martes 26.05.2020
TIENE QUE HABER UNANIMIDAD ENTRE LOS 'BARONES'

Rubalcaba condiciona la elección directa de su sucesor a que haya unanimidad entre los 'barones'

El secretario general del PSOE abre la puerta a que su sucesor sea elegido en votación directa de todos los militantes tal y como vienen planteando algunos dirigentes como Eduardo Madina. El presidente del partido, José Antonio Griñán, también se ha sumado a esa posibilidad. Por el contrario, la exministra Carme Chacón insiste en que la solución debe pasar por primarias abiertas.

A Rubalcaba y Griñán les “suena bien” un Congreso 'a la gallega'

El secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha anunciado este jueves que la idea de elegir a su sucesor en una votación directa de todos los militantes, en lugar de hacerlo por el voto de los delegados que asistan al congreso de julio, está supeditada a que se encuentre una solución jurídica para salvar los escollos estatutarios y a que haya unanimidad entre los secretarios de las federaciones territoriales.

Según ha dicho en rueda de prensa en el Congreso, la idea de este congreso 'a la gallega' le suena "bien" pero, como es "un cambio en las reglas del juego", cree que sólo es aplicable si hay un acuerdo en el seno del partido, para lo cual ha abierto esa ronda con los 'barones' del partido para sondear la opinión de las federaciones con vistas a la decisión que adopte el próximo lunes.

"Es una discusión pertinente y razonable, es una propuesta que me suena bien pero para que se lleve adelante hay que encontrar una solución técnico jurídico adecuada y un consenso, la unanimidad de los secretarios de las federaciones territoriales", ha explicado.

GRIÑÁN TAMPOCO DESCARTA ESTA FÓRMULA

Al presidente del PSOE, José Antonio Griñán, no le "suena mal" que al próximo secretario general del partido lo elijan los militantes por sufragio universal, en lugar de a través de delegados, y sólo ha dicho que habría que convocar una nueva reunión de la Ejecutiva del PSOE para "conciliar" esa "aspiración", si es que es mayoritaria en el partido, con la "legalidad" de sus normas que a él como presidente le toca defender.

En este punto, ha explicado que el último Congreso del partido rechazó la elección directa del secretario general y eso sólo podría cambiarlo otro Congreso, no un Comité Federal del PSOE, su máximo órgano entre Congresos. Por eso, cree que quien debe reunirse es la Ejecutiva del partido para buscar una fórmula que no vulnere las normas, por ejemplo haciendo una consulta previa y que después los delegados al Congreso sean más bien "compromisarios" con mandato imperativo y no representativo.

En todo caso, considera que el procedimiento es algo "adjetivo" y que lo "sustantivo" es que el Congreso sirva para "fortalecer al PSOE desde la unidad y el liderazgo" y una vez hecho eso "ganar las elecciones". Así, ha llamado a hacer un Congreso "que no divida, que una, que no sea en contra de nadie, sino a favor del que sea secretario general, que sea de integración y a favor de un liderazgo capaz de ganar elecciones".

MADINA INSISTE EN "UN MILITANTE, UN VOTO"

El conjunto de los militantes del PSOE quieren participar porque saben que estamos en una situación de extraordinaria importancia histórica para el PSOE

Por su parte, el secretario general del Grupo Socialista en el Congreso, Eduardo Madina, ha vuelto a pedir que los militantes puedan votar al próximo líder del PSOE, recalcando que defenderlo no es apoyarle a él sino "a las bases del partido", y ha insistido en que este sistema "no impide nada a nadie". En declaraciones a los periodistas en los pasillos del Congreso, Madina ha señalado que espera que el debate que está manteniendo el partido sobre este sistema sea "enriquecedor" y ha subrayado que, desde ayer, muchas federaciones del partido están "diciendo que les gusta la idea de que los militantes participen".

