DECISIÓN NO APLICABLE AL RESTO DEL PARQUE NUCLEAR

Endesa e Iberdrola no reabrirán la Central Nuclear de Garoña

El Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital ha decidido no autorizar la reapertura de la Central Nuclear de Santa María de Garoña, instalación que pertenece a Nuclenor, sociedad mixta de Enel-Endesa e Iberdrola.

Así lo anunció el ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital, Álvaro Nadal, en una rueda de prensa en la sede ministerial, donde explicó que "el contexto político ha sido el elemento más decisivo para tomar esta decisión".

Además, aseguró que esta decisión no es aplicable al resto del parque nuclear, ya que el Gobierno considera, según el ministro, que tiene que "seguir operando". "Espero que no haya más garoñas, lo digo con sinceridad", sentenció.

En cuanto al contexto político, lamentó que no permitiría "dar certidumbre" a la operativa de la central si hubiese continuado, ya que, por ejemplo, hay registrada una proposición de ley del PSOE en el Congreso de los Diputados que, de aprobarse, podría suponer su cierre.

Para Francisco Castejón, de Ecologistas en Acción, “la petición de cierre es un clamor social y político. Los parlamentos español, vasco, riojano y aragonés han pedido el cierre definitivo de la central, y la sociedad española está también a favor de esta medida. Garoña es peligrosa y prescindible y ni siquiera sus propietarios quieren reabrirla”.

Por su parte, Greenpeace celebra que Garoña vaya a comenzar su desmantelamiento porque se abre definitivamente la puerta hacia el fin de la energía nuclear en España. Garoña cierra porque la ampliación de su vida no es rentable para sus dueños, pero lo celebramos porque cerrar las nucleares es más seguro y rentable que darles más licencias, ha declarado Raquel Montón, responsable de la campaña de Energía nuclear de Greenpeace.