#TEMP
viernes 20/5/22
NUEVATRIBUNA.ES - 30.04.2009

Llevaba tiempo en un discreto segundo plano y cumpliendo aquello que dijo de que él solo hablará de la candidatura olímpica de Madrid para 2016. Pero Alberto Ruiz-Gallardón sigue siendo el ‘tapado’, el eterno sucesor, el candidato que muchos en el PP ven cómo el único capaz de ganar las elecciones al PSOE. Mariano Rajoy no contó con él en la lista al Congreso de los últimos comicios aunque quizá lo haga para los próximos si antes no le tiene reservado un puesto como número dos sustituyendo a María Dolores de Cospedal.

Los rumores y las especulaciones surgidas en torno a la posibilidad de que el alcalde de Madrid se convierta en secretario general del PP en octubre (justo después de conocerse si Madrid será la sede de los Juegos Olímpicos dentro de siete años) han hecho hablar a sus protagonistas desmintiendo las informaciones que apuntan a estos ‘futuros’ movimientos en el PP, no tan descabellados, teniendo en cuenta que De Cospedal sigue siendo la presidenta del PP de Castilla-La Mancha, y previsible candidata a la presidencia de esa comunidad en las elecciones autonómicas de 2011, lo que le ocupará mucho tiempo cara a la campaña, tiempo que no podrá dedicar a las cuitas internas de su partido como ‘número dos’. De salir ella y entrar Gallardón, Ana Botella tendría el camino expedito para ocupar el sillón del alcalde.

“No”, fue la rotunda respuesta del alcalde a preguntas sobre si son estas sus aspiraciones políticas, tildando de “chismorreos” las noticias que apuntan a su salida de la alcaldía. Gallardón dijo estar “muy acostumbrado” a que “todo el mundo anuncie que yo me voy a ir, y yo estoy donde estoy, y hago las cosas conforme a los compromisos que adquiero", aseguró.

Tampoco se ha dado por aludida De Cospedal, quien no tiene "ninguna intención" de dejar de ser número dos del PP, “con independencia que algunos quisieran que lo hiciera", precisó. Aviso a navegantes y a los que critican su gestión a sus espaldas.

Sorprende que la presidenta Esperanza Aguirre tan proclive a hablar de Gallardón y recordar, siempre que tiene la oportunidad, que no es nuevo lo de las aspiraciones políticas del alcalde, no quisiera este jueves hacer ninguna valoración al respecto limitándose a decir que ella “no comenta las especulaciones”. Tampoco quiso valorar si el actual tesorero del PP, Luis Bárcenas, debe abandonar su cargo en el partido tras conocerse que ingresó en un banco 330.000 euros que, según el sumario que obra en poder del juez, provenían de la ‘Gürtel’.

Será porque la presidenta madrileña ya tiene bastante con lo que pasa en su casa, la Puerta del Sol, con el espionaje al vicepresidente Ignacio González, que ha salido fortalecido tras la marcha de Santiago Fisas de la consejería de Cultura y Deportes, y que calificó de “vídeo infame” el que ha dado a conocer la Cadena Ser.

Vídeo que tampoco interesa a Génova donde De Cospedal ha dicho que la grabación, en la que se ve a González durante un viaje a Colombia en agosto pasado, “no va a marcar las actuaciones del PP”. Tanto Aguirre como su mano derecha mantienen su ofensiva contra el Grupo PRISA al que instan a poner todas las pruebas en manos del juez en lugar de darlas a conocer a la audiencia.

El PP sigue anteponiendo las filtraciones a los hechos en sí, principalmente en lo que respecta a la ‘trama Gürtel”. A ello se refirió Aguirre en la rueda de prensa celebrada este jueves tras el Consejo de Gobierno al calificar de “absolutamente intolerable” y una “violación de los derechos de las personas” que se haya hecho pública una conversación entre el presidente valenciano Francisco Camps y el Bigotes.

Aguirre también recordó que dichas conversaciones no figuran en el sumario que instruye el juez y que por lo tanto, esas filtraciones que -“siempre llegan a los mismos medios, qué casualidad”, apuntó-, solo pueden salir de un sitio, la Policía Judicial.

No es la primera vez que el PP señala en esa dirección. Cuando se dio a conocer que Bárcenas estaba siendo investigado por su supuesta implicación en la ‘Gürtel’, El País habló también del diputado Esteban González Pons, lo que fue inmediatamente desmentido por los servicios de prensa de la Audiencia Nacional, es decir, por orden de Baltasar Garzón. El PP acusó entonces de la filtración al comisario Juan Antonio García González, el mismo que compartió cacería con el juez y con el ex ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo.

Movimientos en el PP
Comentarios