A su juicio, sería importante que el partido alcanzara un acuerdo sobre este asunto porque es "un clamor hoy en las bases del partido". "El conjunto de los militantes del PSOE quieren participar porque saben que estamos en una situación de extraordinaria importancia histórica para el PSOE y se sienten dueños de ese futuro del partido y quieren formar parte de esas decisiones", ha señalado. 

"A mí no me tienen que apoyar para nada, tienen que apoyar a las bases del partido que están pidiendo participar", ha recalcado, insistiendo que, en el momento que atraviesa el partido, "la participación es positiva". Por ello, se ha mostrado convencido de que este sistema "le gusta a la gran mayoría de la gente". "Los votos no impiden nada a nadie. En un momento como éste, en unas circunstancias como éstas, tras un resultado como éste, para un partido como éste y en un congreso como éste, sólo fortalecen al PSOE", ha remachado.

CHACÓN DEFIENDE UN PROCESO DE PRIMARIAS  

"Está bien decir 'un militante un voto', pero es mejor un progresista un voto"

Por otro lado, la exministra y excandidata a la Secretaría General del PSOE Carme Chacón ha insistido en pedir a su partido que celebre primarias abiertas a los ciudadanos, no un Congreso en el que todos los militantes alijan al secretario general: "Está bien decir 'un militante un voto', pero es mejor un progresista un voto".

Chacón cree que el problema del PSOE es la "reconexión con la gente", así que no puede responder al "catastrófico" resultado electoral con "ensimismamiento" y mirando sólo a los procedimientos orgánicos. "Parte de nuestro problema de comunicación es que no sabemos escuchar", ha dicho.

Preguntada si cree que la reclamación de Madina de que al secretario general lo elijan todos los militantes estaba pactada con el actual líder, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha respondido que ambos "son miembros de la misma Ejecutiva". No obstante, ha matizado que no estaba lanzando esa acusación, sino simplemente diciendo que, como miembros de esa Ejecutiva, ambos podían haber evitado la "confusión" que a su juicio hay en el partido, dado que el pasado domingo se esperaba la convocatoria de unas primarias, el lunes se habló de un Congreso al uso y ahora se prevé una opción distinta, la del Congreso con sufragio universal de los militantes.

BARREDA SE MUESTRA MUY CRÍTICO CON FERRAZ

 Peor, imposible, No se puede dimitir y no dimitir, no se puede ser confuso, no se puede saltar los estatutos a la torera

El expresidente de la Junta de Castilla-La Mancha José María Barreda ha criticado este jueves el modo en el que en el PSOE se está gestionando la sucesión de Rubalcaba: "Peor, imposible, No se puede dimitir y no dimitir, no se puede ser confuso, no se puede saltar los estatutos a la torera".

En declaraciones a los periodistas en los pasillos del Congreso, el diputado socialista, que en su día apoyó a Chacón, ha lamentado el "escenario de confusión" que atraviesa el partido y ha pedido "tranquilidad, sosiego y que los órganos de dirección verdaderamente funcionen". Además, Barreda ha defendido que "la mejor respuesta" que puede dar el partido, y "mucho más después de los resultados de las europeas", tiene que ser "abierta, participativa y democrática". "Es decir, las primarias abiertas en las que pueda votar todo aquel que se sienta identificado con una opción progresista como es la nuestra", ha explicado.

Así, y aunque la dirección ya ha anunciado la convocatoria de un congreso extraordinario para julio, el expresidente castellano-manchego ha insistido en que sigue "manteniendo que es posible" hacer estas primarias, como también está pidiendo Chacón. "Es muy fácil, el reglamento está aprobado, está todo previsto y es una decisión muy fácil de tomar que creo que no hay que desestimar en absoluto", ha recalcado. A su juicio, es "mejor" que voten al nuevo líder del PSOE los militantes en lugar de sólo delegados, como ocurre hasta ahora en los congresos, pero es "todavía mejor" que puedan hacerlo "todos los simpatizantes" en lugar de "sólo los militantes".

Rubalcaba condiciona la elección directa de su sucesor a que haya unanimidad entre los...
Comentarios