#TEMP
sábado. 25.06.2022

Un brindis por más Comercio Justo en la compra pública

Por Gudrun Schloepker | Fairtrade | El Parlamento Europeo ha aprobado las nuevas normas de contratación pública y concesiones, que pretenden dar mayor margen a las autoridades públicas a la hora de adjudicar obras, bienes o servicios, en lugar de premiar simplemente a la oferta más económica.

fairtrade

La nueva normativa de la UE acerca de la compra pública facilita comprar con justicia. El comisario de la UE Michel Barnier y miembros clave del Parlamento Europeo se mostraron muy satisfechos y celebraron las buenas noticias para el Comercio Justo.

Esto permite introducir, por ejemplo, criterios sociales o medioambientales en las licitaciones, una muy buena noticia para el movimiento de Comercio Justo

El Parlamento Europeo ha aprobado las nuevas normas de contratación pública y concesiones, que pretenden dar mayor margen a las autoridades públicas a la hora de adjudicar obras, bienes o servicios, en lugar de premiar simplemente a la oferta más económica. Esto permite introducir, por ejemplo, criterios sociales o medioambientales en las licitaciones, una muy buena noticia para el movimiento de Comercio Justo.

La nueva ley va en la misma dirección que la decisión tomada  por los jueces de la corte de la UE acerca del caso de “Norte de Holanda” (Comisión vs Países Bajos C‑368/10), Además la ley permite expresamente exigir certificaciones concretas para avalar que las partes cumplen con criterios sociales y medioambientales exigidos. Un hecho que en Fairtrade Ibérica se celebra especialmente.

Para celebrar el resultado positivo para el Comercio Justo en su conjunto, el grupo de trabajo del Parlamento Europeo dedicado al Comercio Justo ha organizado el mismo miércoles un brindis. Michel Barnier, comisario de la UE explica: “Siempre he dicho que creo en las fronteras abiertas. Pero el comercio debe ser libre y también justo a la vez. Ambas palabras tienen que ir juntas. Esta es la condición para una globalización exitosa  y aceptada que responde a los intereses de todos y especialmente a los de los más pobres. El grupo de Comercio Justo realiza un trabajo extremadamente valioso en esta área al promover estas políticas por lo que Linda McAvan y su equipo cuentan con todo mi apoyo”.

En el movimiento de Comercio Justo el nuevo texto es bienvenido porque debería animar a autoridades locales y administraciones públicas en toda Europa que ya prestan apoyo a agricultores en el Sur a través de sus compras, para que sigan haciéndolo así. Además la nueva normativa ojala acerque  a nuevos actores al camino del desarrollo sostenible.

Sergi Corbalán, director ejecutivo de la oficina de abogacía por el Comercio Justo explica que “La pelota está ahora en el tejado de los países miembros que tienen que implementar los cambios de las nuevas reglas de la UE en la legislación nacional. Los estados miembros deberían usar esta oportunidad también para apoyar estrategias de compra sostenible que apoyen al Comercio Justo”.

Las nuevas directrices de compra pública entrarán en vigor en Marzo 2014. Los estados miembros de la UE tendrán desde entonces dos años para incorporarlos en la legislación nacional.

Un brindis por más Comercio Justo en la compra pública