Nuevatribuna

La economía social en Madrid

Cuatro entidades de la economía social madrileña han organizado un debate con cuatro partidos que se presentan a las elecciones de la Comunidad de Madrid.

Convocados por las organizaciones de economía social en la Comunidad de Madrid ASALMA, AMEI, REAS y FECOMA, los partidos políticos con representación en la Asamblea de Madrid Partido Popular, Partido Socialista, Podemos y Ciudadanos debatieron sobre las necesidades de la economía social, su sistema actual y expusieron las propuestas para impulsar al sector en los próximos cuatro años que plantean cada uno de ellos.

El debate permitió conocer el consenso existente de todos los partidos sobre la necesidad de crear un espacio de diálogo específico para tratar los asuntos relacionados con la economía social diferenciando de la problemática del trabajo autónomo, la importancia de la contratación pública y las reservas de mercado para potenciar al sector, el papel decisivo que aportan las asociaciones representativas para el desarrollo del sector, la necesidad de visualizar e incorporar a la agenda política los valores de la economía social y el compromiso con un incremento presupuestario en las políticas de apoyo.

Las personas que intervinieron en el debate fueron por el Partido Popular, Miguel Angel García, por el Partido Socialista Marta Bernardo, por Podemos, Jacinto Morano y por Ciudadanos Javier Luengo.  El moderador del acto fue el periodista de Servimedia José Manuel González.

Como presentador del acto y en nombre de las organizaciones convocantes intervino Julián Menendez, gerente de ASALMA y Vicepresidente de CONFESAL, quien expuso con brevedad y concisión la situación actual del movimiento cooperativo en Madrid planteando las propuestas y reivindicaciones del mismo para su toma en consideración por los partidos políticos que ocupen el lugar que ocupen en el futuro gobierno de la comunidad de madrid, tendrán un papel clave en el impulso o freno de la creación de empleo y de tejido social asociativo.

En la actualidad a Economía Social está considerada a todos los niveles institucionales como un agente clave en el desarrollo social y económico.

A nivel europeo, las instituciones comunitarias consideran que la Economía Social debe tener un papel relevante en los territorios para reducir los desequilibrios territoriales y sociales y como actor generador de riqueza, economía y empleo desarrollando las potencialidades endógenas del territorio.

En España el papel relevante de la economía social se vio refrendado con la aprobación de la Estrategia Española de la Economía Social 2017-2020 que contempla 11 ejes de actuación y 63 medidas para su desarrollo.

Las entidades consideradas en el ámbito de la economía social están recogidas en la ley 5/2011 de Economía Social, adhiriéndose posteriormente nuevas corrientes coincidentes en sus principios como es la denominada Economía Solidaria.

En el desarrollo de la Economía Social es de especial relevancia el papel que desempeñan las Administraciones Autonómicas, al ser estas sobre las que recaen el mayor número de competencias para el desarrollo de la Economía Social.

En este sentido las organizaciones promotoras han planteado a los partidos políticos que incorporen en sus proyectos de actuación para la próxima legislatura 2019-2023 las siguientes líneas de actuación:

1) Potenciar la representatividad institucional de la Economía Social, propiciando la presencia e interlocución de las organizaciones de la economía social en los diversos ámbitos de consulta y decisión de la Comunidad de Madrid. Para ello han reclamado la creación de “El Consejo de Fomento de la Economía Social”.

2) Diálogo institucional transversal.La Economía Social reclama un espacio institucional en el ámbito del desarrollo de las políticas de empleo, pero debe tener también un papel relevante en los distintos ámbitos sectoriales donde actúa entre otros:

• Salud y bienestar

• Educación de calidad

• Energía sostenible

• Producción y consumo responsable

• Ciudades y comunidades sostenibles

• Trabajo decente y crecimiento económico.

• Inserción social de colectivos con dificultades de empleabilidad.

• Igualdad y equidad.

