domingo 05.04.2020
SINDICATOS AUGURAN UNA NEGOCIACIÓN “COMPLEJA Y DIFÍCIL”

El Gobierno desvincula la subida de las pensiones son el IPC

El Gobierno ha propuesto desvincular las pensiones del IPC fijando un mínimo de subida anual del 0,25% a partir de 2014. Así lo ha transmitido la ministra Fátima Báñez en su reunión de este lunes con los agentes sociales a los que también ha informado que el llamado factor de sostenibilidad se aplicará a partir de 2019.

Pensiones a la baja

El PSOE enviará un informe sobre la reforma del sistema de pensiones al Pacto de Toledo, en el que se opone a cualquier tipo de recorte de las prestaciones

Según ha explicado la ministra Fátima Báñez tras la reunión con los sindicatos CCOO y UGT, la idea es que ningún gobierno pueda congelar o bajar la cuantía de las pensiones, a través de la introducción de un índice mínimo de revalorización que deberá aplicarse obligatoriamente todos los años. Para ello, habrá un suelo y un techo, y se tendrá en cuenta tanto la inflación como los ingresos y gastos del sistema cada año, y los déficit o superávit del propio sistema de la Seguridad Social. "En todo caso habrá ganancia año a año", ha dicho Báñez, apuntando que la subida mínima será del 0,25% y el máximo de incremento será el IPC más 0,25%. "En años de bonanza los pensionistas ganarán algo más del IPC", ha destacado.

En cuanto al factor para vincular las pensiones a la evolución demográfica y el aumento de la esperanza de vida, el Gobierno aplaza hasta el año 2019 su entrada en vigor, lo que le da más plazo para intentar llegar a acuerdos en el Pacto de Toledo.

LOS SINDICATOS AUGURAN UNA NEGOCIACIÓN DIFÍCIL

Por su parte los sindicatos aventuran que la negociación con el Gobierno sobre el factor de sostenibilidad de las pensiones será "compleja y difícil", aunque se muestran abiertos a intentar llegar a acuerdos, valorando sobre todo la disposición mostrada por Báñez a tocar cualquiera de los aspectos de su propuesta así como a plantear otras posibilidades de modificación.

Así lo han expresado el secretario de Protección Social de CC.OO., Carlos Bravo, y la secretaria de Política Social de UGT, Carmen López, tras reunirse durante algo más de hora y media con la ministra y con el secretario de Estado de la Seguridad Social, Tomás Burgos, que les han presentado un primer esbozo de su propuesta de reforma, que pasaría por crear un nuevo índice de revalorización de las pensiones a partir de 2014 para tener en cuenta los ingresos y gastos del sistema y de la economía además de la inflación, fijando un techo y un suelo de subidas y bajadas; y por un factor de sostenibilidad a aplicar a partir de 2019 para vincular el cálculo de la cuantía de la pensión con la esperanza de vida.

En rueda de prensa, Bravo ha señalado que la negociación será "compleja y difícil" porque el Gobierno está planteando una reforma que "no se limita a hacer una propuesta sobre el factor de sostenibilidad previsto en la Ley 27/2011", sino que también plantea modificar el método de revalorización anual para garantizar el poder adquisitivo de los pensionistas, algo que ya garantiza la normativa vigente tal y como recuerdan.

EL PSOE ADVIERTE QUE RECHAZARÁ QUE SE BAJEN LAS PENSIONES

Hay que estudiar el factor de sostenibilidad en los términos establecidos con los agentes sociales y en los plazos establecidos”, dice Rubalcaba

Desde el PSOE, su secretario general, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha recordado que hay “una reforma acordada” sobre este asunto, que el Gobierno ha cambiado “ya tres veces”.

El líder socialista ha señalado que “vivimos una situación coyuntural”, de diferencia entre ingresos y gastos, y que en este momento lo que debe hacer es utilizar el Fondo de Reserva, “porque no vale decirle a los pensionistas que cuando los ingresos son mayores que los gastos, ahorramos; y cuando son menores, bajamos las pensiones; eso no vale”.

También aboga por estudiar el factor de sostenibilidad del sistema, pero matizando que “las propuestas del Gobierno lo único que pretenden es bajar las pensiones, y nosotros no estamos de acuerdo. Hay que estudiar el factor de sostenibilidad en los términos establecidos con los agentes sociales y en los plazos establecidos”.

El PSOE se muestra abierto a analizar “nuevas fórmulas de ingresos” para la sostenibilidad de la Seguridad Social, “y sobre eso se puede discutir, pero no sobre bajar las pensiones, que es algo que nosotros no vamos a apoyar de ninguna manera”.

El Gobierno desvincula la subida de las pensiones son el IPC
Comentarios