miércoles 8/12/21
DE GAMONEDA O BONALD A LOS MáS JÓVENES POETAS

Se publica 'En legítima defensa': más de doscientos poetas contra la crisis

Con motivo del fallecimiento de José Manuel Caballero Bonald publicamos este artículo sobre el libro publicado por la editorial Bartleby en 2014 sobre la crisis

LEGER
"Los constructores". Leger, 1950

“Los poetas reunidos quieren que su libro sea entendido como un acto de acusación y de protesta ante la creación de este sufrimiento, ante la “administración” de una vida más privada que nunca de bienes subsistenciales”.  Estas palabras, procedentes del prólogo del poeta y premio Cervantes Antonio Gamoneda, sitúan el objetivo esencial del libro En legítima defensa. Poetas en tiempos de crisis. La pequeña editorial Bartleby, dirigida por Pepo Paz, decidió, en la primavera de 2012, poner en pie el proyecto ante la proliferación en la Red de poemas en los que sus autores expresaban una posición crítica, inconforme, de radical desacuerdo con los recortes que, en el ámbito de los derechos civiles y de los servicios del estado del bienestar, se estaban produciendo en nuestro país por mandato de la “troika". Los poetas reaccionaban ante la crisis y contra las soluciones neoliberales.  La movilización de la primavera de 2011, las luchas de los sindicatos y de los movimientos sociales encontraban una prolongación artística en la labor de los poetas. 

A través de Internet, utilizando las redes sociales, la editorial hizo un llamamiento para que los poetas enviaran su poema a una determinada dirección de correo electrónico. El objetivo era elaborar un libro que concentrara el “grito colectivo” ante una situación que está llevando a amplios sectores sociales, especialmente a los más jóvenes, a enfrentarse a una vida cotidiana llena de dificultades: universidad más cara, con matrículas inaccesibles para las rentas más bajas, sanidad en proceso de privatización, pulverización de los derechos laborales, deterioro de la enseñanza pública hasta límites imprevisibles, aumento brutal del número de desahucios mientras se cubría con recursos públicos el agujero de la banca, cierre de salas de cine, aumento de los precios de la oferta cultural por el aumento del IVA al 21%…. La única limitación que tenían los poetas era que el poema debería tener calidad. No valía cualquier poema. Dos años después, el libro es una realidad.

Desde el realismo más directo hasta las formas más experimentales, pasando por el surrealismo o el expresionismo, en el libro están presentes todas las estéticas.

Más de doscientos poetas (en concreto, 229) respondieron al llamamiento, comenzando por José Manuel Caballero Bonald y Antonio Gamoneda, los dos premios Cervantes. Todas las estéticas, desde el realismo más directo hasta las formas más experimentales, pasando por el surrealismo  o el expresionismo, se recogen en el volumen, editado con una mezcla de austeridad y buen gusto que es “marca de la casa”. También se dan la mano todas las generaciones que hoy conviven en la poesía española: desde la de los citados premios Cervantes hasta la de poetas aún inéditos o que sólo han publicado en Internet.  En consecuencia, en la antología están presentes poetas de la generación del medio siglo como Angelina Gatell, Carlos Álvarez o los premios nacionales  Francisca Aguirre y Julia Uceda; poetas de  la llamada promoción de los años setenta, como Jaime Siles, Félix Grande (se publica, con carácter póstumo, el poema que envió en su día), Miguel Veyat, Felipe Alcaraz  o Antonio Hernández; poetas de los ochenta  y noventa como Juan Carlos Mestre, Fernando Beltrán, Olvido García Valdés, Alejandro López Andrada, Fanny Rubio, Miguel Casado, Felipe Benítez Reyes, Manuel Rico, José Ángel Cilleruelo, José Ramón Ripoll, Juan Carlos Suñén, Federico Gallego Ripoll, Jorge Riechmann, Esperanza Ortega, Eduardo Moga, José Luis Morante, Isabel Pérez Montalbán, Guadalupe Grande,el poeta y cantautor Ángel Petisme, Alejandro Céspedes o Jordi Virallonga, entre otros. 

También aportan su poema a la antología poetas de las últimas promociones: Ana Pérez Cañamares, Inma Luna, Marta Sanz, Xelo Candel, Ben Clark, Javier Rodríguez Marcos,  Gsús Bonilla, Luis Artigue, Sofía Castañón, Miguel Ángel Contreras, Isabel Bono o Bárbara Butragueño, entre otros. Y poetas cuya trayectoria se ha ceñido, desde sus orígenes, a una vertiente claramente crítica: a los citados Riechmann o Beltrán, hay que añadir a autores como Enrique Falcón, Antonio Orihuela, Antonio Méndez Rubio, Karmelo C. Iribarren o Kepa Murúa.

De la ambición de la antología da idea el hecho de que en ella participan 5 autores que han obtenido el Premio Nacional de Poesía y varios ganadores del Premio de la Crítica, además del Premio Nacional de las Letras Españolas recientemente fallecido, Félix Grande, de quien a modo de homenaje, reproducimos el poema que aporta al libro, titulado "Ludópatas sin fronteras":

El humor, los textos cargados de ironía, la "crónica de sociedad", la memoria del padre o de la madre, el diálogo con los hijos, la memoria. el dinero como fuente de injusticias y como necesidad ineludible: todo eso está en el libro. Además, en los poemas de En legítima defensa encontramos desde aquellos escritos "a pie de manifestación" hasta los que utilizan de modo paródico algunos artículos de la Constitución o los que se basan en citas de autores clásicos en cuyos textos parecían anticipar la crisis que vivimos. Casi todos con escenario urbano, no dejan de lado los sentimientos, ni la expresión iracunda, ni la melancolía ante el cambio estético de unas calles que han pasado de los brillantes escaparates de la burbuja inmobiliaria a los escaparates cubiertos de carteles y de pintadas que llenan los barrios periféricos de las grandes ciudades, especialmente de Madrid. 

Bartleby Editores ha contado con la colaboración de la Fundación Vallecas Todo Cultura y tiene el propósito de presentar la antología a lo largo y ancho de nuestra geografía. La “puesta de largo” será en el emblemático barrio de Vallecas, el próximo jueves, 20 de marzo, en el Centro Cultural Pilar Miró. Después, a principios de abril, será presentada en Valencia (cuenta con un buen número de poetas de esa Comunidad) y en Murcia.  Es preciso resaltar que esta editorial conmemora en estos días la publicación, en 2004, de otro libro colectivo compuesto de un modo similar: 11-M. Poetas contra el olvido, un libro que en su momento tuvo un gran repercusión pública y cuyos ingresos se destinaron a las Asociaciones de Víctimas del Terrorismo.

La presentación de En legítima defensa forma parte de un ambicioso programa de actividades que se desarrollarán en las próximas semanas en los dos distritos vallecanos, bajo el ya tradicional título “Vallecas Calle del Libro”. De ello informaremos próximamente.  

Ludópatas sin Fronteras, de Félix Grande
(Fragmento)

La Troika, o Trinka, o Trancazo,
en Bruselas residente,
ha arrodillado a la gente
tras romperle el espinazo.
Tan descomunal sablazo
manda hacia la escupidera
a Atenas, a Grecia entera;
y en tanto Europa se fríe
¡mírala cómo se ríe
la mafia bankfinanciera!

Wallstreetmente rateros,
goldmansachsmente rapaces,
bundesbankmente voraces,
lehmanbrothersmente fieros…
A tan bravos bandoleros
(ilotas de la Ganancia)
les tirita su jactancia:
son un montón de bandidos
presuntuosos, y escondidos
debajo de su Importancia.

¡Cuidado con esas gentes
que le están rezando al credo
más peligroso: el del miedo!
¡Son cadáveres vivientes!
Desde los pies a los dientes
sudan peste funeraria.
¡Cuidado con esa paria
caterva de millonarios:
son lunáticos corsarios
de su vida hipotecaria!

Félix Grande

Se publica 'En legítima defensa': más de doscientos poetas contra la crisis
Comentarios