duramente represaliado por haber dirigido ese Hospital.

El Ayuntamiento de Madrid debe enviar a los técnicos, que estos certifiquen la existencia del Bunker, de su estado, de lo que queda, tras la rehabilitación (1990-2001), y que se depuren responsabilidades, protegiéndolo la CAM y poniéndolo en valor, y se incluya en el catálogo de bienes históricos del Ayuntamiento.

Quiero recordar, que hace años, denuncie que el CSIC tenía previsto hacer un parking subterráneo debajo de su Campus en la Colina de los Chopos, para 300 plazas y como el Refugio, no estaba reconocido, ni inventariado, era fácil que lo terminaran de destruir, y no se enterara nadie.

La Dirección General de Patrimonio Cultural de la CAM, tiene previsto el diseño e implementación de un “Plan regional de determinación de trabajo y metodología“ para abordar las fortificaciones como bienes de patrimonio a proteger, a lo largo del año 2016. Para ello organizo en julio del 2016 unas jornadas “Fortificaciones del siglo XX“, según parece como comienzo de este Plan.

 Madrid fue la primera ciudad que sufrió bombardeos masivos (1936-39) lanzados por aviones italianos y alemanes, que así probaban, lo que luego llevaron a gran escala, en la II Guerra Mundial.

El documental “Tierra española“ de Joris Ivens (1937) y con la voz de Ernest Hemiway, nos muestra con toda realidad, la defensa de Madrid y los incesantes bombardeos.

Esperemos que con ese un nuevo Plan de la CAM, los más de cien refugios antiaéreos de la ciudad de Madrid, sean inventariados y protegidos (uno muy grande, está debajo de lo que fue la Maternidad de Santa Cristina, calle Odonell) y honrar la Defensa de Madrid y a su heroico pueblo, y de paso, poner algo de resistencia a la especulación urbanística de la ciudad, en favor de la memoria y la historia republicana.

Los refugios antiaereos, instrumento de lucha contra la especulación