#TEMP
sábado 28/5/22

Sindicatos de todo el mundo se unen para pedir empleo digno y de calidad

Tras constatar que el trabajo ha sido el gran olvidado en la Cumbre del G-20, CCOO y UGT advierten de que la crisis internacional todavía puede llegar a destruir 50 millones de empleos y arrojar a la pobreza a 200 millones de personas.
NUEVATRIBUNA.ES / ISABEL G. CABALLERO - 28.09.2009

La cita es el 7 de octubre. Miles de trabajadores de todo el mundo se movilizarán en la Jornada Mundial por el Trabajo Decente convocada por la Confederación Sindical Internacional (CSI) que agrupa a 170 millones de afiliados y que se constituyó en Viena, en el año 2006. El manifiesto, firmado conjuntamente en España por Comisiones Obreras y UGT, fue presentado este lunes por los líderes sindicales Ignacio Fernández Toxo y Cándido Méndez.

La convocantes de esta segunda jornada (la primera se celebró en 2008) pretenden movilizar –en plena crisis económica- a miles de trabajadores de 122 países, con el objetivo de exigir a nivel mundial trabajo digno y decente.

Según las estimaciones de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), pueden llegar a destruirse 50 millones de empleo y arrojar a la pobreza a 200 millones de personas, consecuencias éstas, según los sindicatos, derivadas de “la responsabilidad y avaricia de los gestores del sistema financiero internacional y de la falta de regulación y control del mismo amparada por los responsables políticos”.

La reivindicación se produce tras la cumbre del G-20 celebrada en Pittsburg donde se ha constatado que el “gran ausente” ha sido el empleo. Así lo denunciaron Méndez y Toxo para quienes los líderes mundiales siguen sin ver “con claridad” cuál es el origen de la crisis y sin abordar los fallos de la regulación financiera.

EL PARO SEGUIRÁ AUMENTANDO

El secretario general de UGT cree que aún es pronto para hablar de un proceso de recuperación del empleo, más si cabe cuando el G-20 ha decidido mantener las medidas de estímulos fiscales. En su opinión, “en todos los países desarrollados va a seguir aumentando el paro”, mientras sigan sin darse los “mecanismos” para una mayor regulación y supervisión de los mercados financieros.

Para Toxo, es necesario implementar el Pacto Global por el Empleo, que fue aprobado el pasado mes de junio por la OIT. El líder sindical lamentó que el G-20 no haya atendido la demanda de introducir una tasa a las transacciones financieras y alertó por la situación que viven los jóvenes que “corren el riesgo muy serio de convertirse en una generación perdida”, con altas tasas de precariedad en el empleo (la tasa de temporalidad en España se sitúa en el 30%).

En este sentido, valoró la convocatoria de una cumbre de ministros de Trabajo con la participación de sindicatos y empresarios (éstos a instancia de los sindicatos, recordó), y criticó a la patronal por “estar más cómodos en la situación actual que negociando” y por su falta de “compromiso” en el futuro del país. También puso el acento en las “discriminaciones intolerables” que se producen en colectivos como el de las mujeres y los inmigrantes.

CCOO Y UGT EXIGEN EL DESBLOQUEO DE LOS CONVENIOS COLECTIVOS

Los principales objetivos que el sindicalismo internacional democrático y de clase se plantea es avanzar en la movilización del Trabajo Decente que, según la OIT, es aquel que se realiza en el respeto a los Derechos Fundamentales del Trabajo (Declaración de 1998) con un salario digno y una protección social básica.

En el manifiesto, CCOO y UGT critican la “intransigente y maximalista” posición de al CEOE, que “ha provocado la ruptura del diálogo social, ha paralizado la negociación colectiva y ha estancado la situación de los más de 1.500 convenios” que se encuentran en fase de renegociación y afectan a 4 millones de trabajadores.

Asimismo, los sindicatos exigen a la Patronal que, en la próxima negociación de 2010 y 2011, incluya “medidas que limiten la temporalidad y aumenten la estabilidad en el empleo”. También piden que se negocien los Expedientes de Regulación de Empleo en las empresas con dificultades; medidas para desarrollar la igualdad entre hombres y mujeres; la formación; la seguridad y la salud laboral.

Por otro lado, los dos sindicatos mayoritarios reclaman al Gobierno reactivar la economía con políticas públicas; configurar la futura Ley de Economía Sostenible como un “plan global”; y reforzar las políticas sociales. También advierten de que los pactos en materia de educación y energía “no pueden iniciarse sin el consenso y la intervención de las organizaciones sindicales”.

Sindicatos de todo el mundo se unen para pedir empleo digno y de calidad
Comentarios