#TEMP
domingo. 03.07.2022
ARABIA SAUDI

Arabia Saudí ejecuta en un solo día a 81 personas

Entre los condenados a muerte, "condenados por haber cometido múltiples crímenes atroces" en el país, según la agencia oficial de noticias SPA, se encontraban hombres vinculados al Estado Islámico, Al Qaeda y los rebeldes hutíes de Yemen.
Mohamed bin Salman | Príncipe heredero de Arabia Saudita

Setenta y tres saudíes, siete yemeníes y un sirio. Arabia Saudí ejecutó, en un solo día, el sábado 12 de marzo, a 81 personas condenadas a muerte por delitos relacionados con el "terrorismo" . Este número sin precedentes supera el de todas las sentencias de muerte aplicadas en el reino en 2021.

Los ejecutados "han sido declarados culpables de cometer múltiples crímenes atroces" en el país, informó la agencia oficial de prensa saudita (SPA). Entre ellos, hombres vinculados a la organización yihadista Estado Islámico (EI), la red Al Qaeda y los rebeldes hutíes en Yemen, dijo la agencia. Habían sido condenados a muerte por "ataque a lugares de culto, edificios gubernamentales e instalaciones vitales para la economía del país" , y por "delitos de secuestro, tortura, violación y contrabando de 'armas' , nuevamente según SPA. “Estos crímenes resultaron en una gran cantidad de muertes entre civiles y fuerzas de seguridad ”, agregó.

Las ejecuciones en Arabia Saudí suelen llevarse a cabo mediante decapitación.

Una de las tasas de ejecución más altas del mundo.

Durante varios años, el reino ha sido blanco de una serie de ataques mortales perpetrados por IS. También es el objetivo de los ataques de los hutíes desde el vecino Yemen en guerra. Riad ha apoyado al gobierno yemení contra los hutíes desde 2015.

“El reino seguirá adoptando una posición estricta e inquebrantable contra el terrorismo y las ideologías extremistas que amenazan la estabilidad de todo el mundo”, informó además la agencia SPA.

Arabia Saudita tiene una de las tasas de ejecución más altas del mundo, con 69 personas asesinadas en 2021, según un recuento de la Agence France-Presse basado en declaraciones oficiales. 

Esta monarquía absoluta está dotada desde 1992 de una Ley Básica -asimilada a una Constitución- basada en la Sharia, la ley islámica. El homicidio, la violación, el robo a mano armada, la brujería, el adulterio, la sodomía, la homosexualidad y la apostasía se castigan con la muerte en el reino ultraconservador.

En 2020, Arabia Saudita anunció que pondría fin a la pena capital para las personas condenadas por delitos cometidos cuando tenían menos de 18 años.

Las ejecuciones anunciadas el sábado se producen un día después de la liberación del bloguero y activista de derechos humanos Raif Badawi, condenado a 10 años de prisión por abogar por el fin de la influencia de la religión en la vida pública de Arabia Saudí.

Cumplida su condena, el exganador del premio Reporteros sin Fronteras a la libertad de prensa, de 38 años, está sujeto sin embargo a la prohibición de salir de territorio saudí durante los próximos diez años.

La utilización de la pena de muerte de forma habitual o hechos demostrados como el asesinato de Yamal Ajmad Kashoggi el 2 de Ocrubre de 2018 en el consulado de Arabia Saudita en Estambul (Turquía) no han impedido que los países productores de armas le sigan vendiendo grandes cantidades de las mismas. Arabia Saudita lidera la coalición de fuerzas internacionales que participa en el país vecino de Yemen a favor del gobierno de Al Hadi en la guerra civil que sufre este país desde 2014.

Arabia Saudí se pronunció sobre la muerte de Jashogyi 17 días después de producirse informando que había muerto tras una pelea y que se habían detenido a 18 personas.

​ Fuentes turcas indicaron  la existencia de grabaciones de audio que demostrarían que fue torturado y asesinado mediante degollamiento, y que luego todo su cuerpo fue descuartizado con una motosierra. Sus restos siguen sin encontrarse.​

Su  asesinato trajo movimientos diplomáticos en todo el mundo, como la petición por parte de Alemania, días después, para que todos los países de la Unión Europea suspendiesen la venta de armas a Arabia Saudí, hecho que no se ha producido.​

El 10 de noviembre el presidente turco, Recep Tayyip Erdoğan, confirmó oficialmente la existencia de grabaciones del último momento de Jashogyi que fueron enviadas a Estados Unidos, Alemania, Gran Bretaña y Francia.​

El 11 de noviembre, la cadena televisiva Al Jazeera filtró la transcripción de lo que supuestamente —según una fuente periodística turca— habrían sido sus últimas palabras que contenía las grabaciones: «Me estoy asfixiando, quítame esta bolsa de encima... soy claustrofóbico». La agonía duró 7 minutos.​

En septiembre de 2019, en una edición del periódico turco Sabah, se revelaron más datos sobre sus últimos momentos de vida.​

En 2020 un tribunal de Arabia Saudita condenó entre siete y 20 años a ocho personas por el asesinato. El juicio fue criticado por la ONU y activistas de derechos humanos, para ellos los autores intelectuales del asesinato permanecen libres.

El presidente francés Emmanuel Macron estuvo en una visita oficial en Riad a finales del año 2021 con el príncipe heredero Mohammed bin Salman, siendo el primer líder occidental de una potencia en visitar el reino desde el asesinato de Khashoggi.

El presidente francés rechazó las acusaciones de querer legitimar a bin Salman, diciendo que las muchas crisis de la región no se podían abordar ignorando a Arabia Saudita.

Francia es uno de los principales proveedores de armas de Arabia Saudita, pero debido a una de las peores crisis humanitarias del mundo desatada por la lucha contra los rebeldes hutíes en Yemen, liderada por Arabia Saudita, ha tenido que enfrentar presiones por las ventas de armamento a este país.

Arabia Saudí ejecuta en un solo día a 81 personas