#TEMP
martes 17/5/22

Qué hacer ante el alza de impuestos

Adelantar la compra de un coche puede suponer un ahorro de más de 400 euros, una reducción que se amplía hasta los 2.000 euros en el caso de la vivienda.
NUEVATRIBUNA.ES / L.M. - 29.09.2009

La subida de impuestos inflará a partir del 1 de julio la factura de la luz, del teléfono y del gas. Pero, además, si planea comprar una casa o un coche, quizás le convenga adelantarse a esa fecha en que entrará en vigor la subida del IVA. En el caso de las casas, en Madrid, el incremento del IVA encarecerá unos 3.000 euros de media el ya abultado importe final. Y en el de los coches, la subida del 16 al 18 por ciento del impuestos sobre el valor añadido supondrá en torno a 420 euros más.

La subida de impuestos anunciada por el Gobierno, a falta de la aprobación final en el Congreso, acarreará subidas en diversos bienes y servicios; desde la gasolina, hasta la luz, el teléfono y el gas: todos ellos gravados con el tipo general del IVA, que pasará a partir del 1 de julio de 2010 de un 16 a un 18 por ciento.

Las facturas de suministros básicos como la luz, el teléfono -fijo y móvi- y el gas se encarecerán por la subida de dos puntos del IVA general. Así, una familia que pague por estos servicios una media de 350 euros al mes verá cómo su gasto se incrementa en en torno a unos 7 euros mensuales a partir de julio. Esto supone un coste adicional cercano a los 85 euros anuales, sin tener en cuenta posibles incrementos de tarifas.

Comprar una casa también será más caro a partir de la subida del IVA, en este caso del tipo reducido, que pasa del 7 al 8 por ciento. Los promotores de viviendas asociados en APCE aseguran que el precio medio de una vivienda en España es de 200.000 euros, por cierto, una cifra muy lejana al precio de la vivienda en ciudades como Madrid y Barcelona. En cualquier caso, la vivienda nueva se encarecerá un 1 por ciento gracias a la subida del IVA, así que la vivienda media se encarecerá en torno a 2.000 euros.

Comprar un coche también será más caro a partir del 1 de julio. Si el precio medio de un coche antes de pagar impuestos es de 21.000 euros, con la subida del IVA del 16 al 18 por ciento el automóvil costará 420 euros más, según recuerda la asociación del sector Ganvam. Hay que tener en cuenta que los automóviles además de estar gravados por el IVA, también pagan un impuesto de matriculación que oscila entre el 7 por ciento y el 13 por ciento dependiendo de la cilindrada.

Respecto a la gasolina, la subida del IVA encarecerá algo menos de un céntimo el litro de combustible. Aunque estos productos también están gravados con el IVA general, hay que tener en cuenta que el litro de combustible antes de impuestos está por debajo de los cincuenta céntimos. Así, llenar el depósito con cincuenta litros de gasolina saldrá unos cincuenta céntimos más caro.

En cuanto al IVA reducido, el Gobierno ha anunciado una subida de un punto del tipo que grava servicios como la hostelería y los viajes. Así, un viaje para dos personas con un precio de 2.000 euros, se verá incrementado en 20 euros, al subir del 7 al 8 por ciento de tipo de gravamen del IVA reducido.

En cambio, otros artículos como el material escolar, productos de higiene y todo aquello que esté gravado con el tipo superreducido del 4 por ciento sorteará la subida de precios.

Respecto al ahorro, un contribuyente que haya recibido rentas por intereses de cuentas bancarias, seguros de vida, ventas de acciones o participaciones en fondos de inversión por importe de 600 euros, pagará a Hacienda en 2010 seis euros más que este año, un 19 por ciento en lugar del 18 por ciento actual. En cambio, si recibe 8.000 euros, pagará 240 euros más que ahora, un 21 por ciento en vez del 18 por ciento actual.

Qué hacer ante el alza de impuestos
Comentarios