Lunes 17.06.2019
ENMIENDA A LA TOTALIDAD DEL PSOE

El PSOE se opone rotundamente al decreto contra los desahucios, porque es “injusto y escaso y no paraliza las ejecuciones”

La portavoz socialista Soraya Rodríguez asegura que el decreto del Gobierno “no llega ni tan siquiera a la calificación de urgente y extraordinaria necesidad, porque han sido tan restrictivos en la delimitación de los beneficiarios, que realmente las dejan sin contenido”.

La portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, Soraya Rodríguez, ha asegurado que el PSOE dará un “no rotundo” a la convalidación del Real Decreto Ley sobre desahucios, que se convalida hoy en el Pleno del Congreso, porque no “no es una moratoria real” y “no paraliza ningún procedimiento de desahucio”. Además, “es un Decreto escaso, injusto, arbitrario y no responde a lo solicitado”, ha subrayado.

“No paraliza ningún procedimiento de desahucio, afecta exclusivamente una vez finalizado el procedimiento, por lo tanto, cuando ya se ha desposeído del título de propiedad a la persona afectada y solamente se le aplaza durante un proceso de dos años el lanzamiento, es decir, la desposesión real de su vivienda”, ha señalado

Durante el debate de convalidación de esta norma, la portavoz socialista le ha dicho al Ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, que se trata de unas medidas “muy limitadas” en cuanto a los posibles beneficiarios y ha criticado que el debate no se haga desde una perspectiva “más amplia” y no sólo desde las perspectivas del Ministerio de Economía.

Rodríguez ha recordado que el PSOE ha intentado llegar a un acuerdo con el Gobierno de medidas urgentes y extraordinarias para paliar esta situación mientras se adoptaban medidas definitivas y se modificaba la legislación sobre ejecuciones hipotecarias y sobre la Ley Hipotecaria. Sin embargo, “lo que ustedes traen hoy aquí no llega ni tan siquiera a la calificación de urgente y extraordinaria necesidad, porque han sido tan restrictivos en la delimitación de las personas que pueden beneficiarse de estas medidas, que realmente las dejan sin contenido”.

La responsable socialista ha dicho que estamos ante un “verdadero drama social” cuyas consecuencias se han ido agravando a lo largo de la evolución de la crisis económica, dado que hoy el número de ejecuciones hipotecarias es cinco veces mayor que al inicio de la crisis. Además, la portavoz del PSOE ha dicho que gracias a la movilización social y al trabajo continuo de las plataformas de apoyo a las personas afectadas por los desahucios y embargos de sus viviendas “hoy esta cuestión es una prioridad política para todos los grupos de la Cámara”.

Soraya Rodríguez ha explicado que el objetivo real de una moratoria de estas características “es evitar que la persona afectada, el deudor de buena fe que no puede afrontar dicho pago, pueda retener la propiedad y afrontar un proceso de renegociación con la entidad bancaria para poderla pagar acorde con su capacidad de renta en este momento y mantener el uso y la propiedad de su vivienda”. Por ello, ha indicado que “si no suspendemos el procedimiento y únicamente suspendemos los lanzamientos, no estaremos hablando de una moratoria”.

Rodríguez ha hecho hincapié en que el Grupo Socialista apuesta por “una moratoria real que suspenda el procediendo y alcance a todos aquellos deudores de buena fe, es decir a todos aquellos que no pagan no porque no quieren sino porque no pueden, porque su capacidad de renta ha sido afectada por el paro”

Intereses de demora

La portavoz socialista ha subrayado que si no suspendemos los procedimientos no se suspenden los intereses de demora, y éstos son “uno de los objetivos fundamentales” sobre los que tenemos que acordar y reformar en profundidad la legislación hipotecaria y la Ley de Enjuiciamiento Civil. Así, ha dicho que desde que se inicia la primera denuncia en un juzgado por la entidad bancaria para comenzar el proceso de embargo, desahucio y lanzamiento, “los intereses del principal de la hipoteca se pueden incrementarse un 50%, con las costas hipotecarias y con los intereses de demora”. Unos intereses que superan con creces los de los países de nuestro entorno y que es preciso “parar”, un problema que para PSOE estaba entre los aspectos a corregir con “extraordinaria y urgente necesidad con una moratoria que era la que esperábamos que trajeran hoy”.

Por otro lado, Soraya Rodríguez también ha criticado que hayan delimitado el colectivo al que afecta esta norma y ha asegurado que con ello es “prácticamente imposible su campo de ampliación”. También ha denunciado que se hayan incluido condiciones de vulnerabilidad “de forma arbitraria”, igual que han excluido otras en la misma situación de vulnerabilidad. En este punto se ha preguntado “por qué no puede optar a las medidas del Gobierno una familia monoparental con dos hijos o una familia que tenga un hijo de cuatro y cinco años y cumpla todos los supuestos de vulnerabilidad que establecen”.

Ni tan siquiera dentro del umbral y de las características que usted señala se aplicaría este Decreto si el sujeto deudor ha tenido la mala suerte de que en el proceso de ejecución hipotecaria, la subasta no haya acabado con la adjudicación a la entidad hipotecaria y se haya vendido a un tercero”; ha resaltado.

La portavoz socialista también ha resaltado que “no estamos ante un problema de impago masivo de hipotecas por particulares”, pues la tasa de morosidad del deudor particular hipotecario es del 3,09%, mientras que el de las promotoras y constructoras es del 22%.

Medidas posibles

Rodríguez ha añadido que “hay muchas medidas posibles y el PSOE las ha puesto encima de la mesa” y ha remachado que “solamente con cambiar el proceso de ejecución hipotecaria y aplicarle la norma de una ejecución ordinaria, el deudor ya podría oponerse”. Igualmente ha puesto de manifiesto la necesidad de modificar normas para que haya una sola tasación para comprar vivienda y ejecutarla, y de incrementar el porcentaje por el que la entidad bancaria no puede adjudicarse esa vivienda, medidas con las que “estaríamos ya en el equivalente a la dación en pago”.

En otros aspectos, Rodríguez ha apostado por “mejorar los intereses de demora” en consonancia con la Ley de Consumidores y además, ha señalado que tenemos un informe del Tribunal Europeo que dice que nuestra legislación es claramente “desequilibrada y no es acorde a la Directiva europea”.

Igualmente, la responsable socialista se ha preguntado por qué no se ha incluido en estas medidas a los padres que fiaron a sus hijos en la compra de un piso y que por razones de paro hoy no pueden pagar la hipoteca.

Tenemos todos una responsabilidad política y moral y hemos de responder ante la sociedad en un momento en el que las autoridades bancarias están siendo claramente apoyadas por todos”, y “tenemos que decir a los ciudadanos que también habrá una parte de ese esfuerzo para poder renegociar sus hipotecas”, tal y como se hace en otros países como EEUU, ha aseverado.

Por último, la responsable socialista ha dicho que “esta moratoria parece más una moratoria para este Gobierno que ha querido evitar en telediarios situaciones dramáticas”, que una norma para evitar “la situación dramática e injusta que viven hoy muchas familias españolas”.

Comentarios