sábado 4/12/21

El PSOE pide al PP que no trate de debilitar al Gobierno en un asunto de Estado

Algunos dirigentes "populares" han lanzado duras críticas contra la visita a Gibraltar que realizará esta semana el ministro de Asuntos Exteriores. Especialmente duros han sido los responsables del PP andaluz.
NUEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS - 19.7.2009

La secretaria de política Internacional y Cooperación del PSOE, Elena Valenciano pidió este domingo al PP que "no trate de debilitar" al Gobierno en un asunto de Estado y que "alguna vez" muestre algo de "lealtad" por los intereses de España, en respuesta a la petición del vicesecretario del Política Territorial del PP, Javier Arenas, que solicitó este sábado al ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, que suspenda su visita a Gibraltar hasta que "no cesen las amenazas y los insultos que se están produciendo desde las autoridades gibraltareñas".

Valenciano afirmó en un comunicado que "ninguna soberanía" está en cuestión con este viaje y que "lo único" que se pretende es mejorar las condiciones de vida de los habitantes del campo de Gibraltar y de los vecinos del Peñón. "Tenemos algunos problemas graves que hacen referencia al medio ambiente, sobre todo en relación con todos los vertidos al mar, además de problemas de comunicaciones y de los trabajadores del campo que todos los días cruzan la frontera", añadió la portavoz socialista.

En este sentido, aseguró que Moratinos viajará a Gibraltar a defender los intereses de España y por eso previamente se reunirá con los alcaldes de la zona. "Va a Gibraltar a todo lo contrario que dice el PP", puntualizó.

Miguel Ángel Moratinos se convertirá este martes en el primer jefe de la Diplomacia española que visite Gibraltar, tras sortear una nueva disputa sobre la soberanía de las aguas que rodean el Peñón que puso en peligro hasta el último minuto este desplazamiento.

El viaje ha provocado ya las críticas del principal partido de la oposición. A las de Javier Arenas, hay que sumar las que este domingo lanzó el secretario general del PP-A, Antonio Sanz, quien consideró que se trata de un "paso atrás de 200 años", al tiempo que le pidió al consejero de Gobernación de la Junta de Andalucía, Luis Pizarro, que formará parte de la delegación española que acuda a Gibraltar, que reconsidere su postura y decida no participar.

Sanz instó también a Moratinos a reconsiderar su asistencia a dicho viaje, por considerarlo un "error histórico" que, a su juicio, "ningún gobierno de España ha cometido en los últimos 200 años". "Le pedimos al Gobierno que rectifique en su estrategia de reírle las gracias a Gibraltar, aceptando con un silencio cómplice sus insultos y amenazas a la soberanía española". Para el dirigente popular, el viaje al Peñón supone un "simple capricho" de Moratinos, quien, según dijo, "no ha reparado en las consecuencias históricas de renuncia a la soberanía que puede traer consigo dicha decisión". Además, insistió en que el PP-A advierte al Gobierno de que diferentes senadores y diputados socialistas en el Campo de Gibraltar "han desaconsejado" la visita.

Sanz afirmó que el viaje supone un "despropósito más" en el "serial de errores" del Gobierno de España en sus relaciones con Gibraltar. "Creemos lamentable que el Gobierno se preocupe más de los ciudadanos del Peñón que de los del Campo de Gibraltar", sostuvo el secretario general del PP-A.

El PSOE pide al PP que no trate de debilitar al Gobierno en un asunto de Estado
Comentarios