¿Cómo están reguladas fiscalmente las herencias en otros países europeos?

Gestha destaca que países como Reino Unido, Suiza, Grecia o Chipre, con tasas del Impuesto sobre Sucesiones sobre el PIB más bajas que España –donde es del 0,3% del PIB-, registran una fiscalidad muy dura por el IBI y el Patrimonio, superando la tributación española por estos tres impuestos.

El Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones tiene una finalidad redistributiva debido a que afecta a la acumulación intergeneracional de la riqueza. De hecho, el ISD forma parte de los sistemas tributarios de la mayoría de los países avanzados de la OCDE y de la UE, situándose España en la media de la Eurozona en presión fiscal a las herencias.

En la UE, el ISD no se exige en Suecia, Letonia, Estonia, República Checa, Austria, Rumania, Bulgaria, Chipre, Malta (2014), Eslovaquia (2014) y Eslovenia (2015), pero estos países pueden gravar las herencias en otros tributos, como el impuesto sobre la renta. En concreto, Letonia, Austria, Chipre, Malta, Eslovenia y Bulgaria registran ingresos por otros conceptos como donaciones, tasas a fundaciones u otros impuestos sobre la transferencia de inmuebles. Además, República Checa y Portugal tienen una disposición sobre el ISD en otros impuestos.


Cuadro 3. Peso del ISD en el PIB de los países de la UE

cuadro gestha3

Importe en millones
Los datos de la UE y de la Eurozona no incluyen la información de Estonia, al no disponer de ellos.
Fuente: Técnicos del Ministerio de Hacienda, Gestha, a partir de datos de Eurostat