miércoles 25/11/20
REFORMA DEL SECTOR ELÉCTRICO

Consumidores y contribuyentes pagarán el déficit de tarifa

Asociaciones de consumidores critican la reforma eléctrica del Gobierno: "Los errores cometidos por el sector eléctrico tendrán que ser pagados por los consumidores”, advierten organizaciones como FACUA y OCU.

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) ha advertido de que los "errores" que han cometido en los últimos años las compañías eléctricas tendrán que pagarlos los consumidores, que sufrirán una nueva subida de la luz tras la entrada en vigor de la reforma energética.

"Los errores cometidos por el sector eléctrico tendrán que ser pagados por los consumidores. Las facturas de todos los españoles subirán para costear los aproximadamente 4.000 millones a los que se estima que asciende el déficit. El oligopolio que domina el sector sobrevivirá a esta reforma", ha afirmado la OCU

Según ha destacado la organización, la reforma "ningunea" a los consumidores, ya que "no se ha consultado a las asociaciones que ofrecen propuestas concretas". "Se ve que para todo lo que no sea pagar y votar, el consumidor no cuenta para este Gobierno", ha añadido.

También se queja de que el Gobierno "no ha querido entrar en el debate de cómo se están remunerando tecnologías como la nuclear o la hidráulica" y señala que serán los consumidores y las eléctricas --"que trasladarán su parte al consumidor-- quienes paguen el déficit de 4.000 millones de euros del sector. "No se sabe cuánto pagará el Gobierno, pero seguramente muy poco", ha sentenciado.

LA MITAD DE LA DEUDA LA PAGARÁN CONSUMIDORES Y CONTRIBUYENTES

El ministro de Industria, Energía y Turismo, José Manuel Soria, ha anunciado que los peajes eléctricos, que cubren la parte regulada de la tarifa eléctrica, subirán un 6,5%, lo que implicará un encarecimiento del 3,2% en el recibo final de la luz en los próximos días. Esta medida se inscribe en la reforma energética aprobada este viernes por el Gobierno, que parte de un escenario en el que la alternativa era "la quiebra del sistema" o subir la luz un 40%, y en la que el Gobierno "no se casa con nadie", indicó el ministro en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

La reforma permitirá recortar en 4.500 millones el desequilibrio estructural del sistema eléctrico y repartirá su carga sobre consumidores, Presupuestos Generales del Estado (PGE) y empresas del sector. De los 4.500 millones, los consumidores asumirán 900 millones de euros, mientras que otros 900 irán con cargo a los Presupuestos Generales del Estado (PGE) y los 2.700 millones restantes procederán de los recortes de costes del sistema, imputables a las empresas.

FACUA PRONOSTICA QUE LA NUEVA SUBIDA NO SOLUCIONARÁ EL PROBLEMA

No se puede permitir que nos vayamos a un mercado absolutamente libre en el peor sentido, en el que haya una libertad total del oligopolio

El recibo medio de la electricidad subirá 2,42 euros al mes para los hogares tras el encarecimiento del 3,2% con lo que alcanzará los 78,14 euros, según cálculos de Facua-Consumidores en Acción. La subida anunciada por Soria se produce después de que en julio la Tarifa de Último Recurso (TUR) registrase una subida del 1,2%, o de 96 céntimos de media. Tras la medida, la TUR habrá subido un 8% desde enero de 2012.

El portavoz de Facua, Rubén Sánchez, pronosticó en declaraciones a Europa Press que la nueva subida "no va a solucionar el problema" y criticó además el nuevo Precio Voluntario al Pequeño Consumidor, que sustituirá a la TUR. El nombre "es una tomadura de pelo" y la nueva tarifa "perjudica al consumidor porque las eléctricas siguen pudiendo fijar al 80% los precios", señaló.

"No se puede permitir que nos vayamos a un mercado absolutamente libre en el peor sentido, en el que haya una libertad total del oligopolio", señaló, antes de mostrarse partidario de una tarifa regulada que mantenga los actuales umbrales de protección y que evite "las subidas tan habituales" fruto de las subastas. Facua dice que los consumidores "no crearon" el déficit de tarifa y se muestra partidario de una auditoría de costes del sistema eléctrico, iniciativa que ha sido rechazada recientemente por el Congreso.

Consumidores y contribuyentes pagarán el déficit de tarifa
Comentarios