martes 16.07.2019
IZQUIERDA UNIDA LAS TRASLADA AL CONSEJO ESCOLAR

IU traslada al Consejo Escolar 100 medidas alternativas a la 'Ley Wert' de reforma educativa

Enrique Díez, coordinador del Área Federal de Educación, señala que esta propuesta supone “la alternativa de IU a la reforma segregadora, clasista, retrógrada y profundamente antidemocrática” que desarrolla la Ley Orgánica de Mejora de la Calidad de la Educación (LOMCE).

Izquierda Unida se ha dirigido a las organizaciones con quienes comparte un modelo educativo que defiende la Educación Pública, laica, inclusiva y democrática, las mismas junto a las que lleva meses movilizándose contra los recortes y las reformas del Gobierno del PP en materia de Educación, para trasladarles su propuesta de ‘100 medidas por la Educación Pública y 10 líneas de actuación prioritaria’.

El informe que esta Comisión Permanente elaboró “avanza aún más y de forma significativa hacia el modelo de educación franquista y conservadora que ha propuesto el ministro Wert”, denuncia el coordinador del Área Federal de Educación

En esta propuesta se incluye la alternativa de esta formación a la “reforma segregadora, clasista, retrógrada y profundamente antidemocrática” prevista en la Ley Orgánica de Mejora de la Calidad de la Educación (LOMCE), también conocida como ‘Ley Wert’, según señala el coordinador del Área Federal de Educación de IU, Enrique Díez.

Como es preceptivo, y antes de entrar en el Congreso, la ‘Ley Wert’ debe de presentarse y debatirse en el Consejo Escolar del Estado (CEE). Esta reunión está prevista para mañana martes, día 30.

La Comisión Permanente del Consejo Escolar elaboró el pasado día 16 la propuesta de dictamen que se presenta ahora al Pleno. Lo hizo con la ausencia de 10 de sus 23 miembros, que no asistieron “como forma de expresar tanto su denuncia por la eliminación de los recursos para poder ejercer el derecho a representatividad estatal del profesorado, como para denunciar la nula voluntad negociadora del Ministerio de Educación, la precipitación en la tramitación de este anteproyecto de ley y su contenido”, detalla Díez.

Para Izquierda Unida -explica-, la LOMCE elaborada por el Gobierno de Mariano Rajoy y dirigida por Wert es una contrarreforma clasista y elitista que expulsará del sistema al alumnado con más dificultades socio-económicas. Introduce cambios que buscan quebrar completamente los principios de equidad, cohesión social e integración educativa y que suponen una vuelta al modelo educativo franquista”.

Estas 100 medidas “en torno a la extensión, consolidación y reforzamiento de la red pública, la calidad con equidad para evitar el fracaso y el abandono escolar, la evaluación como estrategia de mejora, la apuesta por una escuela pública inclusiva, intercultural y laica, una formación profesional ampliada y que motive, así como dotar de herramientas al profesorado para resolver conflictos y facilitar la convivencia

Enrique Díez denuncia que esta reforma “ataca la educación inclusiva y la coeducación, mantiene la religión en la escuela y niega la participación de la comunidad educativa, apostando por los despidos y los desplazamientos forzosos del profesorado a otras localidades, precarizando aún más sus condiciones laborales”.

Por todo ello, Izquierda Unida ha presentado a los sindicatos, asociaciones de madres y padres, movimientos de renovación pedagógica, asociaciones de estudiantes, plataformas en defensa de la Educación Pública, movimientos sociales y organizaciones afines “su alternativa en positivo a esta sinrazón de la ‘Ley Wert’", indica el dirigente federal.

Sus 10 líneas de actuación prioritaria agrupan estas 100 medidas “en torno a la extensión, consolidación y reforzamiento de la red pública, la calidad con equidad para evitar el fracaso y el abandono escolar, la evaluación como estrategia de mejora, la apuesta por una escuela pública inclusiva, intercultural y laica, una formación profesional ampliada y que motive, así como dotar de herramientas al profesorado para resolver conflictos y facilitar la convivencia. Todo ello sin olvidar la demanda de una Universidad pública y gratuita, y una ley de financiación estable del sistema educativo que acompañe a todas las demás medidas”, expone Díez.

Izquierda Unida se une así a toda la comunidad educativa que ha rechazado de plano esta nueva reforma que contribuye a segregar y arrojar al fracaso escolar, al abandono escolar temprano del sistema educativo, a esa gran parte del alumnado que tiene más dificultades y necesidades, y que, por tanto, sería la que más apoyo educativo debería tener.

Comentarios