<---Taboola---> <---Taboola---> #TEMP
domingo. 25.09.2022
ENTREVISTA A HILARIO ALFARO

"Si yo estuviera en la situación de Arturo Fernández no me presentaría"

Preside la COCEM y ahora quiere dar el salto a la CEIM. Hilario Alfaro medirá sus fuerzas con Arturo Fernández para presidir la patronal madrileña. La cita es el 24 de marzo en las primeras elecciones que se celebran en 36 años. Por Isabel G.Caballero. Fotos: Prudencio Morales.

hilario480
Fotos: Prudencio Morales.

Preside la COCEM y ahora quiere dar el salto a la CEIM. Hilario Alfaro medirá sus fuerzas con Arturo Fernández para presidir la patronal madrileña. La cita es el 24 de marzo en las primeras elecciones que se celebran en 36 años. El empresario madrileño defiende una organización independiente y libre de interferencias políticas. Dice haber sufrido presiones pero advierte de que llegará hasta el final convencido de su victoria.

Hilario Alfaro reconoce que la CEIM “está tocada”, una situación que, a su juicio, arrastra desde hace una década, bajo la presidencia de Gerardo Díaz Ferrán (ahora en prisión) y desde 2007 bajo el liderazgo de su cuñado Arturo Fernández, imputado por el caso Bankia e implicado en otras irregularidades en su empresa. A ello se une que la actual número dos de CEIM, Lourdes Cavero, sea la esposa de Ignacio González, también imputada en el ‘caso ático’. Ante este panorama, Hilario Alfaro, presidente de la Confederación de Comercio de Madrid (COCEM), apuesta por cambiar a la actual cúpula de la dirección y conducir un nuevo tiempo con "independencia, transparencia, eficacia, utilidad y liderazgo", tal y como rezan los ejes de su programa electoral.


Nuevatribuna.es | Isabel G. Caballero | ¿Qué razones le han impulsado a presentar su candidatura a presidir la CEIM?

Creo que hay otra forma de llevar la patronal madrileña

Hilario Alfaro | Tengo buena relación personal con Arturo Fernández y al primero que le digo que me voy a presentar es a él. Me presento por coherencia. Durante los siete años de gestión del actual presidente, cuando hemos pensado que las cosas no estaban bien hechas, se le ha dicho en la Junta Directiva que es donde hay que decir las cosas. Ahora, en las elecciones, nos dan la oportunidad de que si no estás de acuerdo con la gestión te puedas presentar. Creo que hay otra forma de llevar la patronal madrileña, con unos principios básicos que deben ser lo primero, que debe tener cualquier organización y que hoy por hoy los tenemos, bajo nuestro punto de vista, muy lejanos, y el resultado de las elecciones lo dirá.

¿Por eso se presenta con el eslogan ‘De otra manera’?

No es contra nadie y sí es a favor de los empresarios madrileños y de la situación que tenemos ahora con 548.000 parados. Pensamos que tenemos que dar un pasito adelante e intentar solucionar los problemas de Madrid.

¿Y bajo esa declaración de principios ‘De otra manera’, cuáles son los ejes de su programa?

En todas las reuniones que he tenido lo primero que pide la gente es que necesitamos una organización independiente, que no solo debe parecerlo, sino serlo. Ahora no somos independientes. Nosotros tenemos que marcar los problemas, quienes mejor saben cuáles son los problemas y las soluciones son los territorios y las empresas no los políticos. Nosotros tenemos que llevar a los políticos hacia el camino que pensamos que están las soluciones. Y hoy por hoy eso no es así.

¿A eso se refiere cuando habla de que quiere una CEIM sin interferencias? ¿Se refiere a interferencias políticas?

Sobre todo interferencias políticas y tenemos que trabajar con los políticos de una forma leal y permanente pero nosotros les tenemos que marcar el camino de las soluciones a los problemas porque quien mejor conoce esos problemas somos nosotros.

Usted se compromete a renunciar a cualquier otro cargo en entidades u organismos públicos o privados. Y a no mantener cualquier tipo de relación comercial.

