#TEMP
viernes 20/5/22

¿Se resquebraja el apoyo del PP a Camps?

Es lo que han querido ver algunos en las últimas declaraciones del líder del partido, Mariano Rajoy, y de su número dos, María Dolores de Cospedal, tras la difusión de los informes policiales que acreditan las relaciones entre la cúpula del PP valenciano y las empresas de la trama Gürtel.
NUEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS - 28.9.2009

Esta deducción es la consecuencia de declaraciones como "espero que hagan un esfuerzo para demostrar no sé exactamente qué pero van a tener que demostrar su inocencia sin que nadie demuestre su culpabilidad" (Rajoy) y "para la dirección nacional lo conveniente es que el PP de Valencia pueda actuar de manera libre y de manera contundente en relación con lo que está pasando" (Cospedal).

Lo cierto es que resulta difícil imaginar que las convicciones que Génova ha mantenido hasta ahora se estén tambaleando cuando las declaraciones anteriores se acompañan de otras como "tengo mucha confianza en Camps, le he apoyado y lo sigo apoyando" (Rajoy) y "apoyamos al PP de la Comunidad Valenciana y nuestra confianza de que actuarán convenientemente en este asunto como hacen siempre" (Cospedal).

Quizá el propósito de dar una de cal y otra de arena sea hacer menos traumática la travesía hacia la orilla opuesta.

"LOS DIÁLOGOS SON INTERPRETABLES"

Por lo demás, no puede decirse que se hayan producido grandes variaciones en el discurso que los 'populares' han venido repitiendo hasta ahora. En una entrevista en Punto Radio, y al ser preguntado sobre si cree que son "falsos" los informes que están apareciendo en la prensa, Mariano Rajoy ha subrayado que él cree en la presunción de inocencia y que le cuesta mucho hacer juicios de valor de una persona porque se puede "equivocar": "Creo en una democracia de respeto a las personas, a los que hacen las cosas bien e incluso a los que a lo mejor no pueden hacer las cosas bien, pero yo desde luego no me voy a erigir en juez de nadie".

Rajoy no coincide en absoluto con las conclusiones que se han extraido de lo publicado. Concretamente, ante las conversaciones entre los responsables del PP valenciano y el responsable de Orange Market, el líder del PP ha señalado que "los diálogos son interpretables" y ha recordado que el PP de Valencia ha asegurado que sus cuentas están claras. "Espero que esto se explique bien. Se está haciendo un gran esfuerzo por el PPCV y espero que quede claro pero tiene gracia que alguien tenga que demostrar su inocencia cuando nadie le está acusando", ha insistido.

En cuanto a la información que publica el diario El País acerca de que Álvaro Pérez, alias 'El Bigotes', le envió una carta cuando ocupaba un cargo en el partido, el presidente del PP ha replicado: "Ni la más remota idea". A renglón seguido, ha añadido que fue nombrado secretario general del partido en 2003 --en sustitución de Javier Arenas y que en su puesto recibe muchas cartas al día que él ni siquiera lee porque se encarga su equipo. "De la existencia de esa carta me enteré ayer", ha puntualizado.

"NO SE ESTÁN CUMPLIENDO LAS FORMAS"

Rajoy ha cargado contra el fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido, al que acusa de tratar "de forma diferente" al PSOE que al PP, y de no investigar las actuaciones sumariales declaradas secretas que se han filtrado. Esas filtraciones, ha proseguido, provocan "juicios paralelos" en la opinión pública sin que después se pueda restituir el honor a esas personas cuando son declaradas inocentes.

También ha censurado que se haya detenido "con esposas y con televisiones" a cargos del PP que luego son puestos en libertad por los jueces porque, a su entender, se "humilla a la gente" y la democracia, además de derechos y libertades, "también son las formas". "Y aquí no se están cumpliendo las formas". A título de ejemplo, ha mencionado que un día después de que se conocer el archivo de la causa contra Camps por los trajes, aparecieron las fotos de unos militantes del PP en Baleares esposados, que "luego el juez los dejó en libertad".

Tras recordar que tanto el ministro del Interior como el delegado del Gobierno sostuvieron que había sido "un error", ha emplazado al ministro a "dar orden para que se respeten las formas fundamentales en una democracia y el honor de las personas", de forma que si alguien no cumple esa orden, se le abra un expediente.

CONVERSACIONES CON CAMPS

Por su parte, la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha comparecido en rueda de prensa en la sede de Génova donde, como su jefe de filas, ha admitido conversaciones telefónicas con Camps tras las informaciones publicadas estos días y ha expresado su confianza sin "plazos" ni "condiciones" en la actuación del presidente de la Generalitat y máximo responsable del PP valenciano.

Hasta en tres ocasiones la 'número dos' del PP ha criticado que el informe de la Brigada Policial de Blanqueo que ha aparecido en los medios de comunicación sobre supuesta financiación irregular del PP valenciano "se haya elevado a la categoría de condena" cuando, según ha destacado, "no deja de ser un informe policial" y no se está hablando ni de imputaciones ni de actuaciones judiciales de la Fiscalía o de un juez.

A su entender, eso no es "admisible" en un Estado de Derecho, ya que informes policiales "hay muchos" y éste hay que situarlo "en su justa medida". Eso sí, y a preguntas de los periodistas, ha precisado que ella no ha utilizado la expresión "montaje" para referirse a ese informe policial (como sí han hecho cargos del PPCV).

Al ser preguntada si el PP nacional va a tratar de verificar ese informe o va abrir algún tipo de investigación interna, De Cospedal ha recalcado que son los tribunales "los que tienen que comprobar la autenticidad" y ha recordado que "en dos ocasiones" el Tribunal Superior de Valencia no ha estimado ese documento. Se le interrogó después por qué ahora el PP no abre una investigación interna como sí hizo en su día con el 'caso Naseiro' en los años 90 y ha vuelto a decir que está convencida de que Camps "va a actuar con toda la coherencia" y "convenientemente". Además, ha recordado que este martes se celebra en el Parlamento valenciano el debate sobre el estado de la región.

"Si les dijera lo que tiene que hacer el PP valenciano no estaría confiando en el buen criterio del PP valenciano y yo estoy convencida de que el PP valenciano va a actuar como tiene que actuar. Así lo va a hacer su presidente y su secretario general, no me cabe la menor duda", ha asegurado.

Entonces se le ha preguntado si una actuación conveniente pasaría por ceses o dimisiones y De Cospedal ha respondido: "Para la dirección nacional lo conveniente es que el PP de Valencia pueda actuar de manera libre y de manera contundente en relación con lo que está pasando y se sienta apoyado por el partido nacional y quiero que se sientan apoyados y también con la libertad de hacer todo aquello que ellos crean que deben hacer que, no me cabe la menor duda, será lo más adecuado".

¿Se resquebraja el apoyo del PP a Camps?
Comentarios