#TEMP
domingo 22/5/22

Esquerra Republicana cree que la Casa Real entiende "lo que no entienden ni PP ni PSOE"

Los partidos catalanes, pendientes de la sentencia sobre el Estatut que debe emitir el Tribunal Constitucional, han valorado las palabras del rey sobre la Constitución en su mensaje navideño. Todas las fuerzas políticas se han referido al llamamiento a la unidad que hizo don Juan Carlos.
> El rey pide reformas ante la crisis
NUEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS - 25.12.2009

El presidente de CiU, Artur Mas, aseguró hoy durante el tradicional homenaje al ex president de la Generalitat, Francesc Macià, que en el momento actual la Constitución española "se está interpretando más como una pared" que como un marco de convivencia, por lo que Cataluña "se puede acabar estrellando" contra ella. Mas hizo estas declaraciones en respuesta al mensaje navideño del Rey, sobre el que dijo que "podría estar de acuerdo" si en la Constitución tuvieran cabida "los diferentes pueblos del Estado español" y las aspiraciones de autogobierno de Cataluña.

El presidente de ERC, Joan Puigcercós, aseguró que la Casa Real es "consciente" del momento que vive el Estado, y por ello sabe que el Estatut es "la última oportunidad" para lograr el encaje de Cataluña en España. Puigcercós, que también participó en el homenaje a Maciá, interpretó que cuando el Rey pidió en su discurso sumar voluntades en los grandes temas de Estado en realidad avisó a PP y PSOE de que el Estatut de Cataluña es "la última oportunidad" para el encaje de esta comunidad en España. El líder de ERC consideró que la Casa Real también es consciente de que existe una parte significativa y creciente de catalanes que quieren ser independientes y por tanto, a juicio de Puigcercós, la Casa Real entiende lo que "no quieren entender" ni PP ni PSOE.

Para el portavoz del PSE-EE, José Antonio Pastor, el llamamiento que el rey hizo a la unidad de los partidos políticos contra la crisis, fue "muy claro, entre otros, para el principal partido de la oposición". Según Pastor, el PP "debe entender que, por encima de las legítimas diferencias políticas, por encima de las estrategias electorales, está el interés de los ciudadanos, y que todos debemos arrimar el hombro para hacer frente a la crisis económica, proteger a los más desfavorecidos y conseguir cuanto antes que nuestro país se ponga en la senda de la recuperación económica".

En una rueda de prensa, el dirigente socialista afirmó que el elemento común que articuló todo el discurso del Rey fue el llamamiento a la unidad de las fuerzas políticas, las comunidades autónomas, los agentes sociales, para hacer frente a lo que "sin lugar a dudas, es el problema más importante que nos toca afrontar en Euskadi y en España, que es la crisis económica".

Respecto a la emisión después de muchos años del mensaje del Rey en EITB, Pastor destacó que no supone "ninguna victoria de España contra Euskadi, como algunos han querido interpretar": los vascos "no somos ni más vascos ni menos vascos, ni más españoles ni menos españoles, ni se alterado nuestra identidad, que es plural, ni los vascos hemos cambiado nuestra condición".

El portavoz del PP vasco, Leopoldo Barreda, afirmó compartir la apelación del Rey en su mensaje de Navidad a la necesidad de combatir el terrorismo desde el imperio de la ley y de impulsar reformas para lograr una "pronta" recuperación de la crisis. Destacó que los ciudadanos también conciben el final de la crisis como el momento en que España vuelva a crear empleo. En este sentido, señaló que es "compartido" por la mayoría de la sociedad el llamamiento del Rey a impulsar reformas que, a juicio de Barreda, son "imprescindibles".

Además, subrayó el hecho de que el Rey haya hecho alusión a alcanzar un gran acuerdo nacional en materia de educación e incentivar aún más la innovación, porque son cuestiones "obligadas" en una sociedad "moderna, competitiva, que se juega en torno a esos retos buena parte de su futuro".

Para el portavoz del PNV en el Congreso de los Diputados, Josu Erkoreka, la apelación a la unidad política realizada el Rey en su discurso "es de un voluntarismo irreal, que adorna muy bien la Navidad, pero que tiene un escaso recorrido político y una eficacia prácticamente nula". A su juicio, "incluso en una época como la navideña, tan propicia como habitualmente es para adoptar actitudes ingenuas, el discurso en Nochebuena del Rey de este año, nos ha parecido un candoroso ejercicio de fabulación".

Todo lo contrario opinaron el PSOE y el PP. La secretaria de Política Internacional y Cooperación del PSOE, Elena Valenciano, aseguró que el tradicional discurso navideño del Rey don Juan Carlos estuvo "pegado a la realidad" y resaltó, además, su mensaje basado en las "ideas y ambición" de país: "Su apelación a la necesidad de mantener un crecimiento sostenible, de crecer para crear empleo manteniendo la más alta protección social, es la definición más exacta de los retos que tiene este país por delante en los próximos años".

Por su parte, el vicesecretario de Comunicación del PP, Esteban González Pons, consideró que Don Juan Carlos "volvió a ser el rey de los ciudadanos, el rey portavoz de los españoles que viven en la realidad, como lo ha hecho tantas veces desde los años 70". Y destacó el "consenso" pedido por Don Juan Carlos a los partidos políticos en "tres materias fundamentales", educación, política exterior y ante la crisis económica y el paro. A este respecto, el responsable 'popular' advirtió de que los políticos han de "recoger el guante" para trabajar en esta línea y acercarse "a lo que los españoles piden".

Sin embargo, el coordinador federal de Izquierda Unida (IU), Cayo Lara, aseguró que el mensaje navideño del Rey don Juan Carlos está "fuera de la realidad que viven los ciudadanos" porque "sirve de poca ayuda para afrontar la crisis" económica que atraviesa el país. Tras interpretar que el rey 'regañó' al Gobierno "por la pésima gestión realizada al abordar la crisis" y al PP por su labor de "oposición destructiva", el máximo responsable de IU criticó que el jefe del Estado no hiciera "mención alguna" a las causas o responsables de una crisis "sin precedente" que ha provocado un "drama que viven más de cuatro millones de parados".

Esquerra Republicana cree que la Casa Real entiende "lo que no entienden ni PP ni PSOE"
Comentarios