Después de lo cinco principios con los que me comprometo: independencia, transparencia, eficacia, utilidad y liderazgo, hay un compromiso personal y es que yo no puedo entrar en ningún consejo de administración ni público ni privado mientras sea presidente de CEIM. Si tuviera que entrar por ser presidente de CEIM en algún organismo a representar a CEIM y tuviera remuneración tiene que ir directamente a las cuentas de CEIM. Yo, personalmente, y mis sociedades no pueden hacer ningún negocio con la Administración, ni local, ni autonómica, ni nacional, mientras sea presidente de CEIM. Yo entro con un negocio natural que es una pequeña cadena de tiendas y tengo que seguir exactamente igual, no puedo hacer negocio de la administración, no es que CEIM no pueda hacer negocio, yo personalmente y mis sociedades no pueden con ninguno de los tres niveles de la administración. Y limitación de mandatos, máximo 8 años que eso ya lo llevo haciendo en las otras organizaciones que he presidido. No hacer negocio con la administración me parece imprescindible para mantener esa independencia y esa transparencia que creo que es en lo que venimos fallando en los últimos años desde la presidencia de la Patronal.

El paro y la corrupción encabezan la lista de preocupaciones de los españoles. La ciudadanía tiene la percepción de que la corrupción está instalada en todos los sitios, también la patronal.

No voy a poner a la CEIM a trabajar para mi o para mis intereses

Creo que todos y no solo organizaciones empresariales, sino todos, en estos últimos diez años nos hemos hecho un lío. Hemos perdido por el camino los principios, los valores. La sociedad se ha ido desnudando de esos principios y esos valores hasta un momento en que ha dicho hasta aquí, el todo vale ya no vale y ha habido un giro de 180 grados. Ahora no nos van a pasar ni una y están reclamando volver a los principios por los que se crean los sindicatos y las organizaciones empresariales. La voluntad y vocación que tiene esta candidatura es recuperar esos principios por los que se crea la patronal madrileña que es defender los intereses de los empresarios de Madrid. Venir a dar y no a exprimir a la organización en beneficio propio. Lo que yo algo con este contrato, con este programa es blindarme para que solo pueda trabajar para la organización, no poner a la organización a trabajar para mí o para mis intereses

¿Me está diciendo que el actual presidente de la CEIM, Arturo Fernández, ha utilizado la organización para sus intereses?

Creo que no. No es así… Lo que le he dicho es que en los últimos diez años (y hace diez años no estaba el actual presidente) hemos perdido todos los principios y los valores por los que se crea CEIM. Lo que tenemos que hacer es recuperarlos.

Pero Arturo Fernández opta a la reelección y está imputado en Bankia; su número dos, Lourdes Cavero, está imputada, Gerardo Díaz Ferrán en prisión… La imagen de la CEIM está tocada.

Si yo estuviera en esa situación no me presentaría. ¿Que la imagen está tocada? Está muy tocada. Pero no vale decirlo sino que hay que dar un pasito hacia delante para intentar mejorarlo. Y eso es lo que pretendo, con un trabajo en equipo, una candidatura integradora y abierta y contar con los mejores, nos hayan votado o no nos hayan votado.

¿Cuáles son los principales problemas que tienen ahora mismo los empresarios madrileños?

Primero la imagen que percibe la sociedad de nuestra organización no es la más adecuada y no es real pero es la que se percibe. Y no es real porque el 99,9% de los empresarios sufre para llegar a final de mes, para poder pagar sus nóminas, sufre cada vez que tiene que despedir a un empleado, sufre muchísimo cada vez que tiene que cerrar su empresa. La sociedad no percibe eso, percibe un poco lo que ve publicado que unas veces será verdad, media verdad…, pero lo cierto es que al lado de cuatro señores que pueden tener esa imagen hay un 99,9 que es gente que sufre exactamente igual que la sociedad con cinco millones y pico de parados. Nuestro primer objetivo tiene que ser trabajar por ese medio millón de parados que hay en Madrid que no nos han caído de Marte sino que son de nuestras empresas que ya no existen o de nuestras empresas que han adelgazo, son 550.000 dramas. El primer objetivo tiene que ser crear empleo.

¿Y cuáles son sus propuestas para recuperar el empleo?

Para crear empleo, habría que darle una vuelta más a la reforma laboral que ha estado muy enfocada al final del contrato, si despedimos con 45, con 20, con 33 días. Nos hemos olvidado del principio del contrato, por ahí es donde tenemos que meter los 550.000 trabajadores. Creo que faltan contratos imaginativos y adaptados a la situación real que tenemos ahora. Hay que bajar las cotizaciones a la Seguridad Social, eso es imprescindible; y medidas sobre todo en creación de empleo para empresas con menos de 25 trabajadores y ahí es donde tenemos que trabajar tanto la administración como los sindicatos como las patronales. Desde luego una bajada de impuestos, con la presión fiscal que hay es un freno a la creación de empleo. Y luego estudiar muy a fondo nichos de mercado, de creación de empleo que puede seguir habiendo, que estoy seguro que los hay.

Para eso se necesita diálogo social.

Nos ofrecemos a trabajar de la mano. Ni los políticos solos, ni los empresarios solos, ni los trabajadores solos lo podemos solucionar, tenemos que ir las tres partes de la mano y trabajando con absoluta lealtad sea del color que sea.

¿Y en qué momento se encuentra el dialogo social en Madrid?

Creo que hay buena relación y además históricamente siempre la ha habido. Ha habido bastante complicidad entre los sindicatos y los trabajadores mucho más que en otras comunidades. Hay buena relación y seguro que va a seguir siendo igual. Los sindicatos sin empresarios no existirían y las patronales sin los sindicatos tampoco.

¿Cómo es el proceso electoral en CEIM?

CEIM tiene que manejar el proceso electoral y tiene que mantenerse independiente de cualquier trabajo, apoyo o financiación de los candidatos, tiene que ser neutral

Es un proceso electoral complicadísimo y llevamos meses diciéndolo. En 36 años no se ha utilizado porque solo había una candidatura y nadie estudió la posibilidad que hubiera dos. Ahora hay dos, y es un proceso que no tiene ni pies ni cabeza, pero es el que marcan los Estatutos. Cuando nosotros advertimos que era complicado, obsoleto, había tiempo para cambiarlo, ahora ya no lo hay, las elecciones están ahí y no puede haber un cambio en el proceso electoral. 1.335 señores tienen que elegir a 200 señores de junta directiva y esos son los que eligen presidente. Para esos 200 puestos de junta directiva pueden optar los 1.335. Eso quiere decir que tú, como votante de CEIM, tienes que hacer 200 cruces en una lista, al recuento de esas 1.335 papeletas con 200 cruces no si sale un recuento de 250.000. No tiene ni pies ni cabeza, nosotros propusimos adaptar el proceso de CEOE que es mucho más limpio, más transparente, más rápido, que es voto directo, secreto y presencial, votas a un señor y ese señor hace su equipo. No, nosotros votamos junta directiva y ella elige presidente pero ese presidente ya se queda con esa junta directiva. CEIM tiene que manejar el proceso electoral y tiene que mantenerse independiente de cualquier trabajo, apoyo o financiación de los candidatos, tiene que ser neutral.

¿Y lo está haciendo, está siendo neutral?

Sí. Estoy seguro que vamos a ganar, que nos apoya el sentido común y las ganas de trabajar para sacar esto adelante. Que se contará con los mejores en cada comisión y en cada vicepresidencia para tirar entre todos de esto y yo me tengo que rodear de los mejores sin complejos, el presidente lo único que tiene que hacer es repartir juego y poner la comunicación al servicio de las soluciones de Madrid no al servicio de la imagen del presidente.

Es decir, ¿una imagen no tan presidencialista como ahora?

El presidente lo que tiene que hacer es repartir juego y rodearse de los mejores y que sean generosos, que vengan a dar. De todas las reuniones que he tenido me sorprende que la queja de la gente sea la falta de participación, no les han dejado participar en CEIM, y no solo la gestión del último presidente que lleva 7 años sino también del anterior.

¿Cree que Arturo Fernández dará un paso atrás y renunciará a presentarse?

Eso se lo tiene que preguntar a él. El que no lo va a dar soy yo y me han intentado sacar de la vía varias veces.

¿Sí? ¿Quién?

No se lo voy a decir, de dentro, de fuera… Lo que le digo es que vamos a llegar hasta el final y además vamos a ganar.

"Si yo estuviera en la situación de Arturo Fernández no me presentaría"