3) Divulgar los principios y valores de la Economía Social

Dando relevancia en la agenda política a estos principios y valores y considerando a las políticas de fomento de la economía social, como políticas palanca para la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, dado el alineamiento existente en la lucha contra la precariedad laboral y la contribución a la reducción de las desigualdades.

4) Vertebración y fortalecimiento del sector asociativo

Con la colaboración activa de las administraciones públicas en el desarrollo de programas para fortalecer a las organizaciones representativas de la economía social y promocionar el asociacionismo como instrumento para la mejora de la competitividad y la innovación a través de la canalización de acciones de: internacionalización, innovación y digitalización creación de redes empresariales y fomento de la cooperación empresarial.

5) Apoyo al crecimiento y consolidación de las empresas del sector favoreciendo un mayor dimensionamiento de las empresas a través de:

El fomento de la cooperación empresarial.

• Creación de instrumentos financieros específicos.

• Apoyo a la formación, la innovación, el desarrollo tecnológico y la internacionalización.

• Implementación de la ley de contratos del sector público en lo referente a la reserva de contratos tanto para empresas de inserción, centros especiales de empleo de iniciativa social y empresas propiedad de los trabajadores, facilitando que en los servicios externalizados por parte de las administraciones públicas accedan las empresas de economía social.

• Facilitar la incorporación de nuevos socios trabajadores y la capitalización de las empresas existentes.

• Fomentar la Formación Profesional Dual.

6) Fomento de nuevas iniciativas empresariales.

Consignación de partidas presupuestarias suficiente para fomentar la creación de nuevas empresas de economía social, especialmente cooperativas, sociedades laborales y empresas de inserción con ayuda para:

• Los gastos de puesta en marcha

• La incorporación de socios

• La asistencia técnica a las nuevas iniciativas de emprendimiento colectivo.

• El acceso a espacios físicos en el inicio de la actividad.

• Facilitando la transmisión de negocios que cesar su actividad a los trabajadores.

• Creación de ecosistemas territoriales para el desarrollo de la economía social a través de la creación de una red de ventanillas de economía social y espacios de trabajo compartido y el apoyo a proyectos colaborativos de economía social con grupos de acción local basados en la identificación de necesidades de cada territorio.

• Procesos de inserción laboral y acompañamiento social.

Como comentamos en el principio del artículo el moderador José Manuel González fue desgranando una serie de temas para que las cuatro fuerzas políticas presentes expusieran sus alternativas a un público compuesto fundamentalmente por miembros de la economía social madrileña que en número superior a 100 personas abarrotaron la salta de la Fundación Once en el madrileño barrio de Embajadores. Las preguntas y su explicación fueron las siguientes :

1)  En los últimos años la UE ha dejado de relieve la contribución de la economía social al desarrollo social y económico de la UE.

Las entidades de economía social han mostrado un mejor comportamiento en la pasada crisis económica y mientras nuestra economía destruyó en el periodo 2008-2013 el 20% del empleo, en el ámbito de la economía social esta destrucción fue del 14% y en el caso de la Comunidad de Madrid del 12%, es decir 8 puntos menos que el total de la economía.

Sin embargo en el ámbito del emprendimiento se ha instalado en el mensaje político como apuesta mayoritaria el apoyo al autoempleo individual y al trabajo autónomo, cuando se ha demostrado que es el autoempleo colectivo y una mayor dimensión empresarial aseguran mejores resultados.

¿Cuál es la valoración de su formación política sobre esta situación y sus propuestas al respecto?

2)    ¿Qué balance podemos hacer de las actuaciones llevadas a cabo en la Comunidad de Madrid en favor de la economía social en esta legislatura 2015-2019?.

3)     La Confederación empresarial Española de la Economía Social- CEPES ha elaborado un informe sobre el importe de las Ayudas a la Economía Social (principalmente las dirigidas a cooperativas y sociedades laborales) por Comunidades Autónomas en 2018.

