domingo. 21.07.2024
succession

Miguel Ángel Leija | @CinemaCuarenten | Contiene spoilers

Tras semanas de escasa mención a las elecciones presidenciales en el Estados Unidos ficticio de Succession, en el episodio anterior vimos su regreso, pero no es sino hasta este capítulo, America Decides, donde se dimensiona lo que verdaderamente supone para el destino de la familia Roy lo que pase esta noche.

Nos encontramos en las oficinas de ATN, el noticiero de la familia Roy, como sede de una de las noches más importantes de la historia reciente del mundo de Succession. Es el día de las elecciones presidenciales y como el medio de comunicación principal del país tienen la tarea de cubrir el evento con todo y sus detalles, pero cuando los intereses financieros de sus directores también están en juego con el resultado de la votación, ¿qué pasará con la narrativa?

Por un lado tenemos al ultraconservador Jeryd Mencken, un populista de extrema derecha que es apoyado directamente por Roman, a quien a cambio de su ayuda le prometió frenar la compra de Waystar por parte de Matsson para que de esta manera los Roy conserven el control de la empresa. Por el otro tenemos a Daniel Jiménez, quien aunque parezca ser la mejor opción para los valores democráticos del país, no parece querer apoyar a los Roy en sus intentos por mantenerse en la cima.

De esta manera estamos metidos de lleno en el escenario perfecto para que la tensión y el estrés terminen por explotar las bombas de tiempo en las relaciones entre los personajes.

Tom está en la vista de todo el mundo ya que como director del noticiero él tiene la responsabilidad moral de la narrativa que se maneja durante las elecciones, aunque parezca estar más interesado en llevarle la contraria a Shiv luego de una fuerte discusión y de enterarse que ella está con Matsson. Las calles están llenas de protestas y manipulación de datos y ante la duda sobre cómo mostrar la información su papel desaparece para dar rienda suelta a los caprichos de Roman y Ken, aunque este último no pueda dejar de pensar en las implicaciones morales de sus decisiones… pero hey, Shiv le dijo que es un buen hombre, con eso le basta.

Así, en medio de la incertidumbre que azota al país, ATN toma la decisión de ser los primeros en dar la noticia (basada en pura especulación y predicciones) de que Mencken es nuevo presidente de los Estados Unidos. No están 100% seguros de ello, pero el candidato lo agradece y sus intereses económicos están en buenas manos.

Shiv, al ver que descubren su relación secreta con Matsson, huye y promete que habrá consecuencias por lo que pasó en las oficinas de ATN, echando leña a un fuego que consume a todos: a los millones de ciudadanos del país porque tendrán que sufrir las consecuencias de las decisiones tomadas esa noche, y a nosotros ya que una vez más, Succession retrata a la perfección el motivo detrás del devenir de nuestra historia, el hambre de poder.

Succession capítulo 8, temporada 4: “America Decides”