Miércoles 26.06.2019
CLAUSURA DEL X CONGRESO DE CCOO

El sindicalismo no cejará hasta "revertir" la reforma laboral, advierte Toxo a la ministra Báñez

El recientemente elegido secretario general de CC.OO., Ignacio Fernández Toxo, ha avisado a la ministra de Empleo, Fátima Báñez que el "nuevo paradigma no es el emprendimiento" sino que "sigue siendo el trabajo asalariado".

El recientemente elegido secretario general de CC.OO., Ignacio Fernández Toxo, ha avisado a la ministra de Empleo, Fátima Báñez que el "nuevo paradigma no es el emprendimiento" sino que "sigue siendo el trabajo asalariado".

Toxo también ha cargado contra la patronal, en una clara alusión a su intención de crear un nuevo contrato con salarios fuera de convenio. En este sentido, ha dicho que "tener un empleo no garantiza no ser pobre" y que mientras millones de personas viven por debajo del umbral de la pobreza "todavía hay gente que quiere mini-jobs".

Así pues, durante el discurso de clausura del Congreso, que comenzó envuelto en aplausos y felicitaciones de sus compañeros, Toxo ha criticado que en estos momentos se está "primando el derecho mercantil sobre el derecho laboral", al tiempo que ha defendido los servicios sociales y, en contra de los ajustes del Gobierno, ha recalcado que la sanidad o la educación "no son un lastre, sino un ventaja" para que la economía salga a flote.

Por otro lado, Toxo ha querido dejar claro que "no hay brotes verdes". En este sentido, ha recalcado que el Gobierno ha construido unos Presupuestos Generales del Estado (PGE) en función de una previsión de caída del PIB para este año, del 0,5%, que se "triplicará", al tiempo que ha asegurado que aunque el Gobierno "encuadre el martillazos" el déficit en el 6,9% del PIB, "que será seguramente lo que resulte", ésta cifra será "un desastre".

MÁS DE UNA DÉCADA DE ALTOS NIVELES DE PARO

En cuanto al desempleo, Toxo ha asegurado que el paro seguirá creciendo si persisten las políticas de austeridad de la UE y ha asegurado que "si no se toman decisiones valientes en los terrenos económico y social", no se saldrá de la crisis en más de una década.

En este punto, ha asegurado que "España no puede pagar 7 puntos de PIB entre desempleo e intereses de deuda", por lo que es preciso compatibilizar ajustes con políticas de crecimiento. Así, ha pedido a UE que dé más tiempo para reducir el déficit con un precio "que no sangre a la economía".

"Y un plan de choque, un Plan Marshall", ha añadido, para concretar que éste debe financiarse, por ejemplo, con tasas sobre las transacciones financieras.

De puertas para dentro, ha asegurado que "hay márgenes" para ampliar los ingresos fiscales en un punto del PIB al año, si bien ha enfatizado que "no caben amnistías fiscales, sino rigor cumplimiento y exigencia del mismo". Asimismo, ha llamado a luchar contra la ingenierías fiscal y obligar a las Sicav a tributar por el Impuesto de Sociedades.

DEL STREAPTEASE A LA TRANSPARENCIA

El líder sindical ha insistido en la necesidad de que en España haya liderazgo político. "Hoy es perceptivo resolver la crisis política e institucional para poder encarar con un poco de éxito la crisis económica". Incluso ha llegado a decir que "si es preciso", se cambie la Constitución, punto en el que ha recordado que los dos grandes partidos políticos ya la modificaron "de forma expresa hace no mucho tiempo".

Toxo ha abogado por emprender las reformas que sean necesarias, pero principalmente se ha centrado en los partidos políticos, la Ley electoral, la financiación y la transparencia. Además, ha apuntado que es importante que la financiación pública sea "controlada y transparente" para evitar "el espectáculo que hoy se vive en España".

A su juicio, la democracia "tiene un coste", pero ha resaltado que "mucho más coste tienen las dictaduras", momento en que ha recordado que los españoles tienen un ejemplo de ello "muy próximo" y "dramático". El líder sindical considera que la democracia española "está en deuda con los sindicatos" y ha abogado por que estos también hagan gala de su transparencia y se hable de la Ley de participación institucional de las organizaciones sindicales y empresariales.

Si en algunos puntos de su discursos Toxo ha dirigido críticas al Gobierno, en otros se han podido entrever ciertas alusiones al secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, especialmente en el momento en que ha señalado la necesidad de que los políticos conecten con la ciudadanía.

"España vive un momento que se caracteriza por el agotamiento del impulso constitucional. Necesitamos reconectar a la ciudadanía con la política con mayúsculas, pero la política tiene que atreverse a dar pasos fundamentales en este momento en este país", ha enfatizado.

CLAUSURA DEL CONGRESO CONFEDERAL

Así se ha expresado ante un auditorio en el que, junto a los 750 delegados sindicales convocados, acudieron la ministra de Empleo, Fátima Báñez, y la secretaria general de Empleo, que fueron recibidas con gritos de "Sí, se puede" y carteles en los que se pedía la dimisión del Gobierno.

Entre el auditorio también se encontraba el secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, al que en cambio dedicaron aplausos aunque tímidos. Completaban, la audiencia el secretario de Estado de Infraestructuras, Transporte y Vivienda, Rafael Catalá, el coordinador general de IU, Cayo Lara, la Defensora del Pueblo, Soledad Becerril, una amplia representación de UGT y personalidades de la cultura.

Toxo ha clausurado de esta forma el X Congreso Confederal de CC.OO en el que ha quedado configurada la cúpula del sindicato para los próximos cuatro años, en los que el líder de la organización pretende realizar un redimensionamiento y renovación internas del sindicato, para acercarlo más a los trabajadores y mejorar su imagen de cara a los ciudadanos.

El secretario general de CC.OO revalidó en la noche de este viernes su mandato al frente del sindicato con el 85% de los votos, en un proceso en el que no ha tenido ninguna candidatura rival. Asimismo, la nueva Ejecutiva Confederal, que recibió más del 90% de los votos favorables, pasarán de 44 a 14 miembros, incluido el secretario general, con la introducción de seis caras nuevas, cuatro de ellas mujeres.

Concretamente, la nueva Ejecutiva de CC.OO. estará integrada, además de por Toxo, por Fernando Lezcano, Paloma López, Ramón Górriz, Carlos Bravo, María Cardeñosa, Pedro J. Linares, Rodolfo Benito, Javier López, José Campos, Ana Herranz, Tania Pérez, Montserrat Mir y Empar Pablo.

Entre las propuestas que Toxo ha planteado durante estos tres días de Congreso, han destacado el debate que ha apostado por abrir en torno a la presencia de los sindicatos en los consejos de administración de las empresas, que, a sus ojos, ha desembocado en un "problema reputacional" para las centrales, y sobre la necesidad de ampliar las fuentes de financiación del sindicatos, cobrando por servicios como el asesoramiento jurídico.

El sindicalismo no cejará hasta "revertir" la reforma laboral, advierte Toxo a la...
Comentarios