En términos absolutos encabeza la tabla Cataluña con más de 16 millones de euros, Comunidad Valenciana con más de 5 millones, Murcia con 5,3 millones siendo en términos relativos en función de la población esta Comunidad la que más recursos pone a disposición de la Economía Social. Este dato tiene su correlación con el peso del empleo en esa Comunidad que como señalábamos al principio Murcia ocupa el tercer lugar por su peso específico en el empleo. Las Ayudas de la Comunidad de Madrid según este informe fueron en 2018 de 2.000.000, siendo esta cifra en términos relativos en función de la población la que menor contribución pone al servicio de la economía social.

Según datos del Ministerio de Trabajo a 31 de diciembre de 2018 la población ocupada en Cooperativas y Sociedades Laborales era de 385.055 personas sobre un total de población ocupada según la EPA DE 19.564.600 lo que supone el 19,7 por mil.

Por regiones encabeza la estadística País Vasco 72,2, Navarra 46, Murcia 41,5, Comunidad Valenciana 26,3 y la cierran Madrid 8,2, Canarias 7 y Baleares 4,3 por mil.

¿Qué factores explican este escaso peso de la economía social en nuestra Comunidad?

¿En qué términos valoráis el esfuerzo presupuestario que se debe realizar en nuestra Comunidad en apoyo a la Economía Social?

4)         El desarrollo de las empresas de inserción en la Comunidad de Madrid, siempre ha estado lejos de las cifras alcanzadas, tanto en número de empresas como en contratos de inserción, por otras comunidades autónomas, con volumen de actividad económica y densidad de población equiparables. Según el último balance 2017 de FAEDEI (Federación Española de empresas de inserción) País Vasco cuenta con 42 empresas, 702 puestos de inserción y 460 puestos de trabajo normalizados; Cataluña con 57 empresas y 1.316 puestos de inserción y 1.316 puestos normalizados y Madrid en el mismo periodo, con 10 empresas, 101 puestos en inserción y 43 normalizados.

¿Qué factores explican esta gran diferencia en nuestra Comunidad con respecto a otras comunidades?¿tiene que ver con el monto y la regularidad de las ayudad que se reciben? ¿Creen que el incremento experimentado en el número de empresas entre 2017, con 10 empresas al final del ejercicio y 2018, con 19 ¿es debido a los contratos reservados? ¿van a desarrollar una política efectiva de contratos reservados dentro de la Comunidad de Madrid?

5)     ¿Cuales son vuestras principales propuestas para la economía social para este nuevo periodo 2019-2023?

- La economía social tiene un papel destacado y un peso específico importante en el sector educativo, papel que ha sido posible gracias a los conciertos educativos. Así mismo esta figura del concierto puede ser muy relevante en otros ámbitos como el de la ayuda a la dependencia, las residencias de la tercera edad o la escuela infantil.

-¿Cuál es vuestra posición respecto a los conciertos en el sector educativo y en otros posibles ámbitos?

- La economía social también puede desempeñar un importante papel en la prestación de servicios públicos, desde la limpieza, al mantenimiento de instalaciones, jardinería, etc.

¿Qué medidas se pueden implementar para favorecer esta participación?

Los cuatro partidos políticos se mostraron dispuestos a reforzar los sistemas de participación institucional de la economía social madrileña, a incrementar los importes destinados en la actualidad en los presupuestos generales de la Comunidad de Madrid y en reforzar la presencia de la economía social en la adjudicación de contratos públicos, dentro de los márgenes establecidos por las diferentes leyes estatales y autonómicas de la contratación pública.

El debate entre los partidos estuvo más centrado en cuanto a las valoraciones del nivel de ejecución de los presupuestos durante estos últimos cuatro años y el mayor o menor apoyo a la participación social de las entidades representativas del movimiento asociativo.

Los organizadores del acto consideraron al finalizar que el debate había cumplido sus expectativas y se manifestaron optimistas en cuanto a los avances del sector de la economía social de Madrid en el próximo periodo legislativo.