#TEMP
jueves. 11.08.2022

ICV exige al Gobierno un recorte extra a Iglesia Católica, Casa Real y Ejército

El portavoz en el Congreso de ICV, Joan Coscubiela, ha señalado que "hasta en un contexto de austeridad es posible otra austeridad. Una austeridad justa que abogue por la cohesión social y evite que haya unos intocables que continúen al margen de los ajustes económicos".

ICV ha exigido este miércoles que los Presupuestos Generales del Estado (PGE) aumenten su previsión de ingresos y también un recorte más profundo a "la Santísima Trinidad de los intocables del sistema": el Ejército, la Casa Real, y la Iglesia Católica.

En rueda de prensa para presentar las enmiendas ecosocialistas a las cuentas españolas de 2012, su portavoz en el Congreso, Joan Coscubiela, ha avanzado que proponen cuatro grandes medidas para incrementar los ingresos de las arcas públicas: una nueva tramitación para las Sociedades de Inversión de Capital Variable (Sicav), potenciar la fiscalidad ambiental y la lucha contra fraude fiscal, y la creación de un tributo local sobre las telecomunicaciones.

Coscubiela quiere un recorte extra en Defensa de 200 millones de euros que ahora están contemplados para la modernización de las fuerzas armadas, un 20 por ciento de reducción de los fondos previstos para la Iglesia, y un descenso de 1,8 millones de euros de la partida prevista para la Casa Real.

"Con nuestras enmiendas queremos demostrar que es posible hacer unos presupuestos alternativos, hacer una política de estabilidad presupuestaria diferente y hacer una política de inversión diferente a la que nos ha planteado el PP con la colaboración previa de CiU", ha sentenciado.

En materia de infraestructuras, los ecosocialistas quieren un impulso mucho más significativo para el Corredor Mediterráneo, por lo que proponen posponer 'sine die' "un obra que puede esperar", el cuarto cinturón, y paralizar los tramos del AVE que no estén en marcha.

Sobre la Disposición Adicional Tercera del Estatut, que el Gobierno ya ha dicho en numerosas ocasiones que no pagará y que el Govern reclama, ICV quiere el pago de 289 millones para Catalunya, por lo que también lo reflejan sus enmiendas.

OTRA AUSTERIDAD

"En resumen, hasta en un contexto de austeridad es posible otra austeridad. Una austeridad justa que abogue por la cohesión social y evite que haya unos intocables que continúen al margen de los ajustes económicos. Esto es lo que plantean nuestra enmiendas", ha concluido.

Los ecosocialistas también abordan los recortes en las autonomías, y entre otras propuestas, piden la prohibición de la contratación empresas que auditan a las comunidades porque es un trabajo que ya se puede hacer desde la propia administración, y piden limitar la contratación de empresas externas.

Coscubiela ha lamentado que los PGE están centrados en recortar y olvidan fomentar el crecimiento, por lo que su partido también exige que el Gobierno reconsidere su decisión de eliminar una partida de 1.300 millones destinada a que desde las autonomías se fomente la ocupación.

ICV exige al Gobierno un recorte extra a Iglesia Católica, Casa Real y Ejército
Comentarios