APERTURA DE LA LEGISLATURA EN EL CONGRESO DE LOS DIPUTADOS

El Rey insta a los parlamentarios a "estar a la altura con generosidad y responsabilidad"

El Rey Felipe ha instado a los diputados y senadores de las Cortes Generales a "estar a la altura" de lo que los ciudadanos esperan de ellos y sean capaces de forjar grandes acuerdos actuando con "generosidad" y "responsabilidad".

Si bien el monarca ha pasado de puntillas por la situación en Cataluña, sí ha querido advertir de que "España no puede negarse a sí misma tal y como es; no puede renunciar a su propio ser"

El Rey Felipe ha instado a los diputados y senadores de las Cortes Generales a "estar a la altura" de lo que los ciudadanos esperan de ellos y sean capaces de forjar grandes acuerdos actuando con "generosidad" y "responsabilidad".

En el discurso con el que ha abierto formalmente la XII legislatura, el monarca ha advertido de que el periodo de casi un año de interinidad del Gobierno que se abrió tras las elecciones del 20 de diciembre generó "inquietud, malestar, desencanto" e incluso "distanciamiento" de la política en muchos ciudadanos, además de "preocupación" en el plano internacional.

Pero una vez que "la crisis de gobernabilidad se ha resuelto" con "diálogo, responsabilidad y generosidad", ha animado a los parlamentarios a que demuestren "voluntad y capacidad de llegar a acuerdos, de lograr la mayor concertación en las cuestiones básicas", lo que requiere del "compromiso de todos con el interés general para resolver los problemas de los ciudadanos".

Si bien el monarca ha pasado de puntillas por la situación en Cataluña, sí ha querido advertir de que "España no puede negarse a sí misma tal y como es; no puede renunciar a su propio ser; y no puede, en fin, renunciar al patrimonio común construido por todos y desde el que debemos seguir edificando un futuro compartido".