#TEMP
miércoles. 06.07.2022
AUNQUE ENCARECE LOS COSTES

El Gobierno “privatiza” el ente que audita los gastos de la Administración central

El BOE publica la orden ministerial que encarga a empresas privadas labores de control del gasto público, atribuidas a la Intervención General de la Administración del Estado. 

Edificio del Ministerio de Economía en Madrid.
Edificio del Ministerio de Economía.

La Intervención General de la Administración del Estado (IGAE), organismo encargado de auditar las cuentas del Estado, carece de efectivos para llevar a cabo su labor de control y auditoría, según reza la orden del Ministerio de Economía por la cual se externalizan algunos servicios del ente, a fin de poder cumplir sus tareas en el plazo previsto, ha denunciado el sindicato Comisiones Obreras.

Tras la privatización “encubierta” del IGAE se esconde la “pérdida continua de efectivos”, según denuncia la federación de servicios a la ciudadanía de CCOO, que ha lamentado la práctica de “externalizar” servicios que deberían corresponder a un organismo público.

Según la Orden Ministerial del Ministerio de Economía y Hacienda publicada en el Boletín Oficial del Estado de 13 de septiembre, la IGAE declara carecer de efectivos suficientes para hacer frente a algunas de las actuaciones de control y auditoría previstas en el Plan Anual de Auditoría, afirman.

Este organismo, encargado de auditar las cuentas del sector público estatal, recurre un año más a la “privatización” de sus actividades como solución a la pérdida continua de efectivos, lamentan desde CCOO.

“En los últimos cinco años la Intervención General ha visto reducida su plantilla en 241 personas”, critican en el sindicato. “Esta pérdida supone un verdadero expediente de regulación de empleo (ERE) encubierto”, añaden. “Al mismo tiempo se ha incrementado la privatización de sus actividades de control de las cuentas públicas”, concluyen.

CCOO ha tildado de “usurpación de funciones” el trasvase de unas tareas que antes estaban reservadas a los empleados públicos. También el “despilfarro económico” que supone, en su opinión, el contrato.

El sindicato asegura que el coste de los trabajos ‘externalizados’ resulta un 35 por ciento más caro que su equivalente llevado a cabo por personal de la propia Administración. En este sentido, fuentes consultadas cifran en 100 euros el coste de una hora de auditoría en el sector privado.

La contratación de auditorías externas para controlar los gastos del Estado supone “una incongruencia” para CCOO, ya que comporta destrucción de empleos en el sector público.

“Bajo el paraguas de la austeridad y reducción del gasto, lo que realmente se hace es derivar actividades públicas hacia el sector privado”, lamentaron. “Así se multiplican los costes y se pone en riesgo la independencia por parte de la Administración”. “Su calidad no depender de vaivenes políticos o de mercado”.

El Gobierno “privatiza” el ente que audita los gastos de la Administración central
Comentarios