martes 1/12/20
ELECCIONES DE ESTADOS UNIDOS

Trump empieza a reconocer su derrota

"El tiempo lo dirá": Trump reaparece en público y parece reconocer por primera vez que Biden podría sucederlo

Trump en sus intervenciones se ha caracterizado siempre por ser rotundo, directo y no importarle excesivamente la verdad, si esta iba en contra de sus intereses. El hecho que empieze a dudar de sus posibilidades de seguir en la Casa Blanca es de vital importancia para evitar una transición presidencial bronca, e incluso violenta.

Después de una permanente negativa a reconocer su derrota electoral, y de los resultados de varios estados que tenían pendiente votos por escrutar, Trump se ha mostrado más cerca de reconocer una próxima Administración de Joe Biden, al declarar que será el tiempo quien diga si él continuará o no gobernando el país.

"Con suerte, pase lo que pase en el futuro, quién sabe qué gobierno será. Supongo que el tiempo lo dirá", remachó.

Los comentarios de duda por parte de Trump se producen luego de insistentes acusaciones suyas de supuesto "fraude electoral". La última vez que declaró en público fue el 5 de noviembre, cuando afirmó que le habían "robado" las elecciones y que un recuento de votos "legales" mostraría que es él quien está ganando. Desde entonces, el inquilino de la Casa Blanca se ha expresado en reiteradas ocasiones a través de Twitter para aducir que su equipo está adelantando acciones judiciales en distintos estados.

Los datos, entre tanto, parecen ser contundentes: esta misma jornada, las proyecciones dieron una mayor ventaja a Joe Biden, al acumular 306 votos electorales con su victoria en el estado de Georgia. Mientras, el actual mandatario suma 232 votos electorales tras ganar en Carolina del Norte.

Un hecho importante ha sido el rechazo de un tribunal de Pensilvania a su reclamación de que no sean válidos los votos recibidos después del 3 de Noviembre.

El Tercer Circuito de Cortes de Apelaciones de EE.UU., que ejerce jurisdicción sobre casos apelados en varios distritos, ha rechazado la demanda del equipo de campaña de Donald Trump y de los republicanos en Pensilvania, que exigen que se anulen allí unas 9.300 papeletas que llegaron después del 3 de noviembre, el día que se celebraron las elecciones presidenciales. 

El panel de tres jueces, encabezados por Brooks Smith, citó los "desafíos sin precedentes" que afronta la nación este año y la "vasta perturbación" que provocó la pandemia del covid-19. Smith señaló que los jueces buscaban defender "una premisa indiscutible" del proceso democrático de EE.UU.: "que el voto legítimo de cada ciudadano debe contar".

Su fallo apoya la decisión de la corte suprema de Pensilvania de aceptar las papeletas enviadas por correo hasta el 6 de noviembre, tres días después del cierre de los centros de votación, y asimismo la postura de los funcionarios demócratas del estado que querían extender la fecha límite en medio de las preocupaciones por la pandemia y los posibles retrasos del Servicio Postal.

Un día antes, la jueza Mary Hannah Leavitt decretó que se descarten los votos de los residentes de Pensilvania que enviaron sus papeletas por correo y no presentaron las pruebas de identidad hasta el 9 de noviembre, fecha límite inicial para resolver los problemas con la identificación que fue extendida sin bases legales y de forma unilateral por la secretaria del estado de Pensilvania, Kathy Boockvar, hasta el 12 de noviembre.

Por otra parte China ha dado el paso de felicitar al vencedor de las elecciones Joe Biden. 

Trump empieza a reconocer su derrota