#TEMP
lunes 16/5/22

Díaz Ferrán quiere retomar el diálogo social para poder introducir la reforma laboral

El presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Gerardo Díaz Ferrán, propone volver a la mesa de negociación el próximo mes de septiembre "sin perímetros ni líneas rojas".
> Escalada verbal del PP
> "La CEOE se equivoca de la A a la Z"
NUEVATRIBUNA.ES / I.G.C. 28.07.2009

La CEOE ha cerrado filas en un gesto de férrea unidad y de oposición al Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero.

La ruptura del diálogo social y las duras declaraciones realizadas por el jefe del Ejecutivo tuvieron su respuesta en la Junta Directiva de la patronal, celebrada este martes, donde no sólo se escenificó el respaldo a las propuestas de reforma laboral y rebaja de las cotizaciones sociales sino también el apoyo unánime de toda la cúpula empresarial a su presidente Gerardo Díaz Ferrán.

En una rueda de prensa multitudinaria, Díaz Ferrán -a quien el Gobierno responsabiliza del fracaso de las negociaciones- se dio un baño de reconocimiento por parte de los suyos que aplaudieron su labor como principal interlocutor empresarial entre Gobierno y sindicatos.

Ya con las decenas de fotógrafos y periodistas convocados en la sala de juntas, no fueron pocos los empresarios que se acercaron a él para expresarle su apoyo. Abrazos, estrechón de manos, palmadas en la espalda, ponían de manifiesto que la cúpula empresarial reunida en torno a la Confederación Española de Organizaciones Empresariales, sigue confiando en su presidente y en el resto de miembros del equipo que ha conducido las negociaciones en el último año.

LAVADO DE IMAGEN

Díaz Ferrán se presentó ante los medios de comunicación flanqueado por los vicepresidentes, el secretario general de la CEOE y el resto de miembros de la dirección con el objetivo de dejar meridianamente claro que el que ha roto el diálogo ha sido el Gobierno. Con esta tajante afirmación, repetida en varias ocasiones durante la hora que duró el cara a cara con la prensa, el presidente de la Patronal también quiso hacer un lavado de imagen cara a la opinión pública calificando de “falsedades” las críticas recibidas en los últimos días.

“Nunca hemos propuesto el despido libre. Quiero dejarlo muy claro. Tampoco la supresión de la defensa jurídica. Siempre hemos dicho que se respetaban los derechos de los trabajadores”, comenzó diciendo. Díaz Ferrán calificó de “ejercicio de absoluta demagogia” los intentos de “poner en duda” la “autonomía, la independencia y la representación” de la CEOE y subrayó en nombre de todos que “no juzgamos nunca ideologías sino hechos concretos”.

Parapetado en que la CEOE nunca se ha levantado de la mesa de diálogo y jactándose de la “flexibilidad” mostrada por su parte en las negociaciones, Díaz Ferrán jugó al equilibrismo al volver a tender la mano al Gobierno pero poniendo como condición irrenunciable sus propuestas de partida. “En esta Junta Directiva hemos aprobado que tenemos que volver a abrir la mesa pero sin líneas rojas y sin parámetros”. Es decir, o todo o nada.

ZAPATERO, “FOROFO” DE LOS SINDICATOS

La CEOE mantiene sus exigencias de rebaja de las cotizaciones a la Seguridad Social, uno de los puntos más calientes de las negociaciones. La Patronal argumenta que ello no pondrá en riesgo las pensiones como dice el Gobierno y los sindicatos mayoritarios UGT y CCOO. Asimismo defiende una reforma del Estatuto de los Trabajadores –obsoleto, a juicio de los empresarios- con el fin de recuperar el empleo: “No podemos ser el farolillo rojo de Europa en desempleo”, destacó en este sentido Díaz Ferrán.

Sus conclusiones son parejas a lo manifestado por destacados líderes del PP, entre ellos Mariano Rajoy y Esperanza Aguirre. Del primero, el presidente de la patronal, se negó a desvelar –a preguntas de los periodistas- el contenido de la entrevista que mantuvieron hace un mes, como también declinó comentar los calificativos vertidos por la presidenta de la Comunidad de Madrid contra Rodríguez Zapatero.

Aunque evitó reproches directos al jefe del Ejecutivo, Díaz Ferrán sí suscribió las palabras que minutos antes pronunció Santiago Herrero, presidente de la Comisión de Relaciones Laborales de la CEOE, lamentando no haber tenido un “moderador o un árbitro” sino un “forofo de uno de los dos equipos”, en alusión a Zapatero y a los sindicatos. “El Gobierno ha empezado a poner líneas rojas que le trasladaban los sindicatos estrechando el perímetro de la negociación”, resaltó en este sentido el presidente de la patronal.

TENSA CENA DE LA MONCLOA

El propio Herrero no tuvo inconveniente en volver a la carga contra el presidente del Gobierno al que recriminó por su falta de “parcialidad” y de “moderación”, actitudes que según Díaz Ferrán tensaron la cena en La Moncloa celebrada la semana pasada, un encuentro “muy duro” –dijo- en el que “se intentó convencernos de que el documento teníamos que firmarlo”, lo que fue para él una “sorpresa” ya que según su versión el Gobierno les había transmitido que la cita no era para negociar nada sino con el objetivo de “hacer votos para intentar llegar a un acuerdo”.

Si alguien tuvo dudas de la oposición del presidente de la patronal a cómo el Gobierno está gestionando la crisis económica, este martes se diluyeron como agua de azucarillo. Díaz Ferrán criticó los dispendios del Ejecutivo a cargo de las arcas del Estado -“el dinero es de los españoles no del Gobierno”, dijo- y su inacción en acometer reformas estructurales de calado, como la del mercado laboral. Con un mensaje calcado del PP defendió que “la mejor política social es crear empleo” y situó a los empresarios como principales valedores de esta máxima.

En un último arranque de autodefensa, Díaz Ferrán afirmó que a él no le elijen los sindicatos ni el Gobierno sino los empresarios, los únicos a los que tiene que rendir cuentas, zanjó. Y desde luego, las de hoy, le cuadraron a la perfección.

Díaz Ferrán quiere retomar el diálogo social para poder introducir la...
Comentarios