#TEMP
jueves. 30.06.2022

El Gobierno prevé saltarse el bloqueo del Congreso a la congelación de las pensiones

Una rebelión de los minoritarios amenaza con tumbar los Presupuestos Generales del Estado con la presentación de enmiendas a la totalidad esta semana.
NUEVATRIBUNA.ES/ L.M. - 13.10.2010

Más de cinco millones de pensionistas aguardan el resultado de una partida de ajedrez que se juega en el Congreso a cuenta de las pensiones. El Gobierno ha ligado la congelación de las pensiones a la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado. Ahora los grupos políticos tratan de impedir que el Gobierno congele las pensiones a través de enmiendas parciales a las cuentas públicas. Sin embargo, el Ejecutivo amenaza con ‘saltarse’ esa barrera con la opción de veto que le otorga el Reglamento de la Cámara. En respuesta los minoritarios podrían tumbar los Presupuestos y dinamitar además la pretendida reforma del sistema.

El líder del Grupo Popular, Mariano Rajoy, exigió este miércoles al Presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, que no vete la enmienda parcial con la cual la oposición trata de tumbar la congelación de las pensiones anunciada por el Ejecutivo el pasado mes de mayo para ahorrar 1.500 millones de euros. En su respuesta Zapatero ha defendido esta medida “excepcional” y ha reivindicado la revalorización de las rentas por retiro durante el mandato socialista.

Zapatero ha afirmado que los socialistas han incrementado un 16,9 por ciento de media las pensiones –un 27 por ciento en el caso de las mínimas- desde su llegada al poder en 2004, y ha dicho que con el PP sólo subieron un 1,9 por ciento y un 3,6 por ciento, respectivamente. Por su parte, los ‘populares’ han esgrimido datos del Ministerio de Trabajo para defender que José María Aznar revalorizó las pensiones mínimas un 30 por ciento durante su mandato entre 1996 y 2004.

Rajoy ha exigido además a Zapatero que no vete la enmienda parcial con la cual la oposición intenta frenar la congelación de las pensiones, cuyo plazo de presentación se abre la próxima semana. Con todo, los grupos temen que el Ejecutivo se acogerá a la posibilidad de vetar la enmienda que le otorga el Reglamento de la Cámara como ya hizo con el aumento del IVA, en vigor desde el pasado mes de julio.

PNV, CC y UPN TIRAN DE LA CUERDA

Ante esta posibilidad, el Partido Nacionalista Vasco (PNV), Coalición Canaria (CC) y Unión del Pueblo Navarro (UPN) tensan la cuerda y amenazan con presentar enmiendas a la totalidad a los Presupuestos de 2011, en trámite parlamentario. Los grupos mantendrán la tensión en este asunto hasta este viernes cuando vence el plazo dado por la Cámara para presentar este tipo de enmiendas. Hasta entonces los minoritarios negocian contrarreloj con la ministra de Economía, Elena Salgado, y el portavoz socialista de Presupuestos, Francisco Fernández Marugán, un conjunto de reivindicaciones que pasan por aumentar las inversiones en sus respectivos territorios.

Los nacionalistas canarios reclaman mayores inversiones en las Islas, mientras el PNV no se conforma con los 472 millones de euros arrancados con el traspaso de las políticas activas de empleo –incluidas las bonificaciones a la contratación- pactado recientemente con los socialistas. Por su parte, el Grupo Socialista necesita 13 votos para eludir la muralla que la oposición levantará contra los Presupuestos de la mano de PP, CiU, ERC, IU-ICV, BNG, UPyD y Nafarroa Bai.

DIFICULTADES PARA EL PACTO DE TOLEDO

El Gobierno se arriesga además a malograr un posible acuerdo en el ámbito del Pacto de Toledo, la comisión parlamentaria que estudia una reforma completa del sistema de pensiones. Rajoy ha acusado a Zapatero este miércoles de haber roto 15 años de consenso en el Pacto de Toledo y ha exigido además al jefe del Ejecutivo que renuncie a congelar las pensiones en 2011, a lo largo de la sesión de control en el Congreso. Rajoy ha pedido a Zapatero que recorte otros capítulos presupuestarios para lograr ahorrar los 1.500 millones comprometidos en el plan anticrisis de Zapatero.

Por su parte, el PNV ha vinculado el avance de los trabajos en la Comisión con una marcha atrás por parte del Gobierno a la congelación. Según manifestó hace días el portavoz nacionalista, Emilio Olabarría, el rechazo a la congelación permitiría alcanzar “algunos consensos” en el proceso de negociación. La comisión estudia medidas calificadas como “esenciales” y urgentes por el Gobierno, como el retraso de la edad de jubilación hasta los 67 años y el aumento del número de años tenidos en cuenta para calcular la pensión desde los 15 actuales hasta los 20 años.

El Gobierno prevé saltarse el bloqueo del Congreso a la congelación de las...
Comentarios