#TEMP
miércoles. 29.06.2022

Felipe González echará una mano a Montilla

El ex presidente del Gobierno se pone a disposición del presidente catalán para la campaña de las elecciones autonómicas del 28 de noviembre. “Cada vez que me llames, estaré a allí”, ha manifestado González durante un desayuno informativo celebrado en Madrid.
NUEVATRIBUNA.ES 13.10.2010

Felipe González fue este miércoles el presentador de José Montilla en el desayuno informativo organizado por Nueva Economía Forum en Madrid. El ex presidente del Gobierno se ofreció al presidente de la Generalitat de Cataluña para participar en la campaña de las elecciones autonómicas del 28 de noviembre: “Cada vez que me llames, allí estaré”, manifestó.

Tras agradecer este ofrecimiento, Montilla explicó que aunque el papel protagonista “lo ha de tener el candidato", el PSC contará con “la participación de líderes nacionales”, porque “las cosas han de ser normales”, por lo que “si puede contar con personas que son referentes para una parte importante de la opinión pública y el electorado, sería un error no hacerlo”, aseguró.

En un momento en el que todos los sondeos auguran la derrota de los socialistas, el ex presidente del Gobierno resaltó la gestión de Montilla y las iniciativas puestas en marcha para luchar contra la crisis económica. En este sentido, González destacó que después de pasar cuatro días en Cataluña, esta comunidad autónoma empieza a superar la crisis "con un poco de ventaja relativa al resto de España" y lamentó que esta sea "una realidad de la que no se habla".

Por ello, el ex presidente agradeció a Montilla que le gusten las cosas tangibles y no contribuya al "griterío" que muchas veces protagoniza la política y que, a su juicio, ensombrece cuestiones positivas como la recuperación económica catalana.

MONTILLA NO ENTRA EN LAS “QUINIELAS” DE LOS SUSTITUTOS DE ZAPATERO

Por otro lado, Montilla, mostró su "apoyo", "respeto" y "colaboración" a José Luis Rodríguez Zapatero porque "él es el presidente del Gobierno y lo será hasta que lo quieran los ciudadanos", y dijo que él no entrará "en quinielas de sustitutos".

Al respecto, recordó que las elecciones generales no están convocadas y aún queda legislatura por delante y "es él el que debe decidir en el momento que crea oportuno, decir si se presenta o no".

"Soy absolutamente respetuoso con una decisión que tiene trascendencia colectiva pero que es personal de él y ha de ser personal de él", ha continuado el presidente catalán quien ha señalado que "ya decidirá en el momento que crea oportuno anunciar si repite o no" porque "está en su derecho".

Montilla ha pedido "calma" frente a los resultados de las encuestas porque el partido continúa y "no estamos en la prórroga" y ha asegurado que no se pueden augurar "desplomes" basándose en sondeos o en "silbidos", en referencia a los abucheos que sufrió Zapatero en el desfile de la Fiesta Nacional.

Ha señalado así que no es la primera vez que acude al desfile, que ya estuvo en 2007 cuando las encuestas "decían otra cosa y también hubo silbidos" al presidente del Gobierno. "Hay parte de los asistentes, convocados o no, que tienen esa actitud hacia el Gobierno. Los que gobernamos debemos estar acostumbrados a que nos silben", ha asegurado el presidente catalán.

Así, ha recordado que el ex presidente catalán Josep Tarradellas decía que "una administración frente a la que no va nadie a manifestarse pinta bien poco y poco poder tiene", por lo que "no hay que preocuparse" por los abucheos.

Ha defendido asimismo la aportación del ministro de Trabajo, Celestino Corbacho, a la candidatura del PSC a las elecciones y, preguntado por si lo considera un activo pese a las cifras del paro, ha respondido que sí.

"Ni que él fuera responsable de los millones de parados", ha indicado Montilla, quien ha considerado que eso sería una interpretación "absolutamente simplista y absolutamente injusta".

Así, ha señalado que la coyuntura internacional y la situación económica "algo tienen que ver, más allá del margen de maniobra de un ministro" que "ha dado la cara" con una huelga general y ha afrontado una reforma laboral "incomprendida por determinados sectores pero absolutamente necesaria".

Montilla también se ha referido al futuro político de la ministra de Defensa y dirigente del PSC, Carme Chacón, y lo ha vaticinado como "esplendoroso". Tras indicar que no le "consta que sea candidata en estas elecciones", se ha mostrado convencido de que Chacón "tiene, ha tenido y tendrá un gran papel en la política española".

Felipe González echará una mano a Montilla
Comentarios