#TEMP
sábado. 13.08.2022

La crónica del fútbol

JOSÉ LUIS EGIDO
Cuando se enfrentan Atlético y Barça se llevan el protagonismo de la jornada, por historia y por la calidad de los dos equipos, aunque en esta ocasión la calidad la puso el Barça y el Atlético sólo dejó en el campo fuerza y pundonor con alguna patada de más como la de Ujfalusi a Messi que por el bien del fútbol esperemos no sea nada...
NUEVATRIBUNA.ES - 20.9.2010

El Atlético no puede con el Barça de siempre

Cuando vi la alineación del Atleti supe que el partido estaba perdido. Quique, que ha devuelto al equipo a los altares, se equivocó en la alineación y en el planteamiento de todo el partido, cambios incluidos. Si a la ventaja de que el Barça jugó el martes en Europa y el Atleti el jueves le añades la alineación de un Kun que no estaba para jugar y en la defensa metes a Perea de central y a Domínguez de lateral, con un Barça con la alineación de gala, ya está dicho todo. En los últimos años el Atleti le ha ganado al Barça jugando al fútbol, cayendo la balanza de un lado o de otro pero siempre jugando de tú a tú. Si juegas al fútbol fuerza y el Barça no tiene un mal día no puedes ganar el partido.

Guardiola y Xavi doctoran a De Gea

El primer tiempo fue del Barça con un Kun lesionado y un Forlán desaparecido. En el segundo sólo hubo faltas, patadas y ocasiones de los delanteros catalanes. Un buen Diego Costa sustituyó al Kun pero todavía sus compañeros no le tienen confianza y no le siguen. Villa y compañía pudieron hartarse a meter goles. Pero allí apareció De Gea, el mejor del partido, para evitar una goleada. Del Barça me gustó, como siempre, Xavi, un jugador que ilumina el fútbol. Y de los madrileños Raúl García, lo que ya es significativo, Reyes y De Gea. El saludo cariñoso de Xavi al final del partido y la rueda de prensa de Guardiola consagran al portero, la única buena noticia del Atleti. Dentro de poco estará en la selección absoluta por encima de Reina y Valdés.

El Madrid gana de rebote

Del sábado hay que destacar el comienzo de liga del Valencia, líder con nueve puntos, seguido del Sevilla con siete, y el esforzado triunfo del Madrid en Anoeta ante una muy buena Real Sociedad que demostró tener equipo, fuerza y fútbol con un público excepcional animando a los suyos. No puedo dejar de comparar a los dos grandes. Observo al Madrid y veo una gran laguna en el centro del campo. Claro, les falta Xavi y les sobra el protagonismo de Mourinho y de Cr7. Lo de este jugador es para dedicarle una crónica aparte, prisionero de su soberbia y su ansiedad. Actúa pensando más en las cámaras de televisión que en el fútbol. Me da la impresión de que juega mirándose a un espejo que corre a su lado. Si su entrenador no lo remedia será un muy buen jugador que no valdrá los casi 100 millones de euros ni se podrá comparar con los Messi del fútbol mundial.

Por abajo Osasuna, Zaragoza y Levante ocupan los tres puestos de descenso. Por ahora no es preocupante pero ahí están. Y fuera del mundo de los cinco primeros quiero destacar a un jugador que me encanta: Fernando Llorente, alma y estrella de un buen Atlétic de Bilbao. Hace tres temporadas era un poco patoso con las piernas y con la técnica. Ha mejorado, y mucho, ambos. Con su entrega, su técnica y su espíritu de lucha está llamando a las puertas de los grandes. Lo dejo aquí. Señoras, señores, amen la vida y amen el fútbol.

La crónica del fútbol
Comentarios