martes 30/11/21

Los 'pesos pesados' de la economía acuden a la llamada de Zapatero

La reunión del presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, con los máximos representantes de casi cuarenta empresas del país para analizar la situación económica y la salida de la crisis ha comenzado pasadas las 10.30 horas en el Palacio de la Moncloa. Al encuentro han acudido los responsables de 37 de las 39 empresas invitadas, y sólo han excusado su presencia los de CEPSA y Mercadona.
NUEVATRIBUNA.ES / AGENCIAS - 27.11.2010

Desde antes de las 10:00 horas han ido llegando a Moncloa los presidentes de estas compañías y entidades financieras. Sólo asisten dos mujeres, Petra Mateos, presidenta de Hispasat, y Carmen Riu, de la cadena de hoteles a la que da nombre su apellido.

El presidente de Mercadona, Juan Roig, y el consejero delegado de Cepsa, Dominique de Riberolles, no han acudido a la reunión convocada por el presidente del Gobierno. Con estas dos ausencias, el número total de máximos responsables de compañías que se reúnen con el presidente del Gobierno y los vicepresidentes Elena Salgado y Alfredo Pérez Rubalcaba, se reduce a 37, en vez de las 39 inicialmente previstas.

Zapatero, según explicó ayer la vicepresidenta segunda, Elena Salgado, instará a las grandes empresas a que sigan apostando por invertir y crear empleo en España.

Por su parte, los empresarios, esperan que la reunión sirva para arrancar el compromiso del presidente del Gobierno de que hará las reformas estructurales, ya que si no se aceleran los mercados van a arremeter más contra España.

Al término del encuentro, en torno a las 13:30, según las previsiones de Moncloa, Zapatero comparecerá ante los periodistas.

En el listado de invitados, que se ha tenido que ampliar respecto a los 25 previstos inicialmente y a los 30 anunciados el martes por las suspicacias generadas, no estarán los líderes de la CEOE y de Cepyme, que son los representantes de todo el tejido empresarial español, lo que ha generado múltiples críticas.

Para algunos representantes sectoriales, la CEOE ya ha hecho llegar al Gobierno propuestas para encarar la situación actual, por lo que lo normal sería que el Ejecutivo siguiera hablando con la organización sobre ellas, aunque no necesariamente con el presidente saliente, Gerardo Díaz Ferrán.

En la reunión estarán presentes los "pesos pesados" de todos los sectores económicos, desde la banca y el turismo a la construcción, la distribución, las telecomunicaciones o la energía, aunque curiosamente entre tanto ejecutivo sólo habrá previsiblemente una mujer: la presidenta de Hispasat, Petra Mateos.

El presidente de BBVA, Francisco González, ha acudido finalmente a la reunión en lugar de enviar al consejero delegado de la entidad, Ángel Cano, tal y como estaba previsto. La invitación enviada por Rodríguez Zapatero a los responsables de las empresas iba dirigida tanto a los presidentes como a los consejeros delegados de éstas.

Además del BBVA, los responsables de las principales entidades del país -Santander, Popular, La Caixa y Caja Madrid- volverán a sentarse con Zapatero. También están convocados los de las compañías energéticas y de comunicación -Repsol-YPF, Gas Natural-Unión Fenosa, Iberdrola, Endesa, Gamesa, Cepsa y Telefónica- y las principales constructoras: Acciona, ACS-Dragados, FCC, Ferrovial, OHL y Sacyr-Vallehermoso.

Zapatero ha incluido a los representantes de otros sectores empresariales como los presidentes de El Corte Inglés, Inditex, Indra, Iberia, Ebro Foods, Grifols, Mapfre, Mercadona, Mondragón, Sol Meliá, y Telecinco, además de la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones, ANFAC.

A última hora se ha ampliado la lista a Abertis, Globalia, Banco Sabadell, Planeta, la citada Hispasat, Hoteles Riu y Técnicas Reunidas, y este mismo viernes de Moncloa confirmaron que también estará Aguas de Barcelona (Agbar). Además, también estará presente la empresa de energía y medioambiente Abengoa, según han confirmado fuentes de la compañía.

El único empresario que se ha atrevido a desvelar sus peticiones a Zapatero ha sido el consejero delegado de la cadena hotelera Sol Meliá, Gabriel Escarrer, que aseguró que es fundamental que se acometan reformas fiscales que fomenten la estabilidad del sector turístico, que siempre ha tenido más peso en la economía que la construcción.

El directivo de la hotelera balear, también presidente de la Alianza para la Excelencia Turística (Exceltur)- resaltó que el sector necesita una reestructuración que pasa por una mayor colaboración público-privada que tenga un efecto "multiplicador" sobre la economía española.

Los 'pesos pesados' de la economía acuden a la llamada de Zapatero
Comentarios