miércoles 18.09.2019
PACTO DE GOBIERNO

Sánchez ofrece a Iglesias cargos institucionales que no estén supeditados al Consejo de Ministros

Sánchez ofrece a Iglesias cargos institucionales que no estén supeditados al Consejo de Ministros

PROPUESTA ABIERTA PARA UN PROGRAMA COMÚN PROGRESISTA

 

Pedro Sánchez ha ofrecido un “acuerdo de gobernanza” a Unidas Podemos para la conformación de gobierno que incluye cargos en instituciones y órganos del Estado tanto dependientes del Ejecutivo como ajenos al mismo.

El presidente del Gobierno en funciones ha hecho este anuncio en la presentación del ‘Programa Común Progresista’ con 370 propuestas con las que el PSOE pretende ganarse el apoyo de la formación morada y otras fuerzas minoritarias progresistas a su investidura.

En el acto celebrado en Madrid que ha congregado a prácticamente todo su gabinete y otros tantos dirigentes socialistas, así como representantes de la sociedad civil, el líder socialista ha escenificado su última propuesta a Podemos con el propósito de que “se traduzca en un ambicioso acuerdo de programa y gobernanza progresista”.

"TRIPLE GARANTÍA" PARA EL ACUERDO

Según ha detallado, dicho acuerdo se sustenta en tres pilares. Por un lado, un acuerdo programático "abierto" en el que las 370 medidas conocidas hoy servirían como base a la negociación; y por otro, la creación de un “riguroso sistema de garantías con evaluación y control del grado de cumplimiento”, lo que se traduce en la constitución de una oficina de cumplimiento del acuerdo dependiente del Ministerio de Hacienda, además de sendas comisiones en Congreso y Senado de “seguimiento y actualización” que deberán ser rubricadas por ambos grupos parlamentarios. A ello se añadiría otro espacio de “verificación” en el que participe la sociedad civil.

Una “triple garantía” que se reforzaría con el acuerdo de gobernanza proponiendo a Unidas Podemos cargos de “alta responsabilidad” en instituciones “con funciones muy relevantes” que “complementen la labor” del Gobierno, así como otras “responsabilidades capitales al frente de organismos” que “no estén supeditados al Consejo de Ministros”.

Sánchez se ha reservado los detalles de esta propuesta a la espera de una inminente reunión entre los equipos negociadores del PSOE y UP que Sánchez propone arrancar esta misma semana, pero sin fecha aún para un nuevo encuentro cara a cara con Iglesias.

“No queremos votos gratis en nuestra investidura”

El secretario general del PSOE asegura que con esta propuesta a Podemos ha actuado “de buena fe”, ya que da respuesta, en su opinión a las “preocupaciones” de UP: “No queremos votos gratis en nuestra investidura”, ha afirmado.

Sánchez ha hecho un relato pormenorizado de sus intentos para formar gobierno y se ha remontado a la moción de censura que hace 15 meses desalojó al PP de La Moncloa para destacar que la colaboración con UP “funcionó” entonces y fue “provechosa”. Ha cargado con dureza contra el PP y C’s por tumbar los Presupuestos Generales del Estado junto a las fuerzas independentistas en el Congreso y, aunque ha dicho que “no es tiempo de reproches”, ha puesto todo el peso de la responsabilidad por la investidura fallida de julio en la formación morada a la que acusa de “dañar seriamente las bases de confianza que habían construido conjuntamente en este último año de colaboración leal”.

A su juicio, Podemos pretendía constituir “dos gobiernos adosados en uno”, es decir, “un gobierno compartimentado y dividido” y dice “no estar dispuesto a presidir un gobierno si no es útil al interés general”. En ese punto, afirma, “no merece la pena intentarlo”.

La propuesta de julio es ahora "impracticable"

Sánchez ha respondido al porqué no vale ahora la propuesta para un gobierno de coalición que el PSOE hizo en julio. Y es que, si en ese momento “se comprobó inviable, hoy sigue siéndolo”. El rechazo de UP a apoyar su investidura se basa, en su opinión, al “recelo” y a la “desconfianza” por lo que a día de hoy resulta “impracticable”.

Por ello, ve estéril continuar con un debate que no conduce a ninguna parte. En este sentido, ha constado las “profundas diferencias” entre su partido y UP: “deberíamos aceptar lo obvio, y es que de poco sirve insistir en un argumento cuando la otra parte lo rechaza de plano", afirma para subrayar después que el PSOE “ni impone ni humilla defendiendo su visión sobre lo que entiende es un gobierno eficaz, estable y cohesionado”.

“No hay condiciones hoy para convertirnos en socios de Gobierno, pero eso no tiene por qué transformarnos en adversarios, cabe ser aliados leales como lo hemos sido en el pasado”

Sánchez vuelve a tender la mano a Podemos: “No hay condiciones hoy para convertirnos en socios de Gobierno, pero eso no tiene por qué transformarnos en adversarios, cabe ser aliados leales como lo hemos sido en el pasado”. A su juicio, ambas formaciones “están en condiciones de encontrar fórmulas de entendimiento que sin satisfacernos plenamente ni a unos ni a otros posibiliten materializar la principal meta que nos une: poner en marcha un gobierno progresista que trabaje por la justicia social y hacerlo desde la contribución solidaria, leal responsable entre las dos”.

Si el problema -ha reiterado- es la confianza y la garantía “construyamos confianza, construyamos garantías” para el cumplimiento del acuerdo.

Sánchez ofrece a Iglesias cargos institucionales que no estén supeditados al Consejo de...
Comentarios