miércoles 26/1/22

Un lanzamisiles 'de saldo' salvó a Aznar

Un auto del juez Marlaska explica que un intento de atentado contra José María Aznar, cuando era presidente del Gobierno, se frustró debido al mal funcionamiento del lanzamisiles que iba a utilizar ETA.
NUEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS - 12.1.2010

El juez de la Audiencia Nacional Fernando Grande-Marlaska ha ordenado este martes el ingreso en prisión incondicional del presunto etarra Pedro María Olano, al que acusa de conspirar para atentar contra el ex presidente del Gobierno José María Aznar en mayo de 2001. Según explica el magistrado en su auto, hecho público esre martes, la misión de Olano era recoger un lanzamisiles y entregarlo a un comando que debía atentar contra el entonces presidente del Gobierno con motivo de sus desplazamientos en avión al País Vaco durante la campaña electoral de las autonómicas.

El problema por el que el atentado se frustró es que el lanzamisiles no funcionaba. Es más, Olano hizo hasta tres entregas y otras tantas veces le fue devuelto. Olano, que había sido captado por el etarra Ignacio Iruretagoyena Lanz, alias 'Suny', estaba integrado en un talde dedicado a labores de logística, transporte y entrega de material del que también formaban parte Gregorio Jiménez Morales y Juan María Múgica Dorronsoro.

El lanzamisiles, que había sido recogido en la localidad francesa de Guethary, fue entregado la primera vez para ser utilizado contra Aznar en el Palacio Euskalduna de Bilbao, donde se celebró el acto de apertura de la campaña electoral, el 29 de abril. El segundo intento se quería llevar a cabo aprovechando la presencia del presidente en el aeropuerto de Fuenterrabia, a donde se desplazó en avión para participar en un mitin el 4 de mayo en el Kursaal de San Sebastián. El último estaba planeado para la asistencia del líder del PP, el día 11, a un acto en el polideportivo Sansomendi. El presidente utilizó en esa ocasión el aeropuerto de Foronda para su desplazamiento al País Vasco.

Las tres intentonas se mencionaban en una entrevista concedida al diario 'Gara' el 25 de mayo de 2009 por los miembros de ETA 'Argi' y 'Gaubeko', que decían : 'los misiles para derribar aviones arrebatados a ETA fueron activados en tres intentos de atentado contra José María Aznar cuando era presidente del Estado español. Por desgracia, las acciones no cumplieron su objetivo".

Además de imputarle la comisión de un delito de conspiración para atentar contra el ex presidente, Grande-Marlaska acusa al detenido de integración en organización terrorista y tenencia de armas de guerra y material explosivo.

MÚGICA HUÍDO Y OLANO 'DESCOLGADO'

El juez asegura que el tipo de lanzamisiles transportado por Olano se corresponde con dos proyectiles SAM-7 localizados en dos zulos en octubre de 2004 tras una operación llevada a cabo en territorio francés que se saldó con la detención de los jefes militares de ETA Mikel Albisu Iriarte, alias 'Mikel Antza', y María Soledad Iparraguirre, 'Anboto'.

Grande-Marlaska señala la existencia de un segundo lanzamisiles que fue recogido en las cercanías de la localidad francesa de Ezpeleta uno o dos meses después de la devolución del primero por deficiencias. Para el almacenamiento del material el talde utilizaba un domicilio de la calle Nagusia de Lizartza, desvela además el auto, que destaca que después, los misiles y otras armas y explosivos fueron trasladados hasta La Alberca (Salamanca) y un zulo construido en la zona de Aldaba Txiki en la localidad guipuzcoana de Tolosa que podría corresponderse con uno levantado en marzo de 2007 por la Guardia Civil tras desarticular el comando 'K-Urederra'.

La actividad del talde finalizó a principios de 2008 cuando Juan María Múgica huyó a Francia tras considerar que se encontraba 'quemado', por lo que Olano quedó "descolgado y ya no realizó ninguna otra actividad a favor de la banda terrorista".

La resolución judicial también detalla que la detención de Olano se produjo precisamente a raíz de una carta incautada a Irati Múgica Larreta en noviembre pasado en la que su padre, Juan María Múgica, le preguntaba si la 'txakurrada', en referencia a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, estaban "al corriente" de lo que hizo junto a su "amigo, el de siempre, el de Lizarra, el que detuvieron en relación al asunto de la alcaldesa".

Sin embargo, la investigación determinó que el escrito no se refería a la regidora de Lizarra (Navarra) sino a la de Lizartza (Guipúzcoa), Regina Otaola, a la que Olano amenazó en septiembre de 2007 con la expresión: "Vas a morir". Por esta razón, fue condenado en febrero de 2009 por la Audiencia Nacional a dos años de cárcel por un delito de amenazas terroristas.

Un lanzamisiles 'de saldo' salvó a Aznar
Comentarios