viernes 15.11.2019
16 DÍAS ARDIENDO EL PULMÓN DEL MUNDO

Arde el Amazonas, ríe Nerón

Arde el Amazonas, ríe Nerón

Mientras los expertos sobre cambio climático de la ONU alertan de la importancia de cuidar el suelo, la tierra y los bosques del planeta, el Amazonas lleva 16 días ardiendo. Jair Bolsonaro, el presidente de Brasil, resta importancia a esta catástrofe: “Me solían llamar capitán Motosierra y ahora soy Nerón incendiando el Amazonas”, dijo ayer el primer mandatario, minimizando el desastre provocado por la llamada “Política de desarrollo” promovida desde su asunción a la presidencia.

Según el estatal Instituto Nacional de Pesquisas Espaciales (INPE), que contabiliza los incendios con la ayuda de imágenes de satélite, los focos de fuego en todo el país en lo que va de 2019 superan en un 83% a los del mismo período de 2018. En un informe publicado el pasado martes, el INPE precisó que entre el 1 de enero y el 18 de agosto ha registrado 71.497 focos de incendio en el país y que un 52,5% se sitúan en la región amazónica.

Bolsonaro resta importancia a la catástrofe: “Me solían llamar capitán Motosierra y ahora soy Nerón incendiando el Amazonas”, dijo ayer minimizando el desastre provocado por la llamada “Política de desarrollo” promovida desde su asunción a la presidencia

Bolsonaro, que liberó de cualquier control estatal a la región considerada “El pulmón de mundo”, responsabilizó ayer a las organizaciones no gubernamentales que trabajan en la zona “Es una acción criminal de esos oenegeros para llamar la atención contra mi persona, contra el Gobierno de Brasil, y esa es la guerra que nosotros enfrentamos", sostuvo ante la prensa a el presidente de Brasil, cuyas políticas para la explotación comercial del Amazonas han promovido la quema de enormes porciones de bosque. Especialistas ambientales atribuyen el aumento de los incendios a la creciente deforestación que sufre el bosque tropical más grande del planeta; una deforestación que llevan a cabo terratenientes, agricultores y criadores de ganado, que cuentan con el apoyo de Bolsonaro.

Mientras las imágenes satelitales del Amazonas en llamas recorren el mundo, el presidente de Brasil se ríe: “Tengo un mensaje para la querida Angela Merkel: “Toma tu dinero y reforesta Alemania. Lo necesitáis mucho más allí que aquí”, dijo la pasada semana. 

El estado más afectado, con 13.641 focos, es el de Mato Grosso, que ocupa buena parte del Amazonas. Otros estados como Rondônia, Amazonas y Pará también han declarado la emergencia ambiental. Solo en la última semana los focos de incendio han afectado a 68 áreas protegidas por ser reservas ambientales o indígenas.

Arde el Amazonas, ríe Nerón
Comentarios