sábado 11.07.2020

¿Por qué la convocatoria de plazas para los Técnicos que controlan el gasto público no es suficiente?

¿Por qué la convocatoria de plazas para los Técnicos que controlan el gasto público no es suficiente?

La Agencia Estatal de Administración Tributaria ha convocado 795 plazas para el cuerpo de Técnicos de Hacienda, de las que 130 serán de promoción interna. Estos puestos se encuadran en la Oferta de Empleo Público aprobada en marzo, que contemplaba un total de 33.793 plazas, así como en el decreto sobre el Brexit que también refrendó el Gobierno. De igual modo, el Ministerio de Hacienda convocó 97 plazas para el Cuerpo Técnico de Auditoría y Contabilidad, de las que cinco de ellas se cubrirán por el régimen de promoción interna.

Desde Gestha venimos planteando hace años la necesidad de incrementar los medios para prevenir y combatir el fraude fiscal, dado nuestro diferencial con la media de los países de la Unión Europea, que nos sitúa en una posición con la mitad de efectivos, en función del número de contribuyentes, que la media de los 28 países de la Unión Europea. Y en este sentido, esta convocatoria iría en esa dirección.

No obstante, echamos en falta una mayor ambición respecto de los medios dedicados al control del gasto y ayudas públicas, que debería potenciarse y mejorarse. La reciente sentencia de los ERES en Andalucía ha puesto sobre la mesa los agujeros y debilidades del modelo de control en las Comunidades Autónomas, que son asimismo predicables tanto del de la Administración del Estado, como del llevado a cabo en las Entidades locales.

Pero la mejora del número de efectivos técnicos para afrontar el control de los ingresos y gastos públicos debería ir acompañada de una reforma estructural y de funcionamiento de los órganos correspondientes. Reforma que debería incluir una mayor atribución de responsabilidades a los técnicos, con la consiguiente eliminación de las trabas que, demasiadas veces, suponen el atarnos de manos para desarrollar nuestro trabajo eficaz y eficientemente.

Esta situación es consecuencia del desfasado statu quo que aún se mantiene en buena parte de la Administración pública, y que tiene uno de sus mayores exponentes en el Ministerio de Hacienda, en el que las presiones corporativas se imponen, en demasiadas ocasiones, sobre el interés general.

De ahí que corresponda al nuevo Gobierno reflexionar sobre esta situación y adoptar las medidas necesarias para hacer efectivo el artículo 103 de la Constitución y para que el Ministerio de Hacienda sirva con objetividad los intereses generales.

Por nuestra parte, tras volver a ganar las elecciones sindicales del Ministerio de Hacienda al lograr el 32% de los votos y reforzar nuestra posición como el sindicato más representativo de los funcionarios y el referente del conjunto de los técnicos, continuaremos promoviendo la necesidad de una reforma profunda de la Agencia Estatal Tributaria y del Ministerio de Hacienda para superar los serios problemas de movilidad, promoción y reconocimiento profesional de la plantilla, especialmente de los Técnicos.

Carlos Cruzado, presidente de los Técnicos del Ministerio de Hacienda (GESTHA)

¿Por qué la convocatoria de plazas para los Técnicos que controlan el gasto público no...