domingo 12.07.2020
OPACIDAD EN LAS CUENTAS

El Tribunal de Cuentas constata que la Iglesia Católica no justifica el dinero que recibe por el IRPF

Europa Laica reclama al Gobierno que derogue "sin demora" los acuerdos con la Santa Sede.
Imagen de archivo.
Imagen de archivo.

Un informe provisional del Tribunal de Cuentas al que ha tenido acceso Europa Laica constata que la Iglesia católica no justifica debidamente el dinero que recibe por la declaración del IRPF.

La Iglesia está obligada a justificar ante el Estado los ingresos públicos que recibe (268 millones en 2017) pero la memoria anual de gastos se queda en “una simple relación de actividades confesionales que no responde a lo realmente acordado de justificar los gastos de los ingresos tributarios recibidos”, señala Europa Laica.

De ahí que la Administración no tenga información precisa sobre lo que la Iglesia destina a actividades confesionales frente a otras de carácter mercantil -según viene denunciando Europa Laica- “que vulneraría la legislación comunitaria sobre la libre concurrencia y las ayudas de Estado”, señala y poco como ejemplo, las cantidades destinadas a 13TV, la Cadena COPE u otras entidades de la Iglesia.

El Tribunal de Cuentas “reconoce que la asignación tributaria no es un impuesto religioso que afecta solo a los católicos sino una pérdida de ingresos en el dinero público que afecta a todos los ciudadanos

Según explica Europa Laica, el informe del Tribunal de Cuentas “reconoce que la asignación tributaria es una detracción de ingresos del presupuesto general estatal y por tanto no es un impuesto religioso que afecta solo a los católicos sino, simple y duramente, una pérdida de ingresos en el dinero público que afecta a todos los ciudadanos, sean católicos o no”, de ahí que “se está vulnerando el principio de aconfesionalidad del Estado”.

El Tribunal de Cuentas también considera que el superávit que la Iglesia católica declara disponer por esta asignación -15,9 millones en 2017 y 19,3 en 2016- “es claramente atípico” y una “señal de que el Estado está financiando a la Iglesia católica a través del IPRF con más dinero de lo que figura en los Acuerdos de 1979 para el adecuado sostenimiento de la iglesia”.

Asimismo, el Tribunal alerta de que tampoco existe plan alguno por parte de la Iglesia católica para su autofinanciación como así se comprometió en esos mismos Acuerdos.

En cuanto a las exenciones y beneficios fiscales que disfrutan las confesiones religiosas, el Tribunal de Cuentas constata la ausencia de comprobación segura sobre las mismas. Así, por ejemplo, en un análisis del Impuesto de Sociedades, las cifra en 187 millones en 2017, aunque el propio Tribunal considera que esta estimación carece de valor cierto por el descontrol existente en la propia Administración con las más de 27000 entidades religiosas existentes.

Europa Laica insta al Gobierno de coalición a la derogación "sin demora" de los Acuerdos de 1979 con la Santa Sede

Finalmente, el informe del Tribunal de Cuentas censura la gestión de la Fundación Pluralismo y Convivencia, perteneciente al Ministerio de Justicia, en la gestión de las subvenciones concedidas por esta entidad pública a las confesiones minoritarias -900.000 euros en 2017- al no comprobar el cumplimiento de las obligaciones exigidas por la Ley de Subvenciones. “Un desorden que impide justificar los objetivos pretendidos, también por la complacencia de estas entidades religiosas, evangélicas, judías o musulmanas”, asegura Europa Laica.

En opinión de este colectivo, “no existe razón para que el Gobierno progresista PSOE-UP no cumpla con sus promesas electorales y partidarias, y proceda sin más demora, después de más de cuarenta años, a la denuncia y derogación de los Acuerdos de 1979 con la Santa Sede, los existentes con las confesiones minoritarias y cualquier legislación de privilegio, acabando de una vez con este vergonzoso sistema de subvencionar organizaciones privadas con los impuestos de todos, con una Iglesia católica que, de forma arrogante, ni siquiera justifica en qué los emplea”, concluye.

El Tribunal de Cuentas constata que la Iglesia Católica no justifica el dinero que...
Comentarios