EL ICS NO ES MÁS QUE LA VERSIÓN ZOMBI DEL ISDS

La Comisión Europea hace 'trampa' con el TTIP

Cambiar las siglas. Esa es la principal estrategia de la Comisaria europea de Comercio, Cecilia Mamström, para tratar de conseguir que uno de los apartados más polémicos del TTIP pueda salir adelante.

Sigue siendo un sistema unidireccional, en el que las empresas pueden denunciar a los Estados, pero no hay lugar para juzgar a las empresas.

15 organizaciones europeas, publican un informe que muestra que las propuestas de la Comisión Europea para el capítulo de protección de las inversiones en el tratado comercial entre la UE y EEUU (TTIP por sus siglas en inglés), sigue siendo una amenaza para la democracia

Cambiar las siglas. Esa es la principal estrategia de la Comisaria europea de Comercio, Cecilia Mamström, para tratar de conseguir que uno de los apartados más polémicos del TTIP pueda salir adelante. Se trata del mecanismo de solución de controversias entre inversores y Estados (más conocido por sus siglas en inglés, ISDS) por el cual una empresa extranjera puede denunciar a un país si, tras una nueva ley o disposición judicial, la primera pierde beneficios, obligando a los países a realizar compensaciones millonarias detraídas de las arcas públicas. Esto ha llevado a casos como la denuncia de 3000 millones de euros contra Alemania por el cierre de las nucleares o los 15.000 millones de dólares exigidos a EE UU por no permitir la construcción de un oleoducto de petróleo pesado.

TheZombieISDSTras el rechazo de la ciudadanía europea a la inclusión del mecanismo ISDS en el TTIP, la Comisión Europea presentó una propuesta de sustitución del mecanismo ISDS por un Sistema de Tribunal de Inversiones (ICS por sus siglas en inglés), que corrige algunos aspectos procesales del mecanismo ISDS, pero sigue sin resolver los problemas fundamentales. Sigue siendo un mecanismo que discrimina a las empresas pequeñas y medianas empresas y a la ciudadanía en general frente a las multinacionales, que siguen siendo las únicas con capacidad de hacer uso de este sistema de protección de las inversiones. Y sigue siendo un sistema unidireccional, en el que las empresas pueden denunciar a los Estados, pero no hay lugar para juzgar a las empresas.

El informe presentado por 15 colectivos europeos analiza los detalles de la propuesta de ICS de la Comisión, demostrando que los principales problemas del ISDS se mantienen. Las demandas más polémicas del ISDS, como las de Alemania y EE UU mencionadas anteriormente, también tendrían cabida bajo el ICS. Además, el ICS es incompatible con el sistema legal de la UE, ya que deja de un lado las cortes europeas.

Por lo tanto, el ICS no es más un intento de mantener vivo el mecanismo ISDS que la Comisión alega haber finiquitado. Se trataría de un ISDS zombi, que continuaría amenazando la democracia mundial. De incluirse en el TTIP, sería aún más peligroso para la población europea, puesto que daría cobertura a la mayoría de empresas estadounidenses operando en el continente, frente al 1% de empresas que pueden utilizar el mecanismo en la actualidad.

Por todo ello, Ecologistas en Acción, junto con los miles de colectivos que se agrupan bajo la campaña europea Stop TTIP, rechaza la propuesta de ICS formulada por la Comisión Europea, a la que insta a finiquitar todos los tratados de protección de las inversiones firmados y en vías de